Inicio Conciertos Crónica y fotos de GUNS N´ ROSES en Bilbao

Crónica y fotos de GUNS N´ ROSES en Bilbao

18
ROCK THE NIGHT FESTIVAL

ESCENA ROCK FESTIVAL

PACO VENTURA - Madre Tierra

 

GUNS N´ ROSES

Martes 30 de Mayo de 2017 – Estadio San Mamés – Bilbao

Para muchos fue un sueño hecho realidad, lo respeto, admito y reconozco.  Muchos jóvenes  jamás vieron a la banda con Axl y Slash juntos encima de un escenario, y los más veteranos,  seguro que los recuerdan  de épocas pasadas y querían revivir lo que fue antaño o por morbo, comprobar si sus dos líderes cruzarían sus miradas y habría feeling entre ellos, no como pasó en su horrible concierto en el Vicente Calderón de Madrid el 6 de julio de 1993.  Los mega fans de GUNS seguro que vibraron y dirán que fue un conciertazo. Pero la labor de un periodista no es fácil y a veces  no coincide con la de cierto sector de público. Por ello, este artículo intentará ser lo más justo posible, pero sin fanatismos y tratando de contar lo que honestamente pasó en San Mamés ayer martes, siempre desde mi punto de vista. Estoy preparado para la controversia.

Not in This Lifetime Tour  ha supuesto  el regreso de Slash y Duff McKagan. Es la primera vez, desde el Use Your Illusion Tour en 1993, que el cantante Axl Rose, el bajista Duff McKagan y el guitarrista Slash comparten escenario. Junto a ellos, el vocalista impuso que en estos renacidos GUNS N´ROSES seguirían tocando el guitarrista Richard Fortus, Frank Ferrer, batería, percusión y el teclista Darren Arthur Reed (Dizzy Reed).  Los tres vivieron la etapa de Axl en la siguió llamando a "su" banda GUNS N´ROSES, aunque el teclista ya llevaba en el grupo desde Use Your Illusion 1. Los citados, junto a la teclista y corista Melissa Reese forman los actuales GUNS N´ROSES que vimos anoche.

Antes de meterme en materia, comentar que el montaje fue colosal, sin paliativos, ni pegas. No sé si hubo partes de este que no llegaron a montar, pero tanto el decorado escénico, como las tres pantallas gigantes fueron un lujo. Las dos pantallas laterales y la trasera emitieron imágenes en vivo de alta calidad, como proyecciones muy bien hiladas, ideadas y acorde con las canciones y el espectáculo. En cuanto al montaje visual, el escenario estuvo lleno de plataformas,  escaleras, pasarelas, diferentes alturas,  las escaleras se iluminaban… Una "pasada", ciertamente.  Hubo pirotecnia, fuegos artificiales, fogonazos… Las  luces muy bien y el sonido fue  poderoso, con repetidores hacia la mitad del campo.

Pero voy poner el primer "pero" y para mí el más importante y decepcionante. La  fidelidad del sonido fue mala, fatalmente ecualizada. Supongo que la cubierta del nuevo San Mamés tuvo mucha culpa de que el equipo no sonara como nos hubiera gustado. Los que habéis ido a La Cubierta de Leganés sabéis de que os hablo. No es lo mismo un recinto abierto, que uno semi abierto o casi cerrado, como pasó. Lo que no entiendo es como una banda del gran nivel de GUNS N´ROSES no luchó previamente para que su espectáculo no  se viera mermado por el mal sonido. Tampoco entiendo como el responsable técnico, -que supuestamente debe tener un nivel muy alto-,  no puso solución al caos sonoro.  El caso es que, -salvo algunas zonas donde el sonido seguramente fue mejor-, la mezcla y el resultado final fue malo. Pero no es que sonaran los cuatro o cinco primeros temas mal, es que sonó mal todo el concierto. Yo estaba en la grada enfrente del escenario a media altura, y sufrí el deficiente resultado de la nefasta ecualización. Seguro que en su concierto de El Calderón, -que como todos sabemos es campo de fútbol abierto-,  suenan geniales. No lo pongo en duda.

Por otro lado, ya se sabía que iba a ser una labor compleja llenar el nuevo estadio del Athletic, no como pasó en Madrid. Al final, días antes del evento se podían conseguir en Internet entradas más baratas que a su precio originalmente marcaba, algunas con  el 30 incluso el 50% de descuento. Ni por esas se llenó. Al final yo calculo que seriamos unos 30.000 los que asistimos a la cita.

Y otro detalle importante que causará polémica es que por mucha reunión de Axl con Slash, por mucho "boom" mediático y entre los fans, a mí me gustó mucho más la banda que Rose llevó en sus dos anteriores giras , sin Slash, que con él. Ya sé que es un pecado mortal decir lo que estoy comentando, pero el nivel musical, y sobre todo escénico y de actitud y entrega y movilidad que GUNS N´ROSES tuvieron con los guitarristas Ron Thal (Bumblefoot), DJ Ashba y Richard Fortus, -que sigue en el grupo-, más el bajista Tommy Stinson, no lo tienen estos GUNS N´ROSES más "auténticos", y eso que Slash es un "Rey de la guitarra", y Duff McKagan lo hizo muy bien.

Slash es fantástico, pero en mi opinión no se entregó, estuvo frío y en cuanto a movimientos se refiere fue "el hombre del sombrero de copa, el pelo rizado y el pendiente en la nariz" pero poco más. Paseaba a veces por el escenario y movía sus rodillas alguna vez,  pero nada más.  Como imagen, icono y figura, "un 10", pero a mí me dejó un sabor de boca agridulce, y como guitarrista es un gran músico, pero curiosamente a mí me gustaron más las intervenciones de Richard Fortus, más activo, electrizante y entregado. ¿Es un pecado decir esto ya que Slash es un Dios? Posiblemente, pero si dijera lo contrario mentiría. Por eso digo que no siempre la opinión de los periodistas casa con la del público.

Como digo, Duff McKagan estuvo a la altura, y Axl no fue el de las últimos conciertos de sus dos anteriores giras  en Madrid, Barcelona, o Milán, donde estuve , donde cantó de forma impresionante, pero si cantó bien. En cuanto a su papel como frontman y personaje dio la talla, con sus movimientos, carreras, contoneos, complicidad escénica, cambios de look… Axel fue Axl, por suerte.  Al cantante si se le vio en su salsa, entregado, ¡¡ con ganas!! Tirando de la banda y siendo claramente su líder. De hecho, ha conseguido que en esta gira se interpreten sus temas que hizo sin Slash, y este los toque. Ni los más acérrimos pensaron que eso pasaría.

Frank Ferrer, a la batería y percusión estuvo genial. Me atrevo a decir que toda la banda se apoya en su excelente trabajo. Es un batería de garantía total y nivel muy alto.  Me gustaría destacar mucho el trabajo del teclista Dizzy Reed,  junto a la teclista y corista Melissa Reese. Ambos hacen el trabajo sucio, y lo hacen muy bien. También podría asegurar sin equivocarme que su labor musical es imprescindible en la banda, sin ellos no sonaría ni la mitad que suenan. Además la joven Melissa le da una "vidilla" escénica estupenda, y ayuda sobremanera a Axl en los coros y voces, algo que se nota de forma notable. Una gran banda sin duda la que acompaña a Axl, Slash y Duff McKagan.

No pude ver a los teloneros por la tardanza en entrar al campo. Las largas colas de acceso fueron más pausadas de lo normal, dado que el control y cacheos fue más exhaustivo porque la Ertzaintza ordenó que se extremaran las medidas de seguridad en  el concierto de GUNS N´ ROSES  por la ofensiva yihadista acaecida en Manchester.

Entré diez minutos antes de la salida a escena de GUNS mientras ya se proyectaban imágenes de sus logos en las pantallas gigantes y disparados sonidos. Salieron  puntuales. A las 21:30 dispararon sus pistolas y tras las introducciones Looney Tunes y The Equalizer arrancaron con la imagen de su bajista en las pantallas quien con su bajo arrancó a It’s So Easy de su aclamado Appetite for Destruction. El público se entregó a tope, y es que GUNS N´ROSES están allí. Por fin. Es lógico. El ácido Mr. Brownstone siguió con los fans entregados, pero el primer bajón llegó con un  Chinese Democracy, que enfrió a la mayoría, a pesar del gran solo de guitarra de Richard Fortus. Proyectaron en las pantallas su Logo de aquella etapa y aparecieron los primeros  fogonazos de la noche.

Menos mal que la locura colectiva llegó con el cañonazo Welcome To The Jungle, que subió la temperatura al máximo y que todo el mundo cantó. Slash hizo una breve introducción jugando con su Gibson y Axl provoca al público y "zás en toda la boca", ¡¡Bienvenidos a la Jungla!! Fue el momento más álgido del show, a pesar del mal sonido.

Axl lució una  camiseta de la banda,  pantalones rotos vaqueros,  botas y camisa de cuadros atada a su cintura, pero sin pañuelo. El cantante se cambió de look varias veces durante la noche. Duff llevaba una  camiseta con la frase "No fucks given" y  Slash unos ajustados pantalones de cuero negro y camisa azul.

Con Welcome To The Jungle, triunfaron, pero con los tres siguientes la cosa se congeló de nuevo:  Double Talkin’ Jive,  a pesar del "momento Slash" en el previo y el solo final con cierto sabor español.  Better, donde Axl canto muy bien y el largo Estranged , donde el vocalista también demostró su categoría y su sonrisa "Profiden"

Los tres siguientes si gustaron al público sobremanera, al menos se notó porque jalearon y cantaron: Live and Let Die,  con proyección  de la banda  y disparos de sus pistolas, además de unos geniales  coros de Melissa. Rocket Queen con lucimientos de Slash y unas simpáticas proyecciones muy psicodélicas de  esqueletos haciendo sexo  y un demoledor You Could Be Mine que cantó todo el público, con unas protecciones muy trabajadas donde apareció Axl caracterizado de esqueleto/robot con gafas de sol y sombrero.

Llego el momento Duff, quien cantó Attitude, la versión de MISFITS, que dio paso a una emocionante interpretación de This I Love, donde Axl lo bordó.

Slash agarró su Gibson de doble mástil para interpretar Civil War, tras los silbidos de Axl, eléctrico y cantando con mucha garra. En las pantallas se proyectaron tanques, pañuelos en blanco y negro con el logo del grupo…Todo muy conseguido.   A renglón seguido, llegó el emotivo y atmosférico Black Hole Sun en homenaje a Chris Cornell,  fallecido cantante de  SOUNDGARDEN. Con la banda muy seria y solemne y un sol negro en las pantallas.

Coma, no se a vosotros, pero a mí me pareció aburrido; pieso que GUNS N ROSES tienen muchas mejores canciones en su repertorio.

Luego Axl presentó  a la banda. Primero al guitarra Richard Fortus , luego a Duff y el último fue Slash , quien se marcó  un solo un tanto anodino, acompañado por la banda, donde su parte central fue la versión de Speak Softly Love  de la película El Padrino.

El sonido seguía siendo malo, pero mientras Axl seguía luciendo diferentes ropas y "chupas" interpretaron un Sweet Child O’ Mine que levantó a los fans, aunque a mí personalmente me sonó bastante soso y sin la fuerza que posee de por si este gran tema, y luego tocaron un muy afortunado My Michelle, bestial.

La version de Wish You Were Here de  PINK FLOYD donde Slash y Fortus hicieron un dueto de guitarras subidos en la tarima trasera, dio paso a un November Rain donde Axl se vació y lo dio todo sentado al piano, luciendo en pantalla sus enormes anillos y cantando muy bien.

Y el final llegó con Knockin’ on Heaven’s Door y el mejor tema de la noche: un rabioso Nightrain donde la banda estuvo colosal, el escenario escupió fogonazos, explosiones y unos efectivos fuego de artificio finales.

No tardó mucho el largo bis, con una un tanto sosa Sorry, la estupenda Don’t Cry, la versión de THE WHO The Seeker y un final apoteósico con Paradise City donde Slash  se marcó un  solo junto a Axl tocando su  guitarra echada a sus espaldas.

Y llegaron las explosiones y la traca final. La banda salió a saludar ante el clamor del público.  

En unos días, el domingo, les veremos en Madrid.

Texto: Rafa Basa

Fotos: Juan Ramon Felipe Mateo (www.musifota.com)

Para ver las fotos a mayor tamaño, pinchar sobre ellas.

 

 

 

18 COMENTARIOS

  1. Situado en el sector 332, tribuna principal alta el sonido fue nefasto durante las 9 primeras canciones, luego se fue arreglando un poco, pero nunca se terminó de arreglar. Sonaba todo embarullado, sobre todo al principio y a un volumen muy bajo. En ocasiones costaba adivinar qué canción se estaba tocando.

    Las canciones del Chinese Democracy supusieron un bajón constante, algo que entraba dentro de lo previso, independientemente de que el público en general, no se volviera realmente “loco” durante todo el concierto excepto en momentos puntuales (Welcome to the jungle, You could be mine, Sweet child o’mine, Knockin’ on heavens door, Nightrain y Paradise city). También es el típico público al que “en general” y que nadie se me ofenda, (y si se ofenden dos trabajos tienen, ofenderse y desofenderse) va a ver únicamente a las bandas grandes, AC/DC, U2, Bruce Springsteen… para escuchar los temas más conocidos o simplemente para decir “yo estuve allí”, cosa que desgraciadamente está muy de moda.

    Se abusó mucho de las versiones, los solos fueron insípidos, la frialdad constante. Poca comunicación con el público, aunque es verdad que Axl se entregó al máximo, al igual que estuvo muy bien la parte de los teclados y la batería. Aunque instrumentalmente Duff y Slash lo hicieran bien, pero yo diría que se limitaron a cumplir. Tampoco los bises fueron los más acertados, si el Don’t cry y por supuesto Paradise city, pero ¿Sorry y The seeker para los bises?

    Estoy también con Rafa en que el sonido en Madrid mejorará mucho, pero, ¿serán igual de fríos? En Bilbao me quedé muy a medias.

    • Nadie debería enfadarse por comentar que el público fue en un gran número de ese que comentas. En este tipo de bandas es así siempre, le moleste a quien le moleste que se reconozca. Y, ojo, que nadie dice que sean mejores o peores por estar allí sin haberlos oído en su puta vida, mas que el sweet child o mine en los pubs hace años cuando se tomaba una cervecilla. Me importa un huevo si se gastan un pastizal por decir que estuvieron allí. Allá ellos. Pero que eso redundará en que el ambiente será frío sí o sí: está claro.
      Nunca entendí a la gente que se gasta “tropecientos” euros en ir a un concierto de este tipo sin haber escuchado su música en su vida, simplemente porque: “ei… son Guns and Roses” (O Rolling, o ACDC, o… ya sabeis). Me importa?? claro que no, obviamente. Pero.. lo entiendo??? tampoco.

      Peace.

    • De sobra se que SUN es sol. Ha sido un error tonto propiciado por que llegué del concierto y escribí la crónica a las 4 de la madrugada, cansado, cuando llegué a Castro Urdiales, donde estaba alojado.

      Mientras los demás dormíais y descansabais, yo curraba y además escribí una crónica larga y lo más detallada posible y Juan Ramón Felipe cuando llegó a su casa a bastantes kilómetros de Bilbo se puso a procesar las fotos (gracias Juanma). Todo ello para que por la mañana todos pudierais leer el artículo que terminé pasadas las 6 de la madrugada, sin pegar ojo.

      Dadme el derecho a un pequeña errata, ¿No te parece? Ya está rectificado. Acabo de llegar a Madrid.
      Salud y metal

      Basa

    • No estaba lleno ni por aproximación. Yo estuve allí y te lo aseguro. Como mucho hubo las 30.000 que yo he comentado.
      Lo de las 40.000 lo habrás sacado de algún periódico local que no le preocupa ni lo más mínimo ni GUNS N ROSES, ni nuestra escena.
      Ojalá por el rock y el metal hubiera estado hasta la bandera. Yo siempre quiero el éxito para todos y me entristece el fracaso.
      Salud y metal
      Rafa Basa

      • Toda la razón no estaba lleno, no tenias más que ver como trataron de vender entradas a la desesperada en ticketea y otras similares supongo. También sobraron de las de Golden circle que sería porque la zona era más grande de los habitual, pero es la primera vez que veo que sobren de este tipo, no creo que muchas eso sí.

  2. hui hui hui… espero que el domingo cambie la cosa… xq el Concierto del Calderón del 93 fue para mí y muchísima gente lo peor que se vió en muchos años (xa mi el peor concierto de mi vida… y a día de hoy sigue ostentando ese “honor”) y quería volver a verlos y comprobar que un mal día lo tiene cualquiera… xo otro concierto malo de un “supuesto grande grupo”… ya no sería tanta casualidad y más teniendo en cuenta la crítica de Bilbao, que por otro lado coindice en muchas cosas con otras críticas que he leído hoy del concierto… en fin, veremos lo que nos encontramos el domingo. suerte a tod@s!!!

  3. Yo ire el domingo al Calderon,es uno de los pocos
    clásicos modernos que me falta por ver.
    No espero gran cosa del concierto asi que como
    voy con bajas expectativas (basadas en videos de YouTube
    o en esta crónica por ejemplo),sera difícil salir defraudado.
    De Dios de la guitarra Slash tiene más bien poco,me
    parece mucho mejor guitarrista DJ Asba por ejemplo,
    Slash nunca se ha caracterizado por bordar los solos.
    Creo que Axl esta en mejor forma tanto con su instrumento
    como en la actitud.
    Es uno de los acontecimientos rockeros del año y hay que verlo
    pero si por la calidad de los músicos dependiera,desde luego no iba.

  4. A mí los Guns, tanto con Robin Finck en su día, como con Dj Ashba después y Stinson al bajo, me encantaron en sus conciertos en España; el bombo que ha conseguido la “reunión”, pues vale, muy bien, sobre todo a nivel publicitario. Y el nuevo montaje y escenario, sin duda espectacular… Pero que vamos, los otros también eran Guns N Roses con otros componentes y sonaban cojonudos. Eso sí, Slash se carga todos los temas del Chinese, porque This I Love tiene un solo mágico y lo destroza por completo…

  5. No quiero ser mal pensado ni tampoco hace falta que me contestes pero que casualidad que te tengas que chupar la súper cola y tengas asiento de grada en vez de invitación y precisamente etc etc. Pues es una pena por los organizadores porque si hubieras tenido invitación ni te hubieras enterado del mal sonido, ni tampoco hubiera entrado en lo de las entradas con descuento y todo eso. En fin, yo lo disfrute mucho, prefiero a Slash tocando con la pata coja a cualquier otro que haya pasado por la banda de Axel los que tambien he visto en Madrid y badalona. Los temas de Democrasy pues son lo que son, buenos en disco y bastante coñazo en directo, sobre todo en comparación con los grandes clásicos. Si que es cierto que había gente que estaba mas interesada en la cerveza o en enredar que en disfrutar del dineral que se habían gastado en la zona gold pero bueno cada uno que haga lo que quiera. Como trataba de decir antes de irme por las ramas, me gusto me lo pase bien y tal ahora bien que nadie espere encontrarse a los guns que todos recordamos sobre todo por el bajonazo que ha dado Axl en los últimos años, nada que ver con su ultima gira en España.

  6. Bueno, pues yo que estuve allí digo que:
    – Axl cantó bastante mejor de lo que esperaba, aunque en las dos primeras se le notaba ahogado al chaval.
    – Slash es un monstruo, y me extraña que se critique por ejemplo el solo que hizo, para mí mucho mejor que las carreras sin sentido de dedos en los que algunos convierten sus solos.
    – Que TODOs estuvieron bastante parados, y no interactuaron nada de nada.
    – Que entre el público había un grandísimo porcentaje de gente que no se había visto en una de estas ni por asomo, que se conocñian 4 canciones y todos con su camiseta nueva de GNR, que a lo mejor ya no se vuelven a poner. No se entienda esto como una crítica, porque cada cual puede hacer lo que le parezca.
    – Que el final del setlist fue bastante soporífero, y que yo personalmente, me alegré de oir The Seeker.
    – Y los fuegos artificiales si fueron un poco de baratillo

    En fin, que no vale los más de 100 mortadelos que costó, pero ya están vistos y a otra cosa mariposa.