Inicio Lanzamientos A-Z Critica del CD de DOOL – Summerland

Critica del CD de DOOL – Summerland

0
LORDS OF BLACK - Alchemy Of Souls, Pt. I
AC/DC - Power Up
Century Media - DREAM THEATER
ANGELUS APATRIDA
LORDS OF BLACK - Alchemy Of Souls, Pt. I
AC/DC - Power Up
LORDS OF BLACK - Alchemy Of Souls, Pt. I
AC/DC - Power Up

 

 

DOOL – Summerland

Discográfica: Prophecy Productions

Puntuación Popular

(0 votos) 0/10

DOOL - Summerland En momentos en que sólo nos es posible viajar a través del poder de la imaginación, no se me ocurre un vehículo mejor que las páginas de un buen libro o la música. Sonará a cliché, pero muchos necesitamos verdaderamente ese estímulo que nos invite a volar muy lejos, cuanto más lejos mejor, y evadirnos durante un buen rato de la oscura e incierta realidad que nos encierra. No obstante, si algo hemos encontrado estos días que creíamos perdido, eso es tiempo, un tiempo más valioso que mucho de lo que “nos ha sido arrebatado”, y que bien aprovechado nos habrá enriquecido cuando todo esto haya terminado, suceda cuando suceda. En mi caso, reconozco que en otras circunstancias, sin ese tiempo recién encontrado creo que no hubiera podido valorar y disfrutar en su justa medida del regreso de DOOL, que ya nos deslumbraron en 2017 con su primer trabajo, “Here Now, Then There”, y que ahora vienen a confirmarnos que lo de hace tres años no fue, en ningún caso, cosa del azar (tampoco creo que nadie lo pensase). Quizás en su momento la banda de Rotterdam – que cuenta con varios ex-THE DEVIL’S BLOOD y GOLD en sus filas – pasara algo inadvertida para los focos más cegadores, algo lógico si tenemos en cuenta que a pesar de su experiencia individual como músicos, la banda todavía se está haciendo, pero algo me dice que tras el gigante paso que supone “Summerland”, eso va a empezar a cambiar.

Conceptualmente, la banda siempre ha querido ir mucho más allá de las palabras, y no estamos ante una excepción (el propio nombre del grupo significa ‘wander’ en ingles, regularmente traducido al castellano como “deambular”). Así, en “Summerland” DOOL hacen referencia al concepto teósofo de origen pagano del ‘summerland’, un estado supremo posterior a la vida, que la banda neerlandesa idealiza de forma extensa a través de un trabajo increíblemente meticuloso y evocador, contrastándolo además con nuestra realidad, dejando a menudo un sabor amargo que desde luego da mucho que pensar. Su simplista portada, donde se vislumbra el  onírico lugar, es el perfecto punto de partida para un viaje que sin lugar a dudas querremos repetir. “Summerland” ha sido grabado por Martin ‘Konie’ Ehrencrona (TRIBULATION, IN SOLITUDE) y ha sido mezclado y masterizado por Magnus Lindberg (CULT OF LUNA), y sin desmerecer lo más mínimo a su predecesor, creo que lleva el sonido de la banda un pasito por delante.

Si ya resultaba difícil describir la música con la que descubrimos a DOOL en 2017, con su segundo trabajo la tarea se hace todavía más árdua si cabe en la medida en que la banda ha evolucionado sustancialmente. Lo cual es perfecto. Partimos de una base de ‘dark rock’, a la que el grupo se mantiene fiel, y de ahí en adelante todo son capas y variaciones expeditivas plagadas de atmósferas cuidadísimas, altamente evocadoras, y unos desarrollos que recordándonos inevitablemente al metal progresivo, esconden prácticamente todas las influencias de los músicos que las interpretan, como puedan ser arreglos que recuerdan al ‘rock gótico’ o incluso a las melodías estilo Oriente Medio que también aparecían aquí y allá en THE DEVIL’S BLOOD, menos quizás en el debut de DOOL, y que aquí adornan estribillos y tambien estrofas por doquier. La complejidad y cromatismo de sus composiciones se ha disparado en “Summerland”, y eso es algo que sólo con sus dos primeros temas, “Sulphur & Starlight” y “Wolf Moon”, queda más que claro. Las guitarras de Nick Polak y Omar Iskandr, recién llegado, forman una dupla ganadora aquí y allá, en un sonido muy limpio que aunque se centra habitualmente en sonidos más armónicos, melódicos y ambientales muchas veces al filo invisible de la psicodelia, con buena parte de protagonismo también para la acústica, nos deja también buenos ‘riffs’ (“Be Your Sins”, por poner un ejemplo) que creo que sabrán contentar a todo el mundo.

Otro aspecto que tiene que ser destacado también de forma obligatoria es el crecimiento de Ryanne Van Dorst como vocalista, sin el cual el de su banda no se entiende. Su voz no sólo llega más alto, que también, sino que se desenvuelve con mayor soltura en todo tipo de registros, medios y bajos, y por encima de todo transmite mucho más y de un modo más adaptativo, algo que tiene que agradecer también a la producción. Aquí demuestra ser, de forma indiscutible, la voz perfecta para la banda, sin paliativos. Ese plus agranda estribillos memorables como el de los dos primeros citados temas, y especialmente el de “Ode To The Future”, un tema enormemente especial, o el de “Summerland”, que viene a ser la balada del disco, o algo parecido, y donde encontramos a unos DOOL que nos transmiten una paz única. Su versatilidad y su personalidad son clave, y se disfrutan a lo largo y ancho de los casi 55 minutos que dura el trabajo.

Recuperando el hilo del tiempo, es evidente que un trabajo de larga duración como este, con tantos matices, requiere un poco de tiempo. No es en absoluto un trabajo que uno se fuerce a escuchar una segunda o una tercera vez, no diría tanto, pero para ser disfrutado como merece y ofrece tendremos que dedicarle un poquito más de ese valioso tiempo, al que comenzaba refiriéndome, y que “Summerland” sabrá recomendarnos. Es una verdadera lástima que hayan cancelado las dos fechas que tenían programadas en nuestro país, que iban a tener lugar además ya, y que de momento no se hayan reprogramado, pero que nadie tenga duda de que aquí tenemos banda para rato, y que además va a crecer de forma exponencial.

Jorge del Amo Mazarío (Jorge_del_amo@rafabasa.com) – Twitter: @Jorge_del_amo

Lista de Temas:

  1. Sulphur & Starlight
  2. Wolf Moon
  3. God Particle
  4. Summerland
  5. A Glass Forest
  6. The Well’s Run Dry
  7. Ode to the Future
  8. Be Your Sins
  9. Dust & Shadow