Inicio Conciertos Crónica y fotos de SHINING + SRD en Barcelona

Crónica y fotos de SHINING + SRD en Barcelona

0
ROCK THE NIGHT FESTIVAL

PACO VENTURA - Madre Tierra

 

shining_blackmetal

+ SRD

Miércoles 22 de Mayo de 2019 – Sala Bóveda – Barcelona

En pocas ocasiones la abrumadora personalidad de un miembro de una formación, en este caso la del frontman Niklas Kvarforth, acaba marcando tanto  la trayectoria y la filosofía de una banda como en el caso de  SHINING. En cualquier caso, resulta cuanto menos curioso que una banda que ahonda en profundidad en muchas de sus letras en temas tan escabrosos y oscuros como son la depresión, la misantropía y el suicidio lleve batallando sobre los escenarios desde mediados de la década de los noventa. Los suecos tienen un estilo cuanto menos peculiar, de aquellos que no dejan indiferente a nadie, por lo que con ellos no existe termino medio: o los amas o los odias.

Pese a la longeva trayectoria que les avala, Mr. Niklas Kvarforth y sus secuaces no consiguieron llenar la Sala Bóveda de la Ciudad Condal, aunque lo cierto es que los que acudieron a presenciar su descarga acabaron imbuyéndose  y disfrutando al máximo del show de unos SHINING que  rayaron a un excelente nivel. Además como aperitivo antes de su irrupción en escena contaríamos con el concurso de un combo relativamente nuevo y aún poco conocido dentro de la escena extrema europea: los eslovenos SRD.

A diferencia de lo que suele ser habitual en los últimos tiempos, en esta tarde noche de miércoles los horarios acabaron retrasándose una media hora aproximadamente, algo que indudablemente acabó jugando a favor de SRD, ya que cuando el quinteto apareció en escena había ya un buen numero de seguidores aguardando a que dieran el pistoletazo de salida a su presentación. Aparecieron entre tinieblas, casi a media luz, -algo que por otra parte acabó convirtiéndose en una constante a lo largo de su escueta presentación, ya que las luces apuntaron en todo momento a un respetable que acabó deslumbrado-; y con los rostros y el cuerpo tiznados para rápidamente ponerse manos a la obra para invitarnos a transitar a través de los tortuosos desarrollos que marcaron  “Ognja Prerok”, dejando claramente perfiladas las líneas maestras de una propuesta influenciada por el black metal melódico.

Pese a que a priori pocos de los presentes parecían conocer a fondo sus composiciones, el combo oriundo de la ciudad de Murska Sobota se mostró de lo más sólido y resolutivo sobre las tablas,  siendo el encargado de liderar su atronadora acometida el vocalista Goran Slekovec, que no dejó en ningún momento de animar e increpar a los integrantes de las primeras filas mientras atacaba las agresivas líneas vocales de “Kupa Trpljenja”.

Otro detalle a destacar de la descarga del combo esloveno fue el excelente tándem que conformaron los guitarristas Dominik Flisar y Benjamin Lazar, quienes sin perder esa garra propia del black metal también supieron mostrar su faceta más atmosférica y envolvente a lo largo de temas como  “Sreca Na Vrvici”, y el fantástico “All Into Nothing”, con el que volvían  a incidir en el material de su ópera prima “Smrti Sel”, que se publicó a principios del pasado 2017.

Como no podía ser de otra forma Slekovec y sus muchachos no quisieron dejarse en el tintero los majestuosos y vibrantes increscendos que sirvieron para dotar de epicidad a  “Nod”, para rápidamente proponernos un rotundo cambio de registro que nos adentró en esa ecléctica recta final que protagonizaron  los inquietantes cambios de ritmo y la desmedida brutalidad de la primeriza “Soci”. En definitiva aunque me dio la sensación de que los eslovenos no sorprendieron a nadie con su propuesta y su puesta, lo cierto es que acabaron completando un buen show, convirtiéndose en el preámbulo perfecto para el plato fuerte de la noche.

A Niklas  Kvarforth siempre le ha gustado moverse por arenas movedizas. Para los que hemos venido siguiendo la trayectoria de SHINING resulta evidente que el frontman sueco se ha encargado de dar jugosos titulares y alimentar rumores y habladurías que han servido para que la banda estuviera siempre en el punto de mira,  y en las encendidas tertulias de los seguidores de la escena extrema europea. Pero estar en el centro de gran parte de las miradas no ha repercutido siempre de forma positiva durante  la carrera de la banda, ya que algunas de sus polémicas y controversias han acabado acarreando la cancelación de más de un show en el pasado.

En cualquier caso, esta noche la formación sueca retornaba a los escenarios catalanes para, según habían anunciado, realizar un show más largo de lo habitual. Quizás por ello un buen numero de incondicionales no quisieron perderse la descarga del combo de Halmstad. Con un par de imponentes estandartes con el logo de la banda presidiendo el escenario y acompañados de una peculiar introducción SHINING aparecieron en escena. Rápidamente todas las miradas buscaron entre la neblina la silueta de un Niklas que apareció en escena empuñando una botella de whisky, que no dudó en compartir con algunos de los integrantes de las primeras filas, mientras daba por inaugurada la descarga con los viscerales alaridos del sorpresivo “Yttligare ett steg närmare total jävla utfrtsning”, que nos  sumergía  de lleno en su particular universo sonoro plagado de desesperación, angustia y oscura frustración.

Y es que ese inquietante halo de  rabia, exasperación y delirante pesimismo acabaría impregnando a todos los presentes mientras la banda nos invitaba a transitar a través de los escabrosos senderos instrumentales que marcaron piezas como “Jar är din fiende”, que nos dejaban la estampa de un desafiante frontman encarándose prácticamente con los integrantes de las primeras filas mientras imprimía a su interpretación unas altas dosis de dramatismo. Y es que aunque  casi todo en el microcosmos de SHINING gira en torno a la figura del controvertido Niklas, lo cierto es que me gustaría destacar la sobria y brillante descarga que se marcaron  los hachas Peter Huss y Obsidian Claw , quienes, pese a estar siempre en un estudiado segundo plano, supieron  hacer que sus guitarras se acabarán convirtiendo en un pilar imprescindible dentro de la descarga del combo sueco, tal y como dejaron  patente  a lo largo del trepidante “Framtidsutsikter”, que acabó desembocando en un escueto solo de batería.

Como si de una montaña rusa se tratara nuestro viaje a través de los recovecos mas inhóspitos e intransitados de la desesperación humana proseguiría con los apocalípticos increscendos del seminal “Vilja & Dröm”, con el que zanjaban definitivamente el segmento dedicado a su trabajo del pasado 2015 “IX- Everyone, Everything, Everywhere, Ends”. Y es que como comentaba anteriormente la descarga que nos ofrecieron Niklas y sus muchachos fue un auténtico vendaval de rabia, negativismo, pasión, y dolor, y la mejor prueba fue comprobar con la desesperación y estudiada  frialdad que sonaron piezas como la que abre su última entrega discográfica  “Svart Ostoppbar eld”, o la desolación que transmitió “Han Som Lurar inom”, que hacía subir la temperatura del local antes de encarar la recta final del show.

Una última mirada sobre su entrega de 2007 “V- Halmstad (Niklas Angaende Niklas)”, serviría como excusa para adentrarnos en las sonoridades más etéreas de “Lat oss ta allt fran varandra”, conjugando  su vertiente  más orgánica y visceral con una sucesión de elegantes arreglos pregrabados. Para el último asalto de la noche Niklas volvería a recuperar su perfil más desafiante y agresivo, de modo que volvería a comerse, una vez más, el escenario al atacar “For The God Below”, que fue la elegida para liquidar definitivamente su vibrante actuación.

Como decía al inicio, los blackers suecos, y especialmente su líder Niklas Kvarforth, son una banda peculiar, de aquellas que saben vivir en el filo de la navaja. Les gusta provocar dentro y fuera del escenario, no dejar indiferente a nadie,  y salen cada noche con el objetivo claro de destrozar a sus parroquianos. Y , sinceramente, creo que esta noche lo consiguieron, aunque teniendo en cuenta sus declaraciones  antes de dar el pistoletazo de salida a este “Return Of The Enemy Tour 2019” creo que no hubiera estado de más que hubieran tocado una par de temas más.

Texto: Alfonso Díaz

Fotos: Gerard Brull Blanes

Para ver las fotos a mayor tamaño, pinchar sobre ellas.