Inicio Conciertos Crónica y fotos de AVALANCH + DRAGONFLY en Valencia

Crónica y fotos de AVALANCH + DRAGONFLY en Valencia

3
ROCK THE NIGHT FESTIVAL

ESCENA ROCK FESTIVAL

PACO VENTURA - Madre Tierra

 

AVALANCH

+ DRAGONFLY

Viernes 4 de Octubre de 2019 – Sala Repvblicca – Valencia

Hace poco más de un año AVALANCH actuaron en Valencia presentando la regrabación de su mítico álbum El Ángel Caído con la formación denominada All Star que tanto dio que hablar. Ahora volvían a la misma sala pero con cambios significativos. Para empezar, presentando disco nuevo, “El Secreto”, siendo el primero con temas compuestos por esta formación. En segundo lugar, con cambios en la alineación, tras la salida de Magnus Rosén y la incorporación de Dirk Schlächter (GAMMA RAY) y por último, con la participación de Jorge Berceo a las voces supliendo a Isra Ramos, quien se encuentra recuperándose de sus problemas a la voz, pero que, como veremos más adelante, parece estar mejorando.

Con un buen ambiente y un considerable número de asistentes, la sala Repvblicca tuvo una aceptable acogida, más aún teniendo en cuenta que tiene capacidad para 1.500 personas, no dio la sensación de estar vacía, pudiendo estar el público cómodo y sin agobios. 

Los valencianos DRAGONFY fueron los encargados de abrir la velada. Debido a la larga cola que se formó para acceder a la sala, comenzaron antes de que todos estuviéramos dentro, perdiéndome los primeros minutos de su actuación. Llegué justo cuando presentaban su nuevo tema “Estrella Fugaz”, que estará presente en su álbum “Zeitgeist”, que verá la luz el 25 de este mismo mes y del cual quisieron mostrar algunas canciones.

Destacar que entre el público se encontraban muchos seguidores de DRAGONFLY, notándose que jugaban en casa y que sus canciones eran conocidas, siendo cantadas y disfrutadas por una entregada audiencia. La banda aprovechó la ventaja y no faltaron canciones de toda su discografía. La única pega fue el sonido, algo descompensado, sonando la batería muy por encima del resto de instrumentos.

Siempre, de su trabajo Atlas del 2013 ya dio muestras del nivel musical de sus miembros, destacando al vocalista Pablo Solano, quien además de cantar de forma excelente, presentó todas las canciones y supo dirigirse al respetable. Fue el bajista Juanba Nadal quien más llamó mi atención, ya que realizaba los coros y cantaba algunas estrofas con unos registros agudos que le daban más fuerza y calidad a las canciones.

Su clásico “Ángeles De Una Sola Ala” consiguió elevar los ánimos de la sala, que poco a poco iban adentrándose en el show, que a pesar de ser algo estático supo mantener al personal entretenido. Aprovecharon para presentar a la nueva incorporación de DRAGONFLY, el baterista Jorge Alcázar el cual realizó un breve solo de batería como carta de presentación.

La banda volvió a su álbum “Atlas” con la canción “Vuela Conmigo”, un tema que define a la perfección el sonido de los valencianos, mezcla de power metal melódico con toques progresivos. La balada “Esclavo De Tu Amor” bajó la intensidad del concierto pero a cambio ofrecieron un corte más melódico donde el teclista Isauro Aljaro tuvo su protagonismo.

Se acercaba el final de la actuación pero DRAGONFLY no quisieron perder la oportunidad de presentar un segundo corte nuevo, “Alter Ego”, del cual ya hay un vídeo lyric en las redes y despedirse con los que probablemente sean sus dos canciones más conocidas, “No Lo Verán Caer”, del álbum “Alma Irae” y “Sólo Depende De Ti”, del disco “Domine”, quizás la más aclamada del concierto y que muchos de los presentes cantaron.

Sin tiempo para más DRAGONFLY se retiraban bajo una ovación merecida y habiendo realizado un notable concierto. Aunque reconozco que nunca he sido muy seguidor del grupo ni del estilo que plantean, gustaron y convencieron a un público que apreció su música y caldearon el ambiente para lo que estaba por llegar.

Tras el oportuno cambio de equipo, las luces se apagaban y poco a poco los miembros de AVALANCH fueron apareciendo en el escenario. Como siempre, con Alberto Rionda a la cabeza, el cual se nota que está disfrutando de este resurgir de AVALANCH que tras unos años de parón, ha vuelto con una formación envidiable y que ha sabido disipar las dudas y las críticas cuando se anunció este retorno. “El Secreto” ha sido la irrefutable prueba de que estos AVALANCH tienen mucho que decir, pariendo un álbum que ha gustado, con temas sólidos y llenos de calidad que además mucho poco o nada tienen que envidiar a algunos de sus clásicos.

La intro finalizaba y la banda comenzó el concierto con “El Oráculo”, canción que abre “El Secreto” y cuyo estribillo fue entonado por todos, demostración de que estas canciones han calado entre los seguidores de la banda. Jorge Berceo hizo presencia el último, comenzando a cantar las primeras estrofas y llevándose las miradas de todos. Desde luego no es nada fácil tener la papeleta de cubrir la baja temporal del vocalista de una banda de este nivel, lo que conlleva críticas, duros análisis y comparaciones. Pese a que actuaron en la pasada edición del Leyendas del Rock, no pude ver su actuación por lo que era la primera vez que me enfrentaba por primera vez a esta provisional formación. 

Pese a que he leído toda clase de críticas, tanto positivas como negativas, no quise que ninguna de ellas me influyera a la hora de verles, y he de decir que me gustó la actuación de Berceo y por tanto su elección como vocalista, de la cual he de reconocer que también tuve mis dudas cuando me enteré que sería él quien estuviera al frente de AVALANCH durante la recuperación de Isra. Como imagino que le pasaría a muchos, al principio cuesta asimilar su voz con las canciones, pero tras dos o tres temas me acostumbré rápidamente y pude disfrutar de un excelente concierto.

También he de destacar la figura de Dirk Schlächter, cuya experiencia, tablas y técnica son idóneas para estar en una banda como AVALANCH. Además para mi sorpresa, se encargaba de realizar coros en un más que acertado castellano, lo que no pasó desapercibido entre el público. Sin duda un fichaje más que acertado. 

“Demiurgus” continuó con la presentación de canciones de “El Secreto”, donde se notaba que el nuevo álbum era el protagonista del repertorio, dando paso a la genial “El Peregrino”, cuya melodía principal fue ejecutada por Manuel Ramil y recibida con saltos y clamores, pero lo mejor de la canción fue el solo que se marcó Jorge Salán, nuestro guitarrista más internacional que compartió protagonismo con Rionda, repartiéndose los solos e incluso dominando el centro del escenario ambos músicos cuando la ocasión lo pedía. Sin duda este binomio de ases de las seis cuerdas se complementan a la perfección y es uno de los puntos fuertes de esta alineación.

“Otra Vida” fue el primero de los clásicos de la banda en hacer aparición, pero sin duda la canción que se llevó más ovaciones de esta primera parte del concierto fue “Delirios De Grandeza”, la cual Salán se encargó de introducir ayudado por Ramil antes de comenzar a ser cantada por Berceo. Esa noche sonaron únicamente dos piezas de “El Ángel Caído”, algo previsible puesto que la banda estuvo interpretando el álbum en la pasada gira y tocaba darle un descanso.

Pese a ello no faltaron otras canciones que son más que conocidas por el público de AVALANCH como “Pies De Barro”, muy bien apoyada a los coros y que el distinguible toque de Mike Terrana tras la impresionante batería le daba más peso y fuerza. Aún no había mencionado al bestial baterista, pero sobra decir que hizo un excelente concierto, tocando de manera magistral, haciendo malabares con las baquetas y dando su toque personal a cada canción, siendo el motor que mueve a esta banda plagada de virtuosos músicos. 

“Mil Motivos” se enlazó directamente con la pieza anterior, siendo la única referencia al infravalorado disco “El Ladrón De Sueños”, que mostró la faceta más progresiva de AVALANCH en su día y que puede no figurar entre los discos favoritos de muchos de los seguidores de la banda, pero que por ello no deja de ser un gran trabajo.

Uno de los mejores momentos de la noche llegó cuando Rionda, Ramil y Berceo se quedaron solos en el escenario para interpretar la genial “Alborada”, rescatada para la ocasión y que quedó genial, aportando el feeling de Berceo junto a la maestría de los dos músicos, dejando para el final un genial solo de Rionda que se llevó una más que merecida ovación.

El propio Rionda cedió su lugar en el centro del escenario a su compañero Salán, quien realizó un breve solo para introducir “El Alquimista”, otra de las grandes canciones de “El Secreto” y con la que Berceo aprovechó para hacer cantar al público, dividiéndolo en dos sectores (los Lannister y los Stark, en esa clara referencia a la exitosa serie “Juego de Tronos”) “Decepción” fue una de las mejores recibidas del nuevo trabajo, donde me impresionó ver a prácticamente todo el público cantarla como si fuera una canción que AVALANCH llevara tocando 20 años. 

Llegaba el siempre esperado solo de Mike Terrana. Le habré visto como unas 5 veces ejecutar un solo de batería, y pese a que es algo que sabes que en algún momento va a ocurrir, siempre termino sorprendiéndome y alucinando con la técnica y destreza del músico. Aquí fueron muchos los que sacaron sus teléfonos móviles para inmortalizar el momento mientras que otros no dejaban de aplaudir o alentar al musculoso baterista. La única pega que siempre le pongo es el excesivo tiempo, 14 minutos (cronometrados) que terminan haciéndose demasiado largos pese a la calidad que derrocha el señor Terrana.

Tras su finalización el resto de músicos reaparecían para volvernos a meter en el concierto con “Alas De Cristal”, otra de esas canciones que ya son inamovibles en los repertorios de AVALANCH y que siempre son bien recibidas. Para mí lo mejor fue ver que la banda tiraba mano del algo olvidado trabajo “Malefic Time: Apocalypse” (sin duda bajo mi opinión uno de sus mejores álbumes de su extensa discografía) para regalarnos “Baal”. Ojalá la banda sepa darle más importancia a este disco y en un futuro toquen más canciones, seguro que muchos lo agradecemos.

También hubo tiempo para que Dirk se luciera al bajo en un solo que recordaba al flamenco y que además se dirigiera al público hablando en un fluido castellano, lo cual siempre es de agradecer. Tras el solo, pidió la presencia de Rionda, el cual dio paso al tema “Alma Vieja”, y es aquí donde comenzaron las sorpresas. Tal y como se había anunciado, en este tramo de la gira Isra saldría a cantar algunas canciones con sus compañeros, y fue aquí cuando hizo acto de presencia, bajo una estruendosa ovación de un público contento de ver de nuevo al vocalista encima del escenario.

Decir que vi a Isra totalmente recuperado, aunque él mismo dijo en aquel vídeo que todavía no estaba al 100%, algo que no se notó oyéndole cantar con total soltura. Tras terminar la canción, Isra, con una enorme sonrisa dio las gracias a los presentes y pidió, como era de esperar, un enorme aplauso para Jorge Berceo, el cual está haciendo un trabajo excepcional sustituyéndole. Isra siguió en el escenario para seguir cantando, en este caso “La Flor En El Hielo”, la última de las referencias al nuevo álbum.

Isra pidió la colaboración de todos para entonar el inicio de “Xana”, cantada a capela para que después la banda se uniera, consiguiendo otro de los mejores momentos del concierto, con la banda disfrutando arriba del escenario y con toda la sala dándolo todo abajo. Para el fin de fiesta no pudo faltar Berceo, que se unió a Isra y el resto de AVALANCH para cantar a dúo “Lucero”, en la que ambos vocalistas se recorrieron la sala por la zona VIP de la misma y estar así cerca del público, alternándose las estrofas.

Para terminar, no pudo faltar “Torquemada”, la canción que muestra la vertiente más power y épica de los primeros AVALANCH que convirtió en un hervidero la sala y con la que se despedían tras dos horas de espectáculo.

Desde luego AVALANCH cumplieron, dando mucho bombo a su nuevo trabajo que ha calado muy bien entre los que llevamos siguiendo a la banda desde hace muchos años, lo que hace ver que esta formación tiene muchísimo que decir y mucha creatividad por explotar, con un Berceo que cumplió con creces su papel, siendo el vocalista idóneo para la situación por la que pasa la banda y realizando un excelente papel de frontman al frente de unos AVALANCH que están viviendo un momento muy dulce.

Texto: Alejandro Alapont

Fotos: Lorena Mora

Para ver las fotos a mayor tamaño, pinchar sobre ellas.

 

 

 

3 COMENTARIOS