Inicio Lanzamientos A-Z Critica del CD de LÉPOKA – El Baile De Los Caídos

Critica del CD de LÉPOKA – El Baile De Los Caídos

9
VHALDEMAR - Straight To Hell
Century Media - PAIN OF SALVATION
VHALDEMAR - Straight To Hell
Century Media - PAIN OF SALVATION

 

 

LÉPOKA – El Baile De Los Caídos

Discográfica: On Fire Records

Puntuación Popular
(2 votos) 9.5/10

LÉPOKA - El Baile De Los Caídos Ya tenemos con nosotros lo nuevo de LÉPOKA, muy puntual, dos años después de que “Bibere Vivere” apareciera en escena y aupara a la formación de folk-metal dentro de una nueva categoría de popularidad. Los castellonenses lanzan ahora este nuevo CD en su mejor momento y con la intención de confirmarse como una de las bandas importantes de nuestra escena. No es tarea fácil, porque la escena del folk-metal ha regresado a la palestra de nuestro país en los últimos tiempos y está llena de bandas de calidad. Recordemos que en los últimos dos o tres años hemos asistido a la confirmación (o nacimiento) de agrupaciones como CELTIAN, LÁNDEVIR o DEBLER, que han ayudado a revitalizar el estilo y otorgarle un nuevo enfoque en el panorama nacional.

Si hay algo que personalmente me encanta de esta nueva hornada de formaciones a la que pertenece LÉPOKA es, sin duda, la diversidad. Cada una de las bandas antes mencionadas (y otras más clásicas, como MÄGO DE OZ o SAUROM) está tomando un camino distinto, apostando por matices diferentes que ayudan a evitar el cansancio de oyente. En el caso que hoy tenemos entre manos, LÉPOKA tiene muy clara su personalidad y su propuesta. “El baile de los caídos” cuenta con todos los elementos que esperamos escuchar en su música: bases y guitarras rápidas, coros cerveceros, letras optimistas y mucha influencia instrumental tanto del viking metal como de géneros tipo ska, con una gran variedad.

Hasta el momento, es cierto que todos los discos de la banda me habían gustado, pero ninguno me había parecido completamente redondo. Esto ha cambiado con este nuevo lanzamiento, que me parece superior a todo lo publicado anteriormente por el grupo. Y es que en este CD encontramos temas para todos los gustos, canciones puramente fiesteras, cortes más pesados y composiciones que se diferencian muy bien unas de otras. Es imposible aburrirse durante la escucha. Por supuesto, el trabajo  está a la altura a nivel de producción. Me encanta como suenan las bases, siempre muy presentes (hay arreglos de bajo deliciosos), además del marcado protagonismo de los instrumentos folk; encargados de dar color a unas guitarras que, generalmente, se mantienen más en en el apartado rítmico. Como no puede ser de otro modo, en “El baile de los caídos” encontramos riffs y solos en las seis cuerdas, pero no son excesivos. La mayoría de las melodías se interpretan con violines, flautas, vientos metal y acordeones. Por esto, se crea un contraste muy bien pensado cuando llegan los temas donde la presencia de guitarras es mayor, ya que estos ganan en personalidad y se sienten distintos. Además, toda la mezcla suena mucho mejor que en álbumes previos, especialmente en la batería.

El álbum comienza con una clara declaración de intenciones en forma de Seguimos en pie. Desde su misma introducción encontramos un tema tremendamente directo, con muchísima presencia de elementos puramente ska. Las guitarras a contratiempo o los vientos destacan pronto, convirtiendo la canción en un himno de primeras, seguramente candidato a abrir futuros conciertos cuando la epidemia lo permita. La letra, por su parte, lanza ese divertido “Que os folken”, convertido ya en el lema de LÉPOKA para todos sus comunicados y conciertos.  La fiesta continua rápidamente con el single Contra viento y marea, un tema de ambiente piratesco que funciona de maravilla. Me ha encantado. Dani canta aquí con esa garra característica, le da mucha personalidad al corte, bien acompañado de coros potentes y un acordeón. Es una canción genuina dentro del grupo, con todos los elementos que gustan a los seguidores, más metalera en lo que a bases respecta que la anterior. Además, en ella colabora Luís Posada, actor de doblaje de Johny Deep (Jack Sparrow), algo que ayuda mucho a entrar en el ambiente propuesto. Es, sin duda, uno de los mejores momentos del CD.

Un coro de voces profundas da la bienvenida al tema homónimo del disco, donde toman peso las guitarras y aparece un riff muy cañero. De nuevo, la velocidad es tremenda. Eternia, por su parte, cambia de tercio completamente. Es un medio tiempo mucho más pesado, con mucha presencia de teclados y voces algo más graves. El estribillo me ha parecido brillante, muy pegadizo, con un tirón tremendo. Me ha recordado un poco en términos melódicos a bandas algo más góticas, aunque el ambiente del tema mantiene la esencia folk. Es cierto que resulta ser, quizá, una canción algo más arriesgada, pero la apuesta es estupenda.

El comienzo de Pandemonium lo protagonizan el bajo y un acordeón que interpretan melodías oscuras sobre las que aparece la voz (en tesituras graves) de Dani, en un ritmo pausado. Poco a poco, la canción toma velocidad, aunque manteniendo ligeramente  la senda del corte anterior, con más cambios de ritmo y partes notablemente diferenciadas a nivel musical. El turno de la “balada” llega con En este sueño, otro tema que me ha parecido brillante. La melodía inicial de guitarra (acompañada de acordes acústicos) es preciosa, y cuando aparecen los teclados de Javi Díez (MÄGO DE OZ) el tema recuerda un poco a algunas baladas recientes de la banda de baldosas amarillas. Dani canta mejor que en cualquier otra canción, y la letra es muy bonita. La segunda estrofa ya se apoya en las bases eléctricas, tiene mucha más fuerza; culminando en un solo lleno de feeling y un final acelerado. Por temas como estos, creo que “El baile de los caídos” ha supuesto un enorme paso adelante para LÉPOKA.

Beber para creer vuelve a retomar la senda fiestera y cervecera del grupo, aunque no me ha llamado tanto la atención como las primeras canciones del álbum que iban por este camino. Me gusta más cuando LÉPOKA arriesga, como ocurre en La Huella del Dragón. Sin perder los elementos característicos, la melodía inicial y algunas más que sirven de apoyo en las estrofas tienen tintes pop o electrónicos muy particulares; con un sonido a medias entre el teclado ambiental y el folk, El estribillo es ganador, una vez más. Heavyátrico también tiene un rollo tremendo, con coros femeninos y vientos metal muy presentes, aportando esa variedad que sienta tan bien a la canción. De hecho, este es, al mismo tiempo, el tema con guitarras más rockeras de álbum; por lo que se crea una amalgama de estilos bien hecha y muy curiosa. Un corte divertido, con una letra muy buena.

Para el final, los castellonenses dejan la joya de la corona. Sombra de libertad es el tema más potente y oscuro del CD, con baterías y guitarras que recuerdan al power, tremendamente veloces, apareciendo aquí el folk únicamente como elemento de apoyo. Hay momentos musicales muy intrincados de corte oriental, con teclados tétricos, y el coro es genial, muy épico. La banda está a un gran nivel de por sí, pero debemos reconocer que la aparición de Miguel Ángel Franco (SAUROM) lleva el tema a otra dimensión. El cantante sevillano está magnífico, cantando en tonos donde no lo escuchábamos desde hacía muchísimo tiempo. Recuerda a sus inicios en álbumes como “Legado de Juglares”. Para los fans de la banda gaditana será una experiencia nostálgica escuchar esta canción, sin duda. Ni siquiera en los cortes más heavies de la última época de SAUROM ha cantado tan agresivo. Como regalo final, El Picorsito culmina el círculo con una vuelta a los ritmos bailables y el tinte cervecero que estaban tan presentes en los primeros cortes del CD.

Para todos los fans del folk-metal, este nuevo lanzamiento de LÉPOKA es una escucha obligada. La banda ha dado un paso adelante con un trabajo divertido, pero también maduro y completo. No creo que decepcione a ningún seguidor del grupo, y sin duda les proporcionará nuevos adeptos que vengan del nicho de otras bandas. Es una lástima que, por el momento, no podamos disfrutar de las fiestas de sus directos con estos nuevos cortes. Hasta que sea posible, tocará quemar el CD una y otra vez.

Paco Sánchez

Lista de Temas:

  1. Seguimos En Pie
  2. Contra Viento Y Marea
  3. El Baile De Los Caídos
  4. Eternia
  5. Pandemonium
  6. En Este Sueño
  7. Beber Para Creer
  8. La Huella Del Dragón
  9. Heavyátrico
  10. Sombra De Libertad
  11. El Picorsito

 

 

9 COMENTARIOS

  1. “Recordemos que en los últimos dos o tres años hemos asistido a la confirmación (o nacimiento) de agrupaciones como CELTIAN, LÁNDEVIR o DEBLER”

    En serio, Landevir? si esa banda a lo mejor lleva 20 años de carrera. Y lo que es peor, no se menciona a Salduie, que para mí son los puntales en España en este estilo actualmente, aunque sean menos comerciales.

    Venga saludos, voy a seguir leyendo la crítica, que me he tenido que parar para comentar esta burrada