Inicio Conciertos Crónica y fotos del WINTERFEST con INCURSED + SALDUIE + IMMORGON +...

Crónica y fotos del WINTERFEST con INCURSED + SALDUIE + IMMORGON + OCELON en Barcelona

1
ROCK THE COAST FESTIVAL
RESURRECTION FEST ESTRELLA GALICIA 2019
ROCK N ROCK - ROCK FEST BARCELONA 2019

LEYENDAS DEL ROCK 2019
SONY - AMON AMARTH
IRON MAIDEN
ROCK THE COAST FESTIVAL
RESURRECTION FEST ESTRELLA GALICIA 2019
ROCK N ROCK - ROCK FEST BARCELONA 2019

LEYENDAS DEL ROCK 2019
SONY - AMON AMARTH
IRON MAIDEN
DOWNLOAD MADRID 2019
Century Media
Madness Live!
TAKEN
DOWNLOAD MADRID 2019
Century Media
Madness Live!
TAKEN
DOWNLOAD MADRID 2019
Century Media
Madness Live!
TAKEN

 

INCURSED

INCURSED + SALDUIE + IMMORGON + OCELON

Viernes 8 de Febrero de 2019 – Sala Bóveda – Barcelona

Cuando la promotora On Fire anunció la quinta edición del festival, me tomé un desmedido interés por la apuesta; es más, viaje expresamente a Barcelona para disfrutarlo.

Alfonso Díaz, quien escribe las  crónicas de OCELÓN y SALDUIE, Fran Labrada, quien hizo las fotos, y yo, vivimos las descargas de cuatro buenas bandas, todas ellas unidas por el metal con  influencias del death melódico, el viking y el folk metal.

Os contamos lo acaecido en nuestra opinión…

Rafa Basa

 

OCELON

Siempre resulta complicado romper el hielo, ser los primeros en aparecer en escena para   dar el pistoletazo de salida a un festival. Pero cuando la cita está planteada como una batalla en la que cuatro de nuestras bandas más representativas de la escena folk, pagan, viking, se batirán el cobre sobre el escenario en igualdad de condiciones y tiempos, el ser el encargado de abrir la velada no pasa  de  ser una mera  formalidad.

De modo que los primeros en saltar a la “arena” de una sala Bóveda que poco a poco iba tomando colorido fueron OCELON, quienes aprovecharon sus cuarenta minutos para ofrecernos un exhaustivo repaso por los mejores momentos de su ópera prima  “Of The Lost Heritage”. Desafortunadamente las reducidas dimensiones del escenario del Bóveda acabaron propiciando que los músicos tuvieran que amontonarse  en escena. Además, el sonido no acabó de acompañarles, ya que cuando se solapaban  los instrumentos de viento y cuerda el sonido se tornaba algo embarullado y confuso. Pero dejando a un lado estos inoportunos problemas técnicos, lo cierto es que los del foro consiguieron captar la atención del respetable  desplegando sus esencias folk al desgranar  piezas  como “The Moon Hunter”.

Evidentemente aunque todos sabíamos que la noche iba a ser bastante larga fue prácticamente imposible  no dejarse llevar por el buen rollo de esa invitación al desparrame y el cachondeo que nos propusieron las divertidas melodías de “Amber Blood”. Personalmente uno de los temas que más me gustó de la descarga de OCELON fue “Pilgrimage”, que fundió a la perfección la rotundidad propia de las sonoridades más oscuras y agresivas del metal y la envolvente musicalidad de la instrumentación folk antes de abocarnos sobre un demoledor tramo final que se saldó con su vocalista, Luis Esparrago, clavando las rodillas en el suelo.

Acto seguido llegaba el momento de dejarnos seducir por las ambientaciones medievales y las bucólicas sonoridades que nos flanquearon el paso hacia “Homeland”, que se convertía en la excusa perfecta para que el violín de Ester fuera el que se encargara de llevar las riendas del tema. Para el siguiente tema de la noche los dos guitarristas del combo madrileño, Julio García y David González, abandonaron el escenario para tocar entre el público “Communion”, dando argumentos a los más animados para que no dejaran de danzar.                                                                                                               

Para encarar la recta final de su escueta presentación el septeto optó por la que probablemente sea su composición más compleja y ambiciosa “Forest Of Mist”, una extensa suite que denota el nivel de madurez compositiva que la banda ha alcanzado, intercalando para ello ambientaciones introspectivas y  desarrollos oscuros y trepidantes. Acto seguido llegó el momento de recordar uno de sus temas más antiguos  “Among Mountains”, que ya incluyeran en su primera demo “To Ocelon”, de principios de 2014.

El colofón definitivo para la descarga del combo madrileño corrió por cuenta del instrumental “Introll” que se convirtió en el preámbulo perfecto para  “Battletroll”, que era la escogida para poner la pincelada épica a su presentación. En definitiva buena descarga de unos OCELON a los que los problemas técnicos les acabaron  jugando más de una mala pasada. Además, un servidor se quedó con las ganas de escuchar en directo una exquisitez acústica como “Raven´s Crown”.

Texto: Alfonso Díaz

 


 

IMMORGON

Con los originarios  de Barcelona, el sonido y puesta en escena mejoró. Vestidos de monjes encapuchados, aunque con melenas al viento, el cuarteto hizo un show de alto voltaje, donde brillaron claras influencias sonoras de bandas tipo ENSIFERUM, AMON AMARTH, SVARTSOT, EQUILIBRIUM  e incluso cosas de SLAYER.  Aunque debo decir que fue el grupo menos folk/viking,  y su puesta en escena y comportamiento  se arrimaban más a bandas  black y death.

La banda demostró estar muy engasada y ensayada, por lo que cada tema sonó muy potente y directo. La formación fue  la siguiente: Charlie Trinkhorn, voz y guitarra; Axel Jordana, guitarra y coros,  Joan de Ros al bajo y  Steavy Marfil a los tambores.

“The Everchosen”, de su primera demo  y “God Of Blood”, el cuarto corte  de su álbum "And Thus We Raid", nos pusieron en hora a todos. Este fue muy potente y nos desató. Los dos temas sonaron rotundos, mientras Alfonso y yo comentábamos que por actitud y pose su bajista Jon De Ros pareció ser hijo adoptivo de  Tom Araya de SLAYER.

El inicial de su álbum, “Tempest” siguió la misma tónica. “Death Upon Lindisfarne” sonó muy bien y demostró a estas alturas de su concierto lo que luego pensé: que IMMORGON fuera una de las mejores bandas de la noche.

El concierto fue poderoso. A la mitad de este, las capuchas desaparecieron, y el metal fluyó a tope gracias a la caña y el ambiente propicio que se vivía en la sala.

Presentaron dos temas de nuevo cuño, que supuestamente formarán parte de su próxima entrega. “The fall” y “Pale Beams of Light” y  El primero, más pausado, y el segundo fue ultratrallero.  Me gustó más “Pale Beams of Light”.

Una banda muy interesante, ensayada y potente.

Texto: Rafa Basa

 


 

INCURSED

Tras los cambios,  INCURSED salieron a escena, con algunos paneles decorativos laterales, detalles de hojas en su pie de micrófono y muchas ganas por mi parte de verlos. Tras su actuación en Madrid tenía ganas de disfrutarlos de verdad, y así fue esta noche en el WINTERFEST V.

La banda de Bilbao presentó su  nuevo trabajo “Amalur”, dentro de su  “A journey to Amalur Tour” qe les ha montado su agencia OnFire del bueno de Tomás Quilez, organizador del festival.

El grupo triunfó en mi opinión, dejando evidente su gran nivel y empaque en directo. A pesar de los problemas de sonido que tuvieron en Madrid, -dado que la sala Hysteria donde tocaron aún no tenía su equipo de sonido ajustado ni completo en aquel entonces (en la actualidad el equipo está ya de lujo y listo para conciertos)-,  entonces yo ya entendí que la banda tiene mucho y bueno que ofrecer.

Esta noche en Barcelona lo hicieron, con solidez y seguridad, presentando a su nuevo bajista Haitz, totalmente integrado. Como ya sabía, el grupo gira en torno al cantante y teclista JonKol, quien con su controlador colgado, cantó enfurruñado y feroz tras el micrófono.

Su actuación sonó redonda, gracias a la solera de la banda y a la ayuda tras los controles de la mesa de Pedro Mendes, quien trabaja con varias bandas y toca el bajo con NORUNDA, entre otros combos. Yo ya he comentado que cada vez más y más la labor de un buen técnico hace que un grupo suba o baje enteros.

Folk, viking,  death melódico, pagan… Mezclamos todo y nos inyectamos una buena dosis con INCURSED.

Tras una intro grabada, arrancaron con rabia con “Cry Havoc!”  dejando muy claro que su descarga iba muy en serio Intensidad, caña, mezclada con  un rollo  épico-festivo.

Siguieron con  “Heart of Yggdrasil” de su “Elderslied” sin bajar el listón, sonando muy bien, y con Jonkol apoyado en la garra de sus dos compinches guitarreros Lander y Jones, a cual mejor de los dos y el combo sólido formado por el batería Amo y el nuevo bajista.

Siguió la fiesta con “Beer  Bloodbath”   con coros que la asistencia y un ritmo movido y potente.

“Suarren lurraldea, The land of the Free“ de su álbum de 2014 "Elderslied"  retificó aún más que su concierto sería de lo mejor de este WINTERFEST V.

Y como hubo retrasos en el festival, acortaron su actuación y se despieron con la habitual versión demoledora y buenísima que hacen  de “Take on me” de  AHA, que sonó bestial y dedicaron a su manager Tomás Quilez.

Muy buenos y vencedores de la noche.

Texto: Rafa Basa

 


 

SALDUIE

Los elegidos para poner el broche definitivo a esta quinta edición del WINTERFEST fueron los zaragozanos SALDUIE, una banda que ya había visitado la Ciudad Condal para presentar en vivo el que hasta el momento es su última entrega discográfica “Belos”. Y digo hasta el momento porque la banda tiene ya la vista puesta en la publicación de su nueva obra “Viros Veramos”, que verá la luz a finales de este mismo mes de febrero.

Curiosamente los maños fueron la única de las cuatro formaciones que completaban el cartel de esta noche que cantó en castellano. Pero dejando las  curiosidades  a un lado, lo cierto es que había bastante expectación por comprobar si tendríamos ocasión de escuchar alguna de sus nuevas composiciones, una vez se han publicado un par de anticipos a través de las redes sociales. Lamentablemente, no fue así, de modo  que tendremos que esperar a su próxima gira para escuchar en vivo temas como “Sedeisken” o “Viriato “, ya que el grueso del repertorio que tuvimos ocasión de escuchar esta  noche estuvo centrado en las composiciones de su segundo largo “Belos”.

Otro detalle que me llamó la atención fue que la propuesta de SALDUIE me pareció la más épica y grandilocuente de la velada, con lo que no tuvieron ninguna clase de dificultad para conectar con el  respetable desde que aparecieron en escena acompañados de “Pax Sempronia 179 A.C.”, para rápidamente ponerse manos a la obra y pisar el acelerador al máximo para dar forma al primer trallazo de la noche “Carus De Sekaiza”, con la que alternaban voces limpias y guturales.  Tras haber arrancado poniendo toda la carne en el asador, y habiendo conseguido poner al personal en movimiento, estaba claro que los maños no iban a dejar que el ambiente se relajara, de modo que las gaitas y las guitarras aunarían fuerzas para dejar que “Tvrma Sallvitana”, se encargará de seguir impregnando de épica a unos seguidores que parecían  cada vez más animados y que no titubearon a la hora de entonar su fantástico estribillo.

Evidentemente a lo largo de la presentación de SALDUIE los instrumentos de viento se dejaron notar con fuerza, tal y como sucedió durante los compases iniciales del potentísimo “Los Fuegos De Belenus”, en los que la banda dejaba aparcada por unos instantes su faceta más combativa  para adentrarse en la temática de las creencias y los ritos ancestrales. Con los músicos distribuyéndose en escena lo mejor que podían, y ante un público que les aclamó en un par de ocasiones, era un buen momento para proponernos un cambio de registro, dejando que las guitarras se encargaran de preceder  a la dupla de gaitas que marcó  los    compases iniciales de “Bestias Númidas”:

Lamentablemente el tiempo de los zaragozanos estaba llegando a su fin. Pero antes de dar por concluida una descarga que acabó resultando demasiado corta todavía tendríamos tiempo de encomendarnos al dios hispánico de la guerra y el rayo “Netón”, para posteriormente  guiar nuestros pasos hacia esa última batalla que fue “Numancia”, y que significó todo un derroche de épica metalera, con SALDUIE echando la vista atrás para dejarnos una muestra de su debut de 2014, “Imbolc”. Seguramente el broche perfecto para su presentación y para esta quinta edición del WINTERFEST  hubiera sido con todos los presentes alzando nuestros cuernos  al aire para ponernos “A Brindar” con “Hidromiel”, pero lamentablemente las limitaciones de tiempo nos lo impidieron. 

Texto: Alfonso Díaz

Fotos: Fran Labrada

Para ver las fotos a mayor tamaño, pinchar sobre ellas.

 

 

1 COMENTARIO