Inicio Conciertos Crónica y fotos de AMMUNITION + BAD WAY en Barcelona

Crónica y fotos de AMMUNITION + BAD WAY en Barcelona

0
LORDS OF BLACK - Alchemy Of Souls, Pt. I
AC/DC - Power Up
Century Media - DREAM THEATER
AYRA - Silent Veil
LORDS OF BLACK - Alchemy Of Souls, Pt. I
AC/DC - Power Up
LORDS OF BLACK - Alchemy Of Souls, Pt. I
AC/DC - Power Up

 

AMMUNITION

+ BAD WAY

Martes 21 de Marzo de 2018 – Razzmatazz 3 – Barcelona

Desafortunadamente parece que el hard rock, -salvo contadas excepciones-, no acaba de contar con el respaldo de las nuevas generaciones de roqueros. Pese a ello, el estilo sigue conservando su estatus  gracias a la lealtad de unos fans fieles, devotos y, mayoritariamente, veteranos. Quizás por ello no me sorprendió que poco más de centenar y medio de seguidores se dieran cita en la sala pequeña del Razzmatazz para presenciar la descarga de AMMUNITION, que regresaban a la Ciudad Condal para presentar en sociedad las composiciones de su segundo trabajo homónimo.

Como acto de apertura antes de la descarga de los escandinavos contaríamos con el concurso de una formación veterana dentro de la escena local catalana, BAD WAY, quienes se encargaron de calentar el ambiente ofreciéndonos una buena combinación de: actitud roquera, adictivos estribillos y algunas suculentas pinceladas de corte sleazy. Como comentaba, no puede decirse que BAD WAY sean una banda nobel, ya que llevan dos décadas batallando sobre los escenarios. De modo que esas tablas y ese desparpajo  sirvieron para que consiguieran captar la atención del respetable  desde que saltaron a  escena para abrir fuego con “Summer Song” y  la socarrona “My New Tattoo”.

Tras haber tirado de temas antiguos en el arranque, los barceloneses aprovecharon la ocasión para recordarnos que tras un largo silencio discográfico  recientemente han  publicado  su nueva obra  “Live Laugh Love”. Así que no tardarían en resonar los potentes  riffs de “Lady Lie”.  El momento de revolucionar al personal, con unas guitarras adrenalíticas y unos vibrantes coros, llegó con los aromas  punkeros de la gamberra “Cocaine”, para acto seguido seguir buceando en la cara más amarga del rock n´roll con  otra de las nuevas, “Gotta Get Away”.

Teniendo en cuenta las influencias de  los barceloneses,  no creo que a nadie le extrañase que el momento cover estuviera reservado para “Talk Dirty To Me” de los americanos Poison. De entre las composiciones de su última entrega una de las que más gustaron  fue la propia “Bad Way”. El momento de que todos nos pusiéramos a cantar llegó con el guiño a Twisted Sister durante los prolegómenos y la parte final de “Forever”.

Con la banda pasándoselo en grande sobre el escenario,  y ante una audiencia cada vez más animada, entrabamos en la recta final del show con su vocalista Marc Vanway invitándonos a cantar la melodía de “Live Laugh Love”. No tardaría en llegar “My Way”, con sus pegadizo estribillo  marca de la casa. Mientras que la despedida definitiva estuvo reservada para un tema que escribieron hace veinte años, pero que a día de hoy sigue conservando plena vigencia, el mesiánico “Rock N´Roll Is Dead”.

En ocasiones el mundo del rock n´roll puede ser tremendamente injusto. Si uno repasa el  curriculum de los miembros de AMMUNITION, seguramente lo más lógico sería pensar  que  este concierto tendría que haberse celebrado   en un recinto más grande. Pero, desafortunadamente, parece que la gente sigue empeñada en hacer oídos sordos a una propuesta rebosante de   clase, actitud  y calidad. Pese a ello, los protagonistas de la velada salieron dispuestos a poner toda la carne en el asador. Se les veía contentos, motivados, y con ganas de pasarlo bien. No era para menos, ya que esta noche de martes marcaba el inicio de su nuevo periplo por el Viejo Continente.

Tras una espera que estuvo amenizada por “Monumentum”, el último disco de Eclipse,- todo queda en casa-; el sexteto aparecía en escena, -luciendo el vocalista Age Sten Nilsen y el bajista Victor Cito Borge unas ”discretas” chaquetas-, para rápidamente adueñarse de la situación e invitar al personal a mover las caderas al ritmo  de la pieza que abre su último redondo: “Time”. La fórmula de AMMUNITION parece clara, así que todos nos dejamos embaucar cuando las guitarras de Jon Pettersen y Erik Martensson nos propusieron los riffs de esencia clásica de un “Tear Your City Down”, que sonó como toda una declaración de intenciones, con Age paseándose por el escenario luciendo un amplia sonrisa.

Habiendo calentado motores con un par de composiciones de su nuevo trabajo tocaba echar la vista atrás para hacer explotar al personal con “Do You Like It”, que nos dejaba la estampa del carismático frontman invitando a participar al personal. Un detalle que me llamó la atención fue que los temas sonaron más crudos y directos que en su versión de estudio. Pese a ello, me pareció una pena que los teclados de Lasse Finbrathen pasasen bastante desapercibidos, sepultados bajo la rotundidad  de unas guitarras que sonaron enérgicas  y compactas.

Como decía la presentación del sexteto estuvo marcada por la garra roquera de sus composiciones. Pero, evidentemente, también hubo momentos más relajados e intimistas, tal y como sucedió durante la deliciosa “Road To Babylon”, con Age empuñando  la acústica para sumarse a sus compañeros mientras la voz de Erik cobraba unas mayores cuotas de protagonismo. Otra de las señas de identidad de la banda se dejaría notar a lo largo del vibrante “Give Me A Sign”, con el que sacaban a relucir sus influencias más ochenteras para acabar recabando una rotunda ovación.

A estas alturas de la velada el combo escandinavo había conseguido ya meterse al respetable en el bolsillo gracias a la garra de sus composiciones y a su actitud vitalista y desenfadada. De modo que la banda al completo se puso  a dar palmas para invitar al público a que se sumara  durante los compases iniciales de “Klondike”, que nos dejaba ese regustillo clásico deudor de bandas como Bad Company. Si a lo largo de la velada pudimos apreciar la perfecta sintonía entre Erik Y Age, el sueco también mostró una perfecta coordinación  con su compañero a las seis cuerdas, Jon Pettersen, haciendo vibrar al personal con los ágiles fraseos del incontestable “Take Out The Enemy (Hallelujah)”, que nos abocaba hacia el ecuador del show para dejar paso al  solo de batería de Ole Tom Torjussen.

Una nueva mirada sobre la obra que publicaron a principios de este mismo 2018 serviría como excusa para que Age nos vacilara durante la presentación  de “Gung Ho (I Told You So)”, sugiriéndonos  que gritáramos  “Oe” entre cada uno de sus versos.  Sin duda uno de los temas que más se acerca al sonido de Eclipse es “Eye For An Eye”, y eso se notó en la acogida que obtuvo, con todo el mundo coreando su melodía  central para convertirse en uno de los momentos de la noche.

Nuevamente el vocalista noruego  volvió a empuñar la acústica para interpretar la camaleónica “Wild Card”, que se convertía en la demostración palpable  de que AMMUNITION saben combinar a la perfección: garra roquera, melodía y sentimiento. Aunque, evidentemente,  su punto fuerte  son los temas potentes, marchosos y festivos, de modo que la gente no tardó en reaccionar al reconocer  los compases iniciales de “Caveman” y “Silverback”, convirtiendo los aledaños del escenario en una auténtica fiesta.

La sorpresa de la noche llegó justo a continuación, encarando la recta final del show, cuando tras juguetear  Erik y Jon con varios  riffs de  Kiss y Led Zeppelin, la banda se abalanzó de lleno sobre una fabulosa versión del “Innuendo” de Queen, que servía para que Age brillara intensamente con su soberana interpretación. Para despedir esta primera parte del show que mejor que volver a incidir en el material de su último redondo. “Virtual Reality Boy”, fue la escogida para que todos volviéramos a movernos mientras el sexteto sacaba a relucir su faceta más netamente hard roquera. “Freedom Fighter”, fue una vedada invitación a la diversión, con el frontman  nuevamente ejerciendo como maestro de ceremonias para darnos la entrada en los estribillos. Mientras que la vitalista “Wrecking Crew” se encargaba de seguir manteniendo el nivel de excitación de una audiencia que parecía insaciable.

Para su retorno sobre las tablas, y como remate definitivo para  una velada en la que los escandinavos demostraron que este proyecto tiene potencial para convertirse en un nombre importante dentro de la escena europea, tendríamos ocasión de volver a cantar el himno eurovisivo “In My Dreams”, que a la postre fue la única concesión que Age y sus muchachos se permitieron al material de  Wig Wam.

Lo dicho, gran descarga de unos AMMUNITION que convencieron a  su paso por la Ciudad Condal. Si en el primer concierto de esta nueva gira europea la banda ya se mostró a un excelente nivel, no me quiero imaginar como sonarán  cuando este nuevo line-up este ya rodado y plenamente asentado.

Texto: Alfonso Díaz

Fotos: Carlos Oliver (www.facebook.com/Carlos.Oliver.Music.Photography)

Para ver las fotos a mayor tamaño, pinchar sobre ellas.