Inicio Conciertos Crónica y fotos de ANKHARA + JOLLY JOKER en Madrid

Crónica y fotos de ANKHARA + JOLLY JOKER en Madrid

1
ROCK THE NIGHT FESTIVAL

ESCENA ROCK FESTIVAL

PACO VENTURA - Madre Tierra

 

ANKHARA

+ JOLLY JOKER

Sábado 24 de Noviembre de 2018 – Sala Copérnico – Madrid

Le tocaba a ANKHARA presentar su estupendo Sinergia en la madrileña Sala Copérnico, que registró una muy buena entrada a pesar de coincidir con el Atleti – Barça en el Wanda.

Los valencianos JOLLY JOKER fueron los encargados de caldear el ambiente. No les había visto hasta ahora en vivo y ya aviso de que es una de las bandas españolas de hard rock con mejor directo que tenemos ahora mismo.

Beben del hard rock americano de grupos como MÖTLEY CRUE o SKID ROW, aunque también tienen influencias de otras bandas como MÖTORHEAD. Esa combinación entre el glam y el heavy más rudo también se nota en sus pintas y actitud en el escenario, muy macarras y dispuestos a dar caña.

Presentaron su recién publicado nuevo álbum, Never Say Forever, aunque no faltaron temas de sus dos anteriores discos como “Hey You”, muy directa y pegadiza, o “Fuck It All”, en la que pidieron al público que levantaran ese dedo corazón que tan bien acompaña a la canción.

Cerraron con una versión del “Youth Gone Wild” de SKID ROW, que clavaron y que terminó de animar al respetable. Tienen una formación muy sólida, unas canciones pegadizas y rockeras y una genial puesta en escena. Mucho ojo a este grupo que, además, al cantar en inglés, tienen opciones fuera de España.

Aunque ya había bastante gente esperando a ANKHARA, creo que retrasaron unos quince minutos su hora de inicio para esperar a que acabara el partido de fútbol, algo bastante inteligente porque había gente en los bares aledaños viéndolo.

Arrancaron con ese demoledor riff de “Te toca sufrir”, que sirvió además como adelanto de Sinergia. Antes de salir al escenario, y ya con todos sus compañeros tocando los primeros compases, Pacho Brea decidió darnos las buenas noches con un grito heavy desde el backstage. Ahora que lo analizo a posteriori, creo que fue una advertencia: “os vais a enterar de lo que os espera”.

Y es que estos renovados ANKHARA salieron a por todas. Se les ve felices, disfrutando más que nunca con sus temas, algo que se nota en el ambiente entre ellos, pero también en el sonido. Tocan motivados y suenan brutales.

“Demasiado tarde” fue el primero de los seis temas que acabaron tocando de Dueño del Tiempo, el disco en el que más repararon, incluso por delante de Sinergia, del que cayeron cinco cortes. Dieron un repaso por sus cuatro CDs, aunque el gran olvidado fue Sombras del Pasado, del que solo tocaron la gran “Acordes mágicos”.

Pero bueno, más allá de las matemáticas del setlist, diré que ANKHARA suenan ahora mejor que nunca. En la batería está Matt de Vallejo, que me pareció impresionante aparte de porque se nota que vive las canciones (y canta las letras, aunque no le pongan micro), porque es una máquina y toca con mucha energía. Esos dobles pedales de las canciones más power del grupo no son nada fáciles y el amigo Matt se los merienda como si nada. Gran fichaje y una de las joyas de nuestra música.

Si miramos a Alberto Marín y Cecilio Sánchez posiblemente sea una de las mejores duplas de nuestro metal en la actualidad. Se reparten riffs, solos y rítmicas (y coros) y suman muchos matices a la música de ANKHARA, en la que hay mucha melodía doblada y riqueza armónica. Todo ello también con la base de Sergio Martínez, muy preciso y dando esa contundencia que engorda el sonido de la banda.

¿Y qué tal Pacho? Me sorprendió mucho. Tenía la incógnita de cómo iba a resolver canciones complicadas del nuevo álbum, como la propia “Te toca sufrir” o “Sueña”, que tienen unos sobreagudos difíciles, y él ya está más cerca de los 50 años que de los 40. Pues, simplemente, me quito el sombrero. Resolvió con potencia y unas tablas que solo da la experiencia, y eso que estuvieron tocando la noche de antes en Barcelona y volvieron en furgoneta a Madrid.

Pacho mantiene su timbre característico y, aunque hay tramos en los que se nota que se tiene que esforzar, nunca le vi con dificultades para sacar adelante el concierto. Es más, le vi bastante sobrado y con dominio absoluto de la situación. Y eso sin perder su sonrisa y sus dotes de frontman, que siguen intactas. Me alegró mucho verle en forma porque eso augura también buenos tiempos para ANKHARA, que está viviendo una segunda juventud.

Otra de las sorpresas que me llevé fue lo bien que empastan las nuevas canciones con los clásicos del grupo. Pasamos del enorme estribillo de “Un paso más”, de Dueño del Tiempo, al pelotazo y la garra de “Sueña” y nadie diría que han pasado casi 20 años de un tema al otro.

“3:40” fue muy coreada, aunque uno de los momentos más destacados fue con “Jamás”, que arrancó con esa genial intro entre Alberto y Pacho. El público la cantó mucho y pensé que Matt iba a romper la batería o volatilizarse allí mismo. Qué energía y qué velocidad tocando.

La hardrockera “Sigo en pie” fue bastante coreada, y es que es una de las más directas y pegadizas de Sinergia.

Hubo varios temas que no me esperaba en el repertorio. Uno fue “Océanos de lágrimas”, que por esos más de siete minutos no pensaba que iban a tocarla. Pero la bordaron y el público la recibió muy bien. Por otro lado, se animaron con “Mente atormentada”, que Alberto contó que fue el primer tema que compuso ANKHARA y que originalmente estaba escrito en inglés. “En inglés de Vallecas, eh”, puntualizaba entre bromas Pacho.

Y ya para encarar la parte final, la banda tenía reservada la pólvora, la artillería pesada. “No digas nunca” hizo que todo el mundo gritara en alto el estribillo, “No mires atrás” fue un golpetazo en la cara que sonó muy bien y “Ayúdame”, del nuevo álbum, se coló sin muchos problemas entre tanto clásico, así que, sí, algo bien han hecho en Sinergia.

Tras los bises, acometieron “Hasta el fin”, que Pacho dedicó al público porque “sin vosotros no existiría el rock and roll” y, como colofón, “Acordes mágicos”, posiblemente la más celebrada de todas, con la gente cantando a tope (creo que debería verse como una señal que reivindique un poco más de cariño a Sombras del Pasado) y el grupo totalmente entregado.

Quizás peque de cansino, pero qué gran momento está viviendo ANKHARA y qué gozada poder disfrutarlo. Ojalá sea por muchos años más. Son buenas noticias para nuestro rock y metal.

Setlist ANKHARA:

  1. Te toca sufrir
  2. Demasiado tarde
  3. Un paso más
  4. Sueña
  5. Libertad
  6. 3:40
  7. Jamás
  8. Sigo en pie
  9. Océanos de lágrimas
  10. No digas nunca
  11. Mente atormentada
  12. No mires atrás
  13. Ayúdame

Bises

  1. Hasta el fin
  2. Acordes mágicos

Texto: César Muela – Twitter

Fotos: Antonio Sicre

Para ver las fotos a mayor tamaño, pinchar sobre ellas.

 

 

 

1 COMENTARIO