Inicio Conciertos LEYENDAS DEL ROCK – Cronica y Fotos del Viernes

LEYENDAS DEL ROCK – Cronica y Fotos del Viernes

16
METALLICA - BARCELONA-MADRID 2019

METALLICA - BARCELONA-MADRID 2019

METALLICA - BARCELONA-MADRID 2019

ROCK N ROCK
LIZZIES
Madness Live!
ROCK N ROCK
LIZZIES
Madness Live!
ROCK N ROCK
LIZZIES
Madness Live!

 

Leyendas del Rock 1012

 

Viernes 17 y Sábado 18 de Agosto de 2012 –  Beniel – Murcia

Otro año más, ¡¡y van siete ediciones!! El LEYENDAS DEL ROCK fue un éxito total en cuanto a asistencia, bandas, público, sonido… El festival organizado por Sufriendo y Gozando,- o lo que es lo mismo, Marcos Rubio-, congregó a cinco mil personas disfrutando a tope del heavy metalero elenco de bandas que este año tocaron, cumpliendo a rajatabla los horarios, aunque STRATOVARIUS salieran voluntariamente unos minutos más tarde por querer hacer una pequeña prueba de sonido, -innecesaria en mi opinión-, u OBÚS, quienes tuvieron que cortar su show a los setenta minutos pactados, -a pesar de tener preparado un set list de unos 100 minutos-, y así no perjudicar a la banda siguiente, y última, SAUROM.

A grandes rasgos, el festival ha sido un calco de las anteriores ediciones, con aspectos mejorables, como la acampada, y el calor clásico y típico de la zona levantina como protagonista, que no nos quedó más remedio que refrescar con litros y litros de cerveza, agua, y algún paseo por la cañería elevada, que a modo de aspersor, echaba agua simulando un riego de goteo "a lo heavy", que como digo, muchos agradecimos en las horas más tórridas.

El mayor de los premios, como ya pasó los pasados años, se lo ganaron a pulso los asistentes que desde las 4 de la tarde el viernes, y desde las 11 de la mañana el sábado aguantaron como campeones, sufriendo altas temperaturas, sudores, sol… ¡Todo por el Metal!

Salvo puntos mejorables, como digo, el festival ha sido un éxito un año más, y ha saciado el hambre por el heavy metal nacional, con memorables actuaciones, demostrando que hay gran amor por el heavy metal  patrio. En lo internacional, STRATOVARIUS cumplieron y, -en mi opinión-, certificaron estar alejados del que fue su mejor momento, y ELUVEITIE realizaron una gran actuación, demostrando que su estilo no es una moda casual. Actuaciones como las de WARCRY, AVALANCH, OBÚS, ANGELUS APATRIDA, BANZAI, VITA IMANA, VHALDEMAR, LUJURIA, SAUROM, SPHINX…y prácticamente las de todas nuestras bandas, fueron más que sobresalientes.

Vamos a hablar de ellas, de las bandas de sus descargas… Todo ello, narrado en imágenes por las fotos de Marta Errea y Juan Ramón Felipe, quienes estuvieron al pie del cañón y con cámaras en ristre ambas jornadas completas, y por las crónicas escritas de David Esquitino y el que firma, Rafa Basa.

Para mi fue un placer presentar a casi todos los grupos, saludar a cientos de personas, y compartir con todos los que asististeis al festival dos días de calor, metal y cerveza, aunque al final del sábado mi garganta no aguantó, y la afonía se apoderó de mis cuerdas vocales…

Como cada año, esta web da las gracias a todo el equipo de Sufriendo y Gozando, encabezado por el incombustible Marcos, quien si solo hiciera festivales "por la pasta" organizaría el Aúpa Lumbreiras y ya está, donde multiplica por cuatro la asistencia del LEYENDAS. Marcos es un tío que lo lleva dentro, gracias a su ilusión y cabezonería sigue existiendo felizmente LEYENDAS DEL ROCK, y que siga!!!

¡¡¡Nos vemos el año próximo!!!

Rafa Basa

Y vamos con las crónicas y fotos…


Viernes 17 de Agosto

IRON WHAT?

Los encargados de abrir el cartel el viernes, en el día de la fiesta de presentación, eran los vallisoletanos IRON WHAT?, una banda tributo a IRON MAIDEN que me sorprendieron gratamente.

Ya he dicho más veces que no soy el mayor fan de este tipo de grupos, y menos cuando los homenajeados siguen en activo, pero cuando se hacen bien lo cierto es que los conciertos tributo se acaban disfrutando de lo lindo.

Y ni más ni menos que eso fue lo que ocurrió durante los 45 minutos de show de IRON WHAT?, tocando además delante de mucha gente, algo que me llamó la atención siendo la banda que daba el pistoletazo de salida, y escuchando comentarios después del concierto que se alternaban entre los epítetos tipo "¡qué buenos estos tíos!" y la reflexión de "podían haber tocado más tarde".

Ya digo que personalmente no los había visto y me gustó comprobar que "imitan" fielmente a la encarnación actual de la legendaria banda británica (tres guitarras, "telones" con los jeroglíficos de "Live after death", poses y actitudes de los músicos cercanas a las originales de sus "alter ego"… pero sigo sin ver con buenos ojos, no lo puedo evitar, el dichoso gorrito que ha popularizado el piloto de aviones, esgrimista, escritor y cantante británico).

Aunque me perdí los primeros compases del concierto (que había que llegar, aparcar, recoger las acreditaciones y demás), ya desde fuera me sorprendió lo bien que sonaba la banda, la entusiasta respuesta que estaban suscitando bajo el intensísimo calor que asolaba Beniel y la cantidad de público que había en el recinto a esas horas. Y en cuanto entré, pude disfrutar de una banda joven pero ya con tablas en directo, con un excelente "Bruce Dickinson" tanto a nivel vocal y como frontman, y clásicos imprescindibles sonando bastante fieles al original como "The trooper", "Run to the hills", "Fear of the dark" (muy coreada), "Hallowed by thy name" (¿cómo me puede poner los pelos como escarpias incluso cuando es una versión?) o ese "Iron Maiden" a modo de fin de fiesta de un gran concierto.

Grata sorpresa, excelente ambiente (y buen sonido incluso escuchando el comienzo desde fuera) y el Leyendas no había hecho más que empezar… 

Texto: David Esquitino

Fotos: Juan Ramon Felipe Mateo (www.musifota.com)

Para ver las fotos a mayor tamaño, pinchar sobre ellas.

 


 

OKER

Bastante temprano aún y obviamente bajo un sol matador (algo con lo que, perdonarnos, seguramente nos repitamos al respecto en muchas de las crónicas) era el momento de disfrutar de una de las descargas que personalmente más ganas tenía de ver en el festival: la de los madrileños OKER. Lamentablemente, por diversos problemas técnicos (sobre todo con la guitarra de Álvaro) y logísticos previos no pudieron refrendar en Beniel el conciertazo que se marcaron en Madrid hace pocos meses.

Tal vez les faltó un punto de experiencia para solventar la actuación pues se notó que se pusieron un tanto nerviosos y además el calor no ayudó, con lo que se quedó como una de las actuaciones de las que esperábamos algo más en el Leyendas. Pese a todo, ya he dicho muchas veces que tienen madera de ser una banda grande, grande, y es que en cuanto a heavy metal clásico ellos (y ella) son uno de los grupos mejor posicionados para llegar arriba.

Comenzaron con "Dale caña" (haciendo ídem) y con una Xina, vestida de leopardo, encantada de tocar en su tierra y con muchos de sus familiares y amigos pudiendo verla en directo. Sobra decir que lo de esta chica, con problemas técnicos o no, es brutal, con una voz y sobre todo una actitud arrolladora que nos dejó boquiabiertos de nuevo tanto a los que ya la conocíamos como a los que aún no sabían del poderío de la menuda cantante.

Por cierto, comentar que era el primer concierto del nuevo bajista del grupo, Luis, algo mayor que el resto y tal vez con un punto menos heavy clásico en su indumentaria y forma de moverse (o al menos fue mi impresión) pero que superó el difícil examen sin problemas. "Hora de actuar", "Burlando a la muerte", la imponente "Héroe perdido", "Voy a marcharme", la homónima "Oker"… y lamentablemente se les acabó el tiempo de actuación teniendo que despedirse prematuramente dejándonos sin ese "Rebeldes de acero" que muchos esperábamos para quitarse la espina del difícil trago que habían pasado en el último tramo del concierto. De todos modos, mostrándose sencillos pero efectivos, como se suele decir, y estando muy ilusionados de tocar en el festival, el caso es que OKER siguen siendo una banda a tener muy en cuenta para el futuro… Eso sí, seguro que la próxima vez tienen más suerte y se muestran tan arrolladores como es habitual en ellos.

Texto: David Esquitino

Fotos: Marta Errea (martaerrea.pasarelastudio.com)

Para ver las fotos a mayor tamaño, pinchar sobre ellas.

 


 

STEEL HORSE

Tras OKER, de los que os ha hablado Esquitino, irrumpieron en escena STEEL HORSE. Ofrecieron un gran concierto, cargado de fuerza, una muy solvente puesta en escena, buen sonido, poses heavies, actitud y aptitud en todos los aspectos. Es claro que están viviendo un buen momento, es "su año", o mejor dicho, el primero de muchos plagados de reconocimiento y éxitos…Se lo merecen. Poco a poco, se lo están "currando" a base de tesón, mucho trabajo, buenos temas, dos álbumes soberbios y un EP, y unas actuaciones sobresalientes, pero lo mejor de todo es que ya comienzan a dejar de ser el grupo underground solo apto para minorías que comenzaron a ser en sus inicios. Están escalando muchos puestos por  méritos propios, y demostrando que son una más que notable banda, siempre dentro de un estilo muy determinado, que gusta a los más ultras seguidores de bandas tipo JUDAS PRIEST, los más clásicos IRON MAIDEN o ACCEPT.

El grupo de Willy, que cada vez está más delgado, salió "a matar" desde el inicial "Live To Rock", con un Jorge que cantó muy bien, centrado y afinado, y junto a ambos, el bajista Ángel y el batería Rubén quienes cumplieron con su papel con creces.

Willy, Jorge y Ángel sudaron sus vestiduras de cuero negro a tope, con temas como "In The Storm", "Burning Soul" o "Raise Your Fist", todos ellos conservando el aguijón que les caracteriza. Me encantaron los duelos escénicos de Willy, con su guitarra de punta de flecha blanca y el bajista Ángel, siempre respaldando a un Jorge, que como digo, cantó bien, mucho mejor que la anterior vez que les vi en el festival Costa de Fuego, donde en mi opinión, no tuvo su mejor tarde.

Suyo es el presente y seguro que el futuro. Con actuaciones como esta es más fácil conseguirlo. El LEYENDAS fue para STEEL HORSE un paso certero y adelante. ¡Muy bien por ellos!

Texto: Rafa Basa

Fotos: Marta Errea (martaerrea.pasarelastudio.com)

Para ver las fotos a mayor tamaño, pinchar sobre ellas.


 

HYBRIS

Tras STEEL HORSE y ya pasadas las 7 de la tarde, era el momento de disfrutar del concierto de los tinerfeños HYBRIS, capitaneados por Pacho Brea, ex- cantante de ANKHARA como muchos sabréis. Era su debut en el Leyendas y además venían presentando su reciente e interesante "Instinto", con lo que obviamente tenían mucha hambre de festival y de presentarse ante la nutrida legión de seguidores ya bien posicionados para ver el show.

Con dos telones laterales de la impactante portada del nuevo disco adornando el escenario, y con pirotecnia incluida (con pequeño incidente "llameante" incluido), comenzaba el show al ritmo de "Sueños IV", que abre de manera colorida su reciente álbum. Enfocaron el show de manera que en la primera parte del concierto nos presentaron la propuesta más heavy/power marca de la casa (con mucha preponderancia de teclado, al menos en directo) con la que HYBRIS se han presentado desde el principio, reservando el final para el recuerdo a ANKHARA, obviamente muy bien recibido por el respetable, que cantó con ganas los tres temas que recuperaron de la extinta banda madrileña de los 90.

Así, en la primera parte sonaron canciones como "Mi final" (¡que la música suene!), "Judas", la fantástica y pegadiza "Simplemente dí" o "Rompecabezas" (muy heavy y con Pacho tirando de agudos), haciendo un repaso genérico a los 3 discos de la banda ((3+1 más bien). Después, como os decía y con Pacho con camiseta de su antigua banda, nos regalaron "Acordes mágicos" (con todos coreando aquello de "tú eres la sangre que corre por mis venas"), la particular versión que hacían del "Hold the line" de TOTO, en castellano y bajo el nombre "Mantente firme", y terminar más cañeros con "No mires atrás" para dar carpetazo a uno de los conciertos más esperados del día.

Por cierto, era la primera vez que veía a la banda en directo y me sorprendieron muy gratamente, y además ví a Pacho bastante bien vocalmente (que ha tenido épocas más flojas, las cosas como son). Y quiero comentar para cerrar su capítulo que estuvieron todo el fin de semana por el recinto viendo conciertos, haciéndose fotos y charlando con todo el mundo, disfrutando y empapándose del ambiente "leyendero"., vaya… ¡Bien por HYBRIS!

Texto: David Esquitino

Fotos: Marta Errea (martaerrea.pasarelastudio.com)

Para ver las fotos a mayor tamaño, pinchar sobre ellas.


 

VHÄLDEMAR

Después de los tinerfeños HYBRIS, fue el turno de unos VHÄLDEMAR que, en mi opinión, arrasaron. El grupo sigue adelante como cuarteto con Carlos Escudero "Cribas" a la voz, el impresionante guitarrista Pedro J. Monge, el bajista Óscar Cuadrado y el jovencísimo batería Gonzalo "Gontzal" García, para quien el LEYENDAS fue su debut con la banda.

Con el lema "¡¡A Muerte!!" que "Cribas" repitió hasta la saciedad, los de Barakaldo, mataron literalmente con una actuación casi perfecta, ultra cañera, donde destacó la actitud brutal de su vocalista, que es un frontman impresionante y canta con una poderosa voz muy similar a la de las grabaciones originales y un Pedro a la guitarra, que aunque ahora viaja solo, ya que Aitor López ha dejado el grupo, demostró ser el descomunal hacha que desde siempre ha  sido.

Su descarga fue dinamita pura, con un "Cribas" exultante, provocador, y descarado, cantando muy bien, como ya he dicho, y llevando las riendas claramente de unos VHÄLDEMAR que sonaron muy bien. Su nuevo batería, muy joven, demostró tener mucha madera. También me  encantó el bajista Óscar, con sus poses últra-heavies haciendo de escudero metálico de un Pedro que tocó "como Dios", dejando el listón en lo más alto a todos los niveles guitarreros, aunque tuvo problemas con su guitarra Stratocaster color hueso y tuvo que cambiarla por una Gibson negra en "Metal Of The World" que sonó como un cañón, por cierto.

Los temas más poderosos de su actuación fueron "Dusty Road”, que seguro encantó a los fans de GAMMA RAY, "Bastards”, todo un himno lleno de puro heavy entre MANOWAR y ACCEPT, y "Breaking All The Rules”, con un estribillo que cantó el público, tras calentarse de forma definitiva. Comenzaron poco a poco, aunque dando martillazos desde el inicio, y al final conquistaron de forma total a todo el mundo. Sin duda esta actuación en el LEYENDAS DEL ROCK les valdrá para mucho en el futuro más inmediato. Ojalá sea así, porque la banda es una patada total y merece mucho más de lo que está pasando con ellos.

Me encantaron VHÄLDEMAR, sin duda fueron de lo mejor del viernes, en mi opinión.

Texto: Rafa Basa

Fotos: Marta Errea (martaerrea.pasarelastudio.com)

Para ver las fotos a mayor tamaño, pinchar sobre ellas.


 

NOCTEM

Tras el conciertazo de VHÄLDEMAR, ¡a muerte!, era el momento de ver una de las pildoritas diferentes que nos ofrecía este Leyendas 2012. Y es que, ya de noche y aportando el punto maligno, maléfico, oscuro y "teatral", nos enfrentábamos a la actuación de los valencianos NOCTEM. Muchos no les tenían muy ubicados y se sorprendieron bastante cuando les vieron aparecer sobre el escenario con sus ropas y pinturas de guerra (muy currada toda la imaginería de la banda, sin duda), y comenzando su aquelarre sonoro 100% old school black metal (con pinceladas death o como se quiera expresar).

Entre humo y luces rojas, creando un ambiente totalmente demoníaco, aparecieron Beleth y compañía para demostrar que en cuanto a metal extremo y nuevas/viejas tendencias también tenemos un excelente nivel en nuestro país. Sin ser yo un ferviente admirador de estas propuestas, me encantó comprobar (al igual que me pasó en Costa de Fuego hace pocas semanas) la calidad y determinación de la banda, algo además totalmente refrendado por el hecho de que hubo mucha gente delante del escenario durante su actuación para verles, y además cantando los temas y "animando el cotarro" a base de furiosos moshpits y demás, con la banda encantada con la respuesta, por supuesto.

Para un advenedizo en este estilo como yo quizás decir que la única pega es que el sonido fue un poco embarullado por momentos y que no me era fácil distinguir entre unas canciones y otras, seguramente no tenga demasiada relevancia, pero de cualquier modo me gustó mucho la brutalidad que muestran, la fuerza y agresividad que transmiten y esa determinación y lo que cuidan su propuesta en escena, lo que que les está llevando a ir avanzando con paso firme. Con dos discos (más varias maquetas previas, algún EP y demás) ya en su haber, sonaron cortes como "The arrival of false gods", "Abnegation of brutality", "Divinity" o "Under seas of silence" y ya digo que la gente salió encantada con los 45 minutos de "black metal de vieja escuela" (y de escuela noruega incluso, si me permitís la "vacilada") y con uno de los conciertos diferentes que vimos en el festival. De hecho, es que desde el principio este Leyendas ya había mostrado su intención de darle cancha (también) a bandas más nuevas y a nuevas propuestas, y con los conciertos de NOCTEM o de VITA IMANA al día siguiente se demostró que era una idea acertada. Eso sí, el calor que tuvieron que pasar sobre el escenario vestidos para matar sí que fue infernal…

Texto: David Esquitino

Fotos: Marta Errea (martaerrea.pasarelastudio.com)

Para ver las fotos a mayor tamaño, pinchar sobre ellas.


 

ROSA NEGRA

Después de la oscuridad desatada por NOCTEM, era el momento de volvernos clásicos de nuevo y además de disfrutar de la pildorita netamente legendaria y "costras" (dicho con cariño, por supuesto) que no puede faltar en ningún Leyendas del Rock que se precie. De hecho, con el permiso de BANZAI, el grupo legendario reunido en esta ocasión para actuar en el festival eran ROSA NEGRA, aquella entrañable banda madrileña que sólo editó dos discos a mediados de los 80 pero que es muy especial para todos los amantes del heavy metal nacional de aquella época. De hecho, los liderados por los hermanos León llevaban más de 25 años fuera de la circulación, aunque recientemente el vocalista Tony ha vuelto a la primera línea cantando en los últimos tiempos con HARAKIRI la banda de Miguel Ángel "Cachorro" (que obviamente, y como no podía ser de otro modo, era el guitarrista de la formación que vimos en Beniel… haciendo su enésima aparición como hacha de una banda nacional reunida).

Quizás ROSA NEGRA nunca disfrutó del status de primera fila, y ni siquiera de segunda, de otros grupos de entonces, pero está claro que los amantes de aquel estilo de heavy/rock callejero y melódico nacional teníamos muchísimas ganas de rememorar en directo los temas de aquel fantástico disco homónimo del 84 y del más conocido "El beso de Judas" del 85. Por otro lado, es obvio que la gente más joven del festival no tenían posiblemente la más mínima referencia de la banda, con lo que la afluencia de público durante su actuación fue menos numerosa de lo que a muchos, a ellos los primeros, nos hubiera gustado ver.

La formación que vimos sobre el escenario estaba formada por Tony (cantante y guitarrista) y Jorge León (batería), como miembros originales, además del citado Cachorro y el bajista Antonio Gómez Tejada (también miembro de HARAKIRI y que ha participado, creo recordar, en alguna de las reuniones de bandas/músicos de los 80 que comento). Dicho esto, está claro que la duda era comprobar en qué estado se encontraban y cómo iban a sonar, y lo cierto es que les ví en buena forma, sonando bastante bien y demostrando aquello tan manido pero real de que "el que tuvo, retuvo". Especialmente las miradas se posaban en Tony, protagonista lógico, que mantiene en bastante buena forma esa voz macarrilla/entrañable marca de la casa, transmitiendo calidez y rollo, y que era el que de alguna manera llevaba el peso del show.

Empezaron con un tema instrumental ("La rosa", entiendo) para seguidamente meterse de lleno en el show con "Paranoicos" (su primer single, del 84), ante el apoyo de sobre todo "viejos y nuevos roqueros de pro" de las primeras filas. Me gustó escuchar algún tema desconocido a priori como "Esclavo de la noche" (corte inédito del primer disco), aunque al final los temas estrella fueron canciones como "Kamikaze", fantástica, "Traficantes del rock" o la roquera "Madre". Tampoco podía faltar el punto más suave que siempre caracterizó a la banda con "El hombre bala" (con mucho rollo y encanto a medio tiempo) y sobre todo ese inmortal "El beso de Judas", que sigue siendo su tema más reconocido, para rematar sonando 100% ochenteros con "Vuelo sin motor" (con ese teclado de la época inconfundible) o "A bordo de las ruinas" (muy heavy y sonando ya de maravilla a última hora). En definitiva, no fue el mejor concierto del fin de semana pero está claro que los que seguimos considerando el heavy nacional de los 80 como algo legendario y especial disfrutamos de lo lindo con lo que ofrecieron ROSA NEGRA sobre el escenario. Lástima que en una sala lo disfrutaríamos cuatro, como quién dice, pero al menos en el Leyendas tuvimos la ocasión de ver la reunión de ROSA NEGRA y el resultado fue bastante satisfactorio, me quedo con eso.

Texto: David Esquitino

Fotos: Marta Errea (martaerrea.pasarelastudio.com)

Para ver las fotos a mayor tamaño, pinchar sobre ellas.


 

MEDINA AZAHARA

Curiosamente todos los años es la banda que se lleva el gato al agua en la fiesta de presentación (que ya han tocado unas cuantas veces como cabeza de cartel en el Leyendas en ese primer día). Y vale, ya sé que el viernes es gratuito y que lógicamente MEDINA tiene más tirón que el resto de bandas del cartel (aparte si acaso de WARCRY) entre el público no roquero y metalero de los alrededores, pero la realidad es que el recinto se puso hasta arriba a la hora del concierto de los cordobeses, y ellos una vez más demostraron que son un grupazo de tomo y lomo.

Profesionales hasta el extremo, con la calidad, nivel y elegancia marca de la casa intactos pero añadiendo ese punto más roquero y guitarrero que (100% acertadamente) siempre nos regalan cuando actúan en el festival, se marcaron un nuevo conciertazo en el Leyendas siendo para mí sin duda de nuevo los reyes del primer día. Además, comenzando con todas las cartas sobre la mesa con "Paseando por la mezquita" (de su primer disco nada menos, del 79, y sonando sublime), "Palabras de libertad" y "Favorita de un sultán", aquello no podía fallar y no lo hizo. Tablas tienen todas las del mundo, y encima con guiño al Che Guevara en la camiseta roja de Manuel Martínez, el caso es que rápidamente todos los roqueros (los más y los menos duros) y visitantes al festival estábamos rendidos a MEDINA AZAHARA que hicieron de su show toda una fiesta de 90 minutos.

Por supuesto, en sus conciertos yo siempre destacaré a Paco Ventura, reverencia mediante, y a ese fantástico batería que es Manuel Reyes (tal vez algo infravalorado), y a su vez no me olvido de reseñar la importancia de Manuel Escudero como segunda voz, corista y precisamente ídem (escudero) de Manuel Martínez, ya algo mermado de voz (aunque siempre cumple) pero que le sobra experiencia, carisma, desparpajo y madera de frontman veterano, por supuesto. Y mención también a los "secundarios" de lujo que hay a día de hoy en el grupo: el teclista Manuel Ibañez (ya con una larga trayectoria en el grupo a sus espaldas) y el "nuevo" bajista (que también lleva ya al menos un par de años) Charly Rivera, que es un "crack".

Repertorio sin complicaciones ni riesgos pero que sabes que es apuesta a ganador, con miradas esquivas a los últimos trabajos de la banda (tocaron "La música suena", "Córdoba" y poco más) y centrándose en cortes más conocidos de los que no fallan en directo como la alegre "Hay un lugar", "Velocidad" o "Niños", siempre fantástica. No se olvidaron de su faceta de abanderados actuales del rock andaluz, tanto con la maravillosa "El lago", muy, muy coreada, como con el recuerdo a TRIANA (no en vano actuaron en el escenario "Jesús de la Rosa") con la mítica "Abre la puerta" (aunque se podían haber ahorrado la versión de Camarón de "Al padre Santo de Roma", la verdad) para ya al final ir a lo fácil, dicho en el buen sentido, y rematar en lo más alto con "Necesito respirar" (que sigue sonando como un cañón en directo). Ya en los bises, la emotiva "Todo tiene su fin", y "A toda esa gente" cerraban el show con miles de manos en alto y primando el rock duro. Una vez más (gustos de cada uno aparte) perfectos, triunfadores y dando un conciertazo en toda regla en el Leyendas del Rock.

Texto: David Esquitino

Fotos: Marta Errea (martaerrea.pasarelastudio.com)

Para ver las fotos a mayor tamaño, pinchar sobre ellas.


 

LA LEÑERA

Ya casi de madrugada y cerrando la noche en la fiesta de presentación, era momento perfecto de un grupo de versiones tan "chulo" como LA LEÑERA para rematar la jornada. Con el conciertazo de dos horas que nos regalaron el año pasado en la retina, la tarea de superarse era difícil, y no lo hicieron… aunque de todas formas volvieron a demostrar que el legado de LEÑO es tan rotundo e insuperable que tenemos que seguir pidiéndole a Rosendo que "¿porqué no?" una vez más.

Lástima de los problemas con la guitarra de Conan Carmona, ahora barbudo, que paró el show hasta en dos ocasiones hasta que se pudo subsanar… pero saliendo del paso con toda la gracia, chispa y encanto "carabanchelero" que hace de este tipo un personaje especial. Y es que el tío cae bien y luego rememora al primer Rosendo de maravilla, dándole muchísima personalidad a los temas inmortales de LEÑO, que ya digo que es imposible que no te arranquen una sonrisa y los cantes de pe a pa casi sin darte cuenta. Por cierto, el bajista Pablo estaba lesionado y tuvo que tocar sentado en una silla de ruedas todo el concierto… pero esto no impidió que el bajo sonara ¡perfecto y como un cañón! durante todo el show. Y es que en formato de trío, como los originales, esta banda suena perfecta, ¡qué buenos son! (y dejamos el debate sobre las formaciones tributo para otro día, que "hoy" tocaba disfrutar).

Y sobre las canciones, ¿qué os podemos decir? Pues que al final el concierto no fue tan largo y grandioso como el año pasado pero casi hora y media de LEÑO da para mucho. Así, sonó el "A-B-C" de nuestro rock, esos temas que son ley, que dirían los castizos, y que han encauzado la personalidad de tantas y tantas bandas posteriores además de marcar todas las pautas y reglas a la hora de hacer letras callejeras y urbanas, y decir las cosas bien clarito pero con toda la guasa, sorna y mala leche (y con humildad y realidad pese a todo) del mundo: "Sí señor", sí señor", "Entre las cejas", "Sorprendente", "Mientras tanto", "Que tire la toalla" (por favor, que la tiren), "No voy más lejos"… Demasiadas cucarachas en el mundo actual como para no dedicarle canciones, al igual que a esta sociedad de "Corre, corre y Sodoma y Chabola" en la que vivimos… por no hablar de esta mierda de Madrid que lamentablemente sólo ha ido a peor desde que Rosendo, Chiqui (previamente a Tony) y Ramiro le dedicaron la famosa coplilla hace ya más de 30 años. ¡Qué desilusión! y No lo entiendo… será que son Maneras de vivir, ¿quién sabe?

Texto: David Esquitino

Fotos: Marta Errea (martaerrea.pasarelastudio.com)

Para ver las fotos a mayor tamaño, pinchar sobre ellas.

 

 

16 COMENTARIOS

  1. Nunca he entendido el por qué de la admiración o idolatría a este personaje. Hablo en abstracto y no por Manuel Martínez ni por nadie, así que espero que nadie se de por aludido, pero estoy convencido que mucha gente viste la imagen de este asesino teniendo un concepto suyo totalmente idealizado ajeno a la verdad, por puro y total desconocimiento.
    Tampoco entiendo que tendrá que ver el conocer una realidad con ser del PP o el desconocerla con ser de IU si le damos la vuelta. Qué cosas hay que leer a veces…

    • Si hubiera llevado la camiseta de otros psicópatas asesinos, digamos Pinochet, Franco, Breivik… ¿mantendrías tus palabras de que no hay que hablar de eso y que sólo hay que hablar de música?
      En todo caso, el primero que se ha metido en política aquí ha sido el propio cantante al llevar a un concierto la imagen de un asesino en serie a modo de homenaje. Él se expresa así y otros nos expresamos de otra manera, al fin y al cabo todos tenemos derecho, no?

      • Puede llevar la camiseta que le salga del cipote, ¿o se lo vas a prohibir tú? Serás de los que piensan que Cuba estaba mejor con Fulgencio Batista, mientras todos los campesinos morían de hambre, enfermedades y palizas de sus patronos después de jornadas de 15 horas de trabajo. Esos no eran asesinos. Fascistoide.

  2. Esto no debería ir de política…Pero de todas formas: Al Che mucha gente lo admira porque después de hacer la revolución en Cuba contra una dictadura, y acometer la reforma agraria en la isla, pudo haberse quedado en Cuba pegándose una vida cómoda. Sin embargo se fue a extender la revolución por el mundo según sus ideas (equivocadas ó no), arriesgando de nuevo la vida y muriendo en Bolivia luchando contra otro dictador, todo esto teniendo en cuenta que era una persona con graves problemas de salud que superó para seguir su lucha. Además era una persona de familia adinerada, siendo él médico, que renunció a una vida cómoda por sus ideales y sus semejantes (de forma equivocada ó no), con lo que no se le puede cuestionar su integridad.

    • Sí, luchó contra una dictadura… para poner otra. Muy íntegro.

      De su reforma agraría, mejor no entremos en detalles.

      Pero vayamos con una de sus principales “virtudes”. El odio, como virtud.
      “El odio como factor de lucha, el odio intransigente al enemigo, que impulsa más allá de las limitaciones naturales del ser humano y lo convierte en una eficaz, violenta, selectiva y fría máquina de matar. Nuestros soldados tienen que ser así: un pueblo sin odio no puede triunfar”
      Ernesto Guevara, serial killer.

  3. Manuel Martínez sabe que la camiseta es un aporte más a su actuación, no es casual. Otra cosa es que crea que el efecto es el mismo que cuando éramos unos indocumentados. Si voy por el Leyendas con una camiseta de ‘Josu Ternera’ pues igual ni me sirven cerveza en la barra, como mínimo. No son personajes iguales, pero creo que ya se entiende. la verdad, un poco trasnochado,…. pero está en su derecho. Pero no es casual.
    Salud.

  4. Voy a hacer un comentario respecto a la música, para variar, ya que la política me la sopla bastante. Coincido en que las mejores actuaciones del viernes fueron las de Medina Azahara y sobre todo, Vhäldemar, que encandilaron hasta los más escépticos. Y es que con esa fuerza en directo, no se puede esperar menos. Nunca me han defraudado y para mí están en uno de los puestos más altos del metal nacional.