Inicio Conciertos Z! LITE EDITION ’21 – Crónica y fotos de NOCTURNIA, MEGARA, DÜNEDAIN,...

Z! LITE EDITION ’21 – Crónica y fotos de NOCTURNIA, MEGARA, DÜNEDAIN, ANGELUS APATRIDA, Tarja y LEPOKA

1

 

Z! LITE EDITION '21

Sábado 4 de septiembre de 2021 – Auditorio Ruta de la Plaza – Zamora

NOCTURNIA + MEGARA + DÜNEDAIN + ANGELUS APATRIDA + Tarja + LEPOKA          

Fue mi  primera visita a la ciudad de Zamora. Tras ocasiones truncadas, por fin asistí al festival, aunque en versión “Lite”,  con medidas de seguridad, aforo reducido a mil personas, mascarillas, gente sentada, etc.

Desde estas líneas, agradezco encarecidamente a los organizadores (Gonzalo y todo su equipo) por llevar a cabo el festival en estos tiempos tan complejos en su versión Z! LITE EDITION ’21. Un excelente recinto, buena organización, producción impecable (Gracias a Gorka y Luismi), horarios cumplidos, un buen equipo de sonido, luces, escenario… Un festival, el Z! LIVE ROCK,  que apunta a 2022, con un gran cartel que estará encabezado por BLIND GUARDIAN, y sin ser, de momento, “uno de los grandes” tiene hechura y posibilidades de serlo en un corto intervalo de tiempo.

El festival casi se llenó desde primera hora, lo que me alegró mucho, para ver a los toledanos NOCTURNIA, con su nuevo cantante Kike Fuentes, que me volvió a gustar. Kike demostró una vez más poseer cualidades vocales, actitud, planta, escena, y estar cada vez más integrado en unos NOCTURNIA que apuntan alto con su fichaje. Parece que la banda he vuelto a cargar baterías, y si las canciones y la suerte les acompañan, su próximo álbum, que llegará en 2022, les puede poner en la picota, lugar que merecen.

El calor y “la solanera” fueron protagonistas de su concierto, además  de un sonido bastante bueno.

Su descarga empezó con energía, con la banda entregada escénicamente, demostrando mucha actitud con  un Kike vencedor.

Pienso sinceramente que tras verles hoy en Zamora y el estreno de Kike en Fuenlabrada, NOCTURNIA han pegado un estirón importante.

Así lo demostraron en este Z. Con temas muy directos como “Siempre hay un lugar”, estribillos pegadizos, y una banda dándolo todo.

Me gustó mucho “En Busca del Tiempo” y su himno “Alza tus puños”, un temazo que funcionó de maravilla.

“Hermanos” con las consecuentes “gracias” a la asistencia y al festival” y el final “Cenizas” pusieron fin a un show corto, pero muy efectivo. Un gran inicio para este Z! LITE EDITION ’21 para unos NOCTURNIA que después de su concierto, se hartaron a pasarlo bien, hablar con los fans, vender merchandising…

Enhorabuena a César Arroyo (Bajo), también a los “gruñidos”, Javi A, Villanueva y Manu Acilu a las Guitarras, José Roldán a la batería, Kike Fuentes a la voz  y el teclista José Gómez-Sellés

Con calor y ganas de festival,  aparecieron en escena MEGARA, precedidos de una intro grabada y el grito de guerra de su batería. 

Siempre que he visto a la banda, me ha encantado.  La última fue en LEYENDAS DEL ROCK. Pero tuve la misma sensación… MEGARA son una banda atípica para Z LIVE como lo era para un evento tan heavy cono LEYENDAS, no obstante el grupo lo hizo muy bien, y demostró su valía.

La primera vez que los ví en directo en Sevilla,  les felicité en persona a pie de escenario. De aquello ha pasado mucho ya, y desde entonces,  la banda ha crecido y hecho popular en redes sociales, su casi única arma promocional elegida por ellos.

Su cantante Kenzy es una estrella del rock en toda regla, se lo monta de maravilla, y todas las miradas las imanta, como gran líder que es. El resto del grupo estuvo a la altura, cumpliendo. Como ya es costumbre, la  Taylor Momsen/Lzzy Hale "a la española" estuvo bien respaldada por dos chicas caracterizadas para la ocasión que aparecieron con coreografía incluida, con diferentes indumentarias.

La vocalista llevó las dobles voces y teclados grabados. Todas las voces se notaron demasiado, en mi opinión, y enturbiaron el directo.

Temas como el ya clásico “Vivo de Rodillas”, “Alas” de su disco “Siete”,  el nuevo “Ni contigo, ni sin ti” y “Truco o trato” certificaron una excelente actuación y puesta en escena, aunque la mayoría de público estuvo un tanto perdido con ellos, por desconocimiento de sus canciones, el calor, o las ganas de disfrutar de otras bandas.

Tras MEGARA, el público recibió “a lo grande” a DÜNEDAIN, quienes tuvieron múltiples problemas de sonido.  A Tony apenas se le escuchaba cuando cantaba o hacía voces,  hasta el meridiano de su show, y la mezcla final no fue del todo la óptima. La voz de Carlos Sanz a veces muy alta, a veces baja, las guitarras escondidas… No obstante, a mi modo de ver y opinión, triunfaron en este Z! LITE EDITION ’21. Había “ganas” de DÜNEDAIN, muchas.  De todas formas, estuvo lejos, en mi opinión, del “bolo” de LEYENDAS DEL ROCK donde rayaron la perfección.

El grupo de Tony Delgado  llevaba parado, -como la mayoría-, demasiado tiempo, pero no por ello estuvieron oxidados o dubitativos, todo lo contario. Salieron “a matar” desde el primer segundo, con un Carlos que canta “que te cagas” (perdón por la expresión) y que no para ni un ápice de moverse, ir de arriba abajo… Carlos lo vivió a tope, y demostró de nuevo ser uno de los mejores vocalistas nacionales que tenemos, derrochando entrega y unas tonos complicados, agudos y realmente difíciles.

La banda estuvo genial, con Tony como segundo cantante, con especial protagonismo, a pesar de los problemas sonoros, y “marcándose” unos solos muy buenos. Me gustó mucho su bajista Alberto, quien se echó escénicamente la banda a sus espaldas junto a Carlos, y se ha ganado con creces el puesto. Junto a los citados,  su guitarrista Mariano, junto al siempre cronométrico Miguel Arias a la batería, marcando las palpitaciones del corazón de los de Madrigal de las Altas Torres.

Temas como “A un paso del Cielo” con Carlos desbocado, “El Legado”, ya con mejor sonido”, el buenísimo “Vuela”, el melódico y magnífico “Eterno” donde dieron todo y destilaron melodía y calidad suprema, o los finales “Por los siglos de los Siglos” y “Corazón de Invierno” fueron letales para un público que disfrutó, cantó y hasta se levantó de sus asientos.

Y llegó el terremoto, la tempestad, el ciclón, la banda que la mayoría quería ver y disfrutar. Estas últimas semanas, ANGELUS APATRIDA no han parado de tocar, de arrasar a su paso, pero que nadie olvide que lo llevan haciendo desde hace años; lo que pasa es que ahora se nota más si cabe, ya que la banda de Albacete recientemente se ha puesto el mundo por montera y toca en todos los festivales habidos y por haber, a la espera de ver qué pasa con su periplo europeo y americano, pendiente de arrancar; esperemos que sea muy pronto.  Según me contó Guillermo en backstage, están muy contentos, pero esta pandemia les ha chafado dos planes muy buenos foráneos, que ojala retomen pronto. Por ganas no va a ser, sin duda.

Como les dije a ellos, son una banda que sea donde sea, “cuentan 1,2,3  y suenan”, y es lo que pasó en Zamora. Aunque poco a poco fueron mejorando, ANGELUS sonaron desde el inicio como un trueno aniquilador.

A pesar que el público estaba sentado, casi la total mayoría lo pasó en grande, disfrutando plenamente de Guillermo a los rugidos y guitarras,  su hermano José, al bajo,  el gran Víctor a la batería, y Davish a la guitarra solista. Son una apisonadora, y en Zamora nos mataron una vez más.

Y eso que no los vi tan feroces como otras veces, pero dieron un conciertazo de tomo y lomo, congratulando a los amates y sedientos de caña.

La poderosísima y veloz “Indoctrinate” de su nuevo álbum, sonó con violencia sonora y puso las cosas en su sitio. ¡¡A disfrutar de los ANGELUS!! Y eso hicimos.

Tras el inicial, siguieron con  “One Of Us”, de Cabaret De La Guillotine. Me encanta su frase: "¡¡¡Si crees que esto apesta, eres uno de nosotros!!!"

Guillermo siguió dado cera con el resto de la banda, mientras el sonido mejoraba y tocaban “Bleed The Crown”. De repente echaron la vista atrás para regalarnos uno de los puntales de “Clockwork” de 2020:  “Of Men And Tyrant”,  a la que siguió  otra de las nuevas “Chilhood´s End”, que sentó cátedra y voloró con nota máxima su último álbum.

“Violent Down” y  “We Stand Alone” nos siguieron acribillando, pero hubo un instante más relajado con la cruda y fiera, pero contenida, “End Man”, del gran “ Hidden Evolution”.

ANGELUS APATRIDA nos dieron más tralla con  “Giv´em War”,  precediendo a los finales  “Serpent The Guillotine”, y el  arrollador “You´re Next”.

Brutales, como siempre.

Tras los cambios, y que parte del público decidió marcharse, incompresiblemente, llegó la artista que era “cabeza de cartel” de este Z! LITE EDITION ’21. Tarja se presentaba en versión rock en Zamora, y éramos muchos los que queríamos disfrutar de su voz, calidad, canciones, grandes músicos, y posiblemente alguna vieja canción de NIGHTWISH.

En este Z! LITE EDITION ’21 ofreció un concierto de muchos quilates, cargado de extrema calidad, elegancia y una banda de acompañamiento de lujo. Además sonó perfecta, muy por encima del resto de grupos. Me da rabia reconocerlo, pero las bandas nacionales tienen cierto nivel a la hora de sonar en directo, pero hay técnicos  y músicos “Guiris” que siguen estando muy por encima, y esta noche se notó mucho con Tarja, su equipo y técnico de P.A. , al que felicité por su sobresaliente trabajo.

Ya de noche, con el juego de luces adornando la escena, y un sonido maravilloso, donde pudimos disfrutar de todos los matices, los graves, medios, la calidad la presión, Tarja y su súper banda, -en la que destacaban “por nombre” Doug Wimbish bajista de LIVING COLOUR) y  el chelista Max Lilja (ex- APOCALYPTICA)-,  nos conquistaron a todos, dirigiéndose a nosotros en perfecto idioma castellano, en sendas fases de su imperial concierto. Seguramente los amantes del thrash o el power se aburrieron, (cosa que puedo llegar a entender) pero Tarja fue “mucha Tarja” en esta ideal noche zamorana.

Por lo que que no me quedó otra que disfrutar, y dado que hubo gente que dejó su asiento, me fui casi a primera fila para ver el concierto.

Con repertorio que repasó sendos pasajes de su carrera, arrancó el concierto con “Dead Promises”, “Demons in You” del álbum “The Shadow Self” y “Falling Awake” de “What Lies Beneath”. Tarja cantó muy bien, y lo que más me gustó es que ha ganado muchos enteros escénicos, siendo más participativa, demostrando especial complicidad con sus músicos, y en cuanto a movimientos se refiere.

"Goodbye Stranger" sirvió para que toda la banda se luciera, e hiciera mini solos, de gran calidad y nivel, especialmente el que se marcó el pianista/teclista y el batería. ¡¡Grandes músicos!!

Tarja se dirigió al público, de nuevo en castellano, y dijo que iban a recordar una viaja canción que cantó por primera vez hace más de 16 años,  y el piano introdujo una melodiosa y maravillosa “Nemo” que todos los fans corearon y recordaron con añoranza.  Fue un regalo para muchos.

El concierto siguió con "Diva" del álbum "The Shadow Self" y "Victim of Ritual" de "Colours in the Dark". Ambos temas sonaron perfectos, impresionantes.

Me encantó la interpretación del gran “Innocence”, uno de los temas que más me gusta personalmente de ella en solitario. Así como “I walk alone” de “My Winter Storm” donde Tarja y toda la banda demostraron sus altas dotes y cualidades.

La versión de Gary Moore “Over the hills and far Away” que ella cantaba con NIGHTWISH animó el ambiente y consiguió la reacción del público y su aprobación. Les quedó muy bien, la verdad.

Y el final llegó con “Until My Last Breath” del álbum “What Lies Beneath” de 2010, poniendo colofón a un concierto repleto de calidad, aunque poco metal, ni agresividad, ni caña… para eso tocaron otras bandas muy b uenas y sobresalientes. Seguro que los verdaderos seguidores de Tarja lo pasaron de lujo.

Y el artista final llegó. Los festivos, cerveceros efectivos y divertidos LÈPOKA cerraron el festival, con sus inflables enormes cerveceros, sus trajes de monje y sus himnos joviales y bailables a ritmo de folk metal.

Es claro que LÈPOKA es una de las pocas bandas jóvenes que destaca en festivales, y entre un público mayoritariamente joven, amante de grupos como SAUROM, MAGO o CELTIAN, lo que a mi personalmente me encanta. Hay nuevas generaciones hambrientas de este tipo de bandas, por ello LÈPOKA gustan y gustaron esta noche.

El grupo sonó muy acompasado y compenetrado, incluyendo a su nuevo violinista Dani, quien en mi opinión no destacó tanto como lo hacía con DEBLER.

El grupo fue “maestro de ceremonias” para que una pareja se pidiera en matrimonio. Estuvo “diver”.

Temas como “El Baile de los Caídos”, “Seguimos en pie” y “Contra Viento y Marea” calentaron los ánimos, pero nada comparable con sus mega himnos “Beersekers”, “El Chupito” y “Goliardos”. Fue una locura.

El final con “Yo controlo” fue “el descontrol”.

¡Bien por LÈPOKA!

Antes de terminar, quiero puntualizar: Me encantó charlar con amigos como Gorka de RENCORE, la mayoría de las bandas, (especialmente ANGELUS, NOCTURNIA, DÜNEDAIN…),  Jesús Cámara y Carmelo de Duque Producciones, Maribel, Chema y amigos de Urban Rock de Vitoria, los fotógrafos Christian CL y Sergio "Duru" Blanco, Irene y Yolanda, mucha gente anónima de Zaragoza, Burgos, Guipuzcoa, etc, y por supuesto Fran Cea, fotógrafo colaborador de RafaBasa.com, contratado por la organización, y Gonzalo, a quien le doy las gracias encarecidamente por todo. Fue un gran placer también compartir dialogo y viaje de vuelta a Madrid con Tarja y Marcelo y por supuesto con mi amigo Luismi Villarubia con el que terminé la jornada del domingo con unas frías birras a nuestra llegada a Getafe de vuelta.

Texto: Rafa Basa

Fotos: Fran Cea (fotógrafo oficial del festival)

Para ver las fotos a mayor tamaño, pinchar sobre ellas.

 

 

OBUS - MADRID
EASY RIDER - Metamorphosis
SARATOGA GIRA
DARK RAILS - HELL-TRAIN
GUADAÑA – Erytheia
KIVENTS
AGENCIA - AREA51METAL
EVIL HUNTER - Lockdown
ROCK GUITAR EXPERIENCE – COLECCIÓN DE LIBROS
ROCK GUITAR EXPERIENCE

 

 

 

RESURRECTION FEST
METAL PARADISE
KIVENTS
MAGO DE OZ - Bandera Negra
CELTIAN - Sendas de Leyenda
ROCK GUITAR EXPERIENCE – COLECCIÓN DE LIBROS
ROCK GUITAR EXPERIENCE

1 COMENTARIO