Inicio Noticias Studio Report Escucha completa de Finisterra Ópera Rock de MÄGO DE OZ

Escucha completa de Finisterra Ópera Rock de MÄGO DE OZ

5
LIVE VUVUZELA.ES
Century Media - AVATAR - Hunter Gatherer
LIVE VUVUZELA.ES
Century Media - AVATAR - Hunter Gatherer

 

MÄGO DE OZ

Escucha completa de Finisterra Ópera Rock de MÄGO DE OZ

Como viene siendo habitual, MÄGO DE OZ congregó en Madrid a un grupo selecto de seguidores y prensa para escuchar su nuevo trabajo, Finisterra Ópera Rock, la regrabación del clásico Finisterra, que supuso un antes y un después para la banda madrileña (entre otras cosas, fue a partir de este disco que pudieron dedicarse totalmente a la música).

MÄGO DE OZ

Ahondaremos en más detalles en nuestra review, pero me gustaría comentar varias pinceladas generales. En primer lugar: el sonido. La producción sigue el camino más oscuro, gótico y guitarrero marcado por Ilussia, lo que afecta al lavado de cara que mayoritariamente han sufrido los temas. Particularmente, y esto es una opinión personal, noto la batería demasiado comprimida y con un bombo quizá demasiado protagonista en según qué partes pero, en resumen, el álbum suena compacto, moderno y muy contundente. El tratamiento de las voces es muy limpio, aunque es cierto que entre coros y orquestaciones puede que notes alguna amalgama armónica puntual que puede agobiarte (o encantarte).

El resultado global es un Finisterra embrutecido, más siniestro (ya veréis lo tenebroso que ha quedado “Conxuro” con la voz de la actriz Anxos de Cabaña) y heavy. Si se me permite la comparación, ahora la música suena más ‘pagana’ y no tan ‘folk happy’ como en el original.

MÄGO DE OZ

Como fan de Finisterra que soy tenía reparo en escuchar el resultado porque es un trabajo al que le tengo mucho cariño, pero en ningún momento sentí al escuchar Finisterra Ópera Rock que se ‘hayan cargado’ un tema concreto o que fuera una falta de respeto. Veo que el grupo aporta una nueva dimensión a las canciones; suenan como si las hubieran compuesto hoy en día con la formación actual, manteniendo, eso sí, las líneas maestras de las originales. Y eso implica orquestaciones góticas y profundas, guitarras rudas, bases rítmicas trabajadas, voces más limpias y melódicas (y menos heavies) y unos cuantos elementos más que ya nos mostraron en Ilussia. Dicho esto, te tienes que preguntar: ¿te gustan los MÄGO de Ilussia o los MÄGO de Finisterra (2001)? Si eres seguidor actual de MÄGO, te va a encantar. Si te quedaste en aquel disco y no soportas el nuevo material: no pierdas el tiempo, quédate ahí. Si, por otro lado, te gusta Finisterra y te gusta lo nuevo, dale una oportunidad porque seguramente te sorprendas (para bien).

MÄGO DE OZ

Habrá tiempo para comentar detalladamente todas las canciones, pero en esta ocasión citaré las que más me llamaron la atención en esta primera escucha:

  •   “Satania“. Sí, Zeta llega bien al grito inicial. Lo peor que puedes hacer aquí es comparar, son dos cantantes diferentes. O prefieres a uno o prefieres a otro, o te gustan los dos, pero no te atasques en comparaciones. Sigue escuchando. Notarás una “Satania” bastante continuista, con un Zeta genial que intenta meter sus propios giros de voz (y quedan bien), unas guitarras feroces y unos arreglos interesantes (desde un banjo hasta un estribillo ‘distinto’ para hacerte mover la cabeza con los cuernos en alto).
  •   “Hasta que el cuerpo aguante“. Como participa Sherpa (ex- BARÓN ROJO) en las voces junto a Zeta, se han adaptado algunas armonías, y creo que, por ello, se ha perdido el espíritu enérgico que tenía el original y se ha sustituido por otro quizá más serio. No suena mal, pero a mí, por ejemplo, no me convenció en la primera escucha. Me faltó ese subidón y alegría celta que transmitía la original.
  •   “Duerme“. Pilar Jurado hace los arreglos orquestales y canta en su registro lírico una canción que, por esta nueva interpretación, puede echar para atrás a más de uno (sobre todo si no te gusta la ópera o no estás familiarizado con el género). Musicalmente es impresionante.
  •   “Es Hora de Marchar“. Un Zeta comodísimo, cantando precioso y dándole una calidez especial a un tema que, no olvidemos, es una versión del “Rainbow Eyes” de RAINBOW.
  •   “Los renglones torcidos de Dios“. Gana mucho en contundencia y, teniendo en cuenta que es de las más duras del Finisterra original, ya verás lo bruta que suena ahora. Jorge Berceo de ZENOBIA le da ese punto ‘power’ al tema y, en general, ese aire mezcla entre el heavy y el hard rock (que notarás sobre todo al final), creo que le ha sentado bien al tema.
  •   “Kelpie“. Si me preguntaran cuál de todos es el que más me ha gustado tras esa primera escucha, seguramente diría “Kelpie“. Lo canta entero Patricia Tapia y le da un rollo rockero y hechizante. Además, sin menospreciar la versión anterior, entiendo la letra mucho mejor ahora que cuando la cantaba Jose.
  •   “Astaroth“. Bastante continuista. Escuchamos a un Leo Jiménez que despacha a placer con su lado más heavy y su lado más melódico, un Zeta metido en el papel y una Ailyn (SIRENIA), que canta como los ángeles en esa mítica parte intermedia. Otra de las que salen ganando con el cambio, en mi opinión.
  •   “Finisterra“. El esqueleto es bastante parecido al original, solo que con el sonido Ilussia y las nuevas colaboraciones. Israel Ramos de ALQUIMIA me dejó la boca abierta (¡qué voz!) y muy bien también Israel Hernansáiz de 7 ALMAS. Me encantó lo natural y cercana que suena la voz de Zeta en las primeras estrofas, y también la parte de “No creas en quien…” de Leo, muy bonita. El aspecto instrumental es excepcional, con unos arreglos y detalles dignos de apreciar en más de una escucha.

MÄGO DE OZ

En definitiva, me ha parecido una regrabación muy respetuosa y honesta con los propios MÄGO. Suena a lo que son en la actualidad, ni más ni menos. Ya no son los treintañeros que eran entonces, pero ahora son mejores músicos y los nuevos integrantes también. El resultado es un disco más serio, con más carácter y en el que, como en cualquier comparación, todos tendremos nuestras preferencias. Habrá temas que prefieras en una versión o en otra, y justo eso es lo bonito, que un grupo pueda hacerte sentir cosas 15 años después con las mismas, pero a la vez, diferentes canciones.

Texto: César Muela Twitter

Fotos: Rafa Basa

 

5 COMENTARIOS

  1. Parece un buen resumen, sin exagerar mucho y poniendo claros los conceptos para que nadie se lleve ninguna decepción. A mí sus dos últimos discos me gustaron bastante, en especial Illusia (sí, incluída Constelación Alpha), así como La Leyenda y Finisterra me encantaron también (aunque ahora los oigo y, aunque la voz de José tiene una magia inigualable, me chirrían los desafines en esos dos, sobre todo en el primero), y también el Gaia II.
    Lo único que me da miedo son Hasta que el cuerpo aguante (que creo que tenía la gracia en eso, en ser festiva) y Duerme… (que no dudo que será una obra de arte, pero la original me gustaba mucho y una versión en “operístico” a mí no me aporta mucho, salvo a modo de arreglos puntuales).
    En fin, esperando el disco me quedo con muchas ganas.

  2. A mi lo único que me preocupa es que los 2 temas que han salido se escuchan demasiado comprimidos y poco naturales. Creo que tiene algunos fallos de ecualización porque en ocasiones me suenan muy saturados y sobre todo la batería (incluso lo dice Rafa en el artículo). No creo que vaya a haber claridad y definición en el sonido y eso para mi es un punto bastante negativo a la hora de sacar un disco en la actualidad. Pero ya veremos cuando salga.

    Un saludo.

  3. Pues ya escuché la nueva versión de “La Santa Compaña”, instrumentalmente me gusta más, más heavy y las gaitas son un buen punto, aunque no hay muchos más cambios respecto a la original, en cuanto a la voz, creo que el tema si lo hubiera cantado solo Zeta habría quedado mucho mejor, la voz de Manuel Escudero no pega mucho con este tema, aunque tampoco me desagrada oírlo. Muy sorprendido positivamente con Zeta, hace algún que otro agudo bastante bueno. Pese a todo, y como es lógico, me quedo con la original, pero reconozco que me ha gustado bastante esta versión, y ha acrecentado mis ganas por escuchar el disco al completo.

  4. Acabo de dar unas cuantas escuchas a la santa campaña , doy algo de razón a trickmaster tratan de hacer cosas de mas , muy saturado el sonido creo que quieren poner mucho arreglo y artificio , a mi lo de zeta sigue sin convencerme , esos “gritos “, por que son gritos no son agudos potenciados , son sin poder vibrato amplitud , no transmiten ni coña , para mi lo de escudero es grande le dio mas matices a la canción otro feeling , cosa que con zeta es mas monotonía como siempre lineal …..