Inicio Noticias Noticias Breves W.A.S.P. – Parte 9 de la historia de la banda, contada por...

W.A.S.P. – Parte 9 de la historia de la banda, contada por el propio Blackie Lawless

5
LORDS OF BLACK - Alchemy Of Souls, Pt. I
AC/DC - Power Up
Century Media - DREAM THEATER
ANGELUS APATRIDA
LORDS OF BLACK - Alchemy Of Souls, Pt. I
AC/DC - Power Up
LORDS OF BLACK - Alchemy Of Souls, Pt. I
AC/DC - Power Up

 

W.A.S.P.

 

Blackie Lawless sigue contando (por entregas mensuales y de manera realmente sincera, profunda e interesante) la historia de W.A.S.P. en su web oficial. Aquí podemos leer ya traducido el noveno capítulo, dedicado a la etapa de "The headless children" y el primer paso hacia la "madurez" de la banda tras los locos primeros años:

"CAN YA SEE THE REAL ME….CAN YA"?W.A.S.P.

El último concierto de la gira de "Circus" fue en el Long Beach Arena, justo a las afueras de Los Angeles. De hecho, fue donde grabamos lo que luego sería "Live in the raw", y mientras estaba mezclando las pistas para ese disco en directo me estaba mudando a una nueva casa. Todo ello fue una buena distracción porque, como todos podéis imaginar tras mi último capítulo, yo estaba atravesando un profundo bajón para asimilar y evaluar lo que había pasado en los últimos 5 años, especialmente en los últimos 3.

Pasé un montón de tiempo pensando sobre quién era y dónde me veía a mí mismo como artista y como compositor. Recuerdo que a mitad de camino del primer disco llegué un día al estudio y me encontré al ingeniero sentado allí y que (me) miraba distante y pensativo. Le pregunté que qué le pasaba y me dijo que Marvin Gaye acababa de ser asesinado la noche anterior. Hablamos sobre esto durante casi una hora y me contó que él había trabajado con Marvin años antes. Me dijo también que una de las cosas que había observado trabajando con él era que siempre hacía discos que reflejaban quién era en cada momento de su vida. Pensé sobre esto durante años (y todavía lo hago), y cuando me tuve que preparar para lo que fuese el siguiente trabajo pensé "eso es, es precisamente lo que voy a hacer".

Ya sabéis, cuando hicimos el primer disco no estaba haciendo más que esto, pero entonces no lo sabía. Estaba haciendo lo que me salía de manera natural pero sin ser capaz de transformar esto en algo más complejo, en un pensamiento o expresión verbal más profunda. Ahora estaba llegando a un punto en mi vida en el que cuando me viniera un impulso, sabría parar y decir "¿quién soy yo justo en este momento?". Esto fue muy importante porque estaba cayendo en la trampa de hacer discos basados en lo que yo o la banda se suponía que éramos dando de lado a la persona en la que me estaba convirtiendo, aquello con lo que iba creciendo. Hay un montón de artistas, especialmente en el mundo del metal, que les da pánico tratar de evolucionar porque creen que sus fans les van a abandonar. Lo divertido fue que había trabajado realmente duro para llegar a donde habíamos llegado, pero en el verano del 87 no me podía importar menos. Lo que me había pasado es que ya no sentía pasión por decir las cosas que decía y me sentía resentido conmigo mismo por esto. Al mismo tiempo no sabía que me estaba sintiendo así porque me encontrado atontado de tanto girar. Cuando por fin desperté de todo esto, me miraba al espejo y ni siquiera sabía quién era.

W.A.S.P.Recuerdo ir a un banco justo después de terminar la última gira y le pedí en la ventanilla que me dieran un cheque con algo de efectivo. Comencé a escribir y rellené la cantidad, el día y cuando iba a poner el año… me quedé ahí parado ¡durante 30 segundos!… El tipo me miró de manera un tanto extraña y me dijo que era 1987. Me sentí avergonzado por lo que acababa de pasar pero, por otro lado, pensé que algo no iba bien… Terminé de rellenar el cheque y me marché corriendo. También me dí cuenta de que poco a poco me enfadaba más y de manera más grave con las cosas que tenía alrededor. Mirando atrás, sé que fue la presión de la compañía, giras, el tema del PMRC… ¡una mezcla de todo eso! Todo ese período entremedias me había afectado mucho y había producido mi propio desorden traumático de la personalidad post stress. Y es que no había sido un combate en el sentido tradicional pero os aseguro que cuando tienes armas apuntándote a la cara no es divertido.

Recuerdo también hacer una entrevista para la revista Hit Parader en Estados Unidos ese verano, y fue la primera vez que dije exactamente lo que tenía en la cabeza y no me olvidé de nada: Hablé de política, de religión, de comportamientos sociales y de cualquier cosa que me pareciera. Y no me importó hacerlo, ¡me sentí increíble! Entonces, pasaron un par de meses y pensé que la revista iba a recibir un montón de cartas negativas sobre la entrevista que habíamos hecho. Pero el director me llamó y me dijo que me iba a enviar un resumen de las respuestas que habían recibido sobre la entrevista, que habían recibido casi más correspondencia que nunca. Yo pensé: "¡genial!… a alguien le importa". Entonces me llegaron varias cajas con sobres la semana siguiente, y había como 100 cartas ahí. Cada una de ellas decían más o menos lo mismo, que ahora sabían lo que había realmente dentro de mí y que estaban agradecidos de que finalmente lo hubiera dejado salir. Yo me senté impresionado y me puse a leer esas cartas una y otra vez, y es que eran apasionadas, intuitivas y elocuentes. ¿Quién dice que los seguidores de esta música son tipos tontos o sin cerebro? Qué equivocados estaban (y están) los que piensan esto…W.A.S.P.

Supongo que había cosas que se leían entre líneas de las primeras entrevistas y de las letras que había ido escribiendo que los fans habían ido recolectando y que no podía ver ni yo mismo. Durante todos estos años he pensado muchas veces en aquellas cartas y las personas que las habrían escrito. Si ellos supieran lo que hicieron por mí… Me sentaba ahí leyendo y sentía que mi espíritu empezaba a elevarse y mi autoestima crecía. Durante las siguientes semanas sentí una energía y determinación que no había sentido en años. Ahora estaba totalmente decidido a hacer un disco que pudiera llegar de verdad a la gente ¡y cogerles por la garganta! Así, en el otoño del 87 empecé a componer de nuevo. Recuerdo que estaba un sábado por la tarde tumbado en el sofá para echarme una siesta y de repente me vino a la mente la frase "Father come save us from this madness we´re under" (Padre, ven y sálvanos de la locura bajo la que estamos). Rápidamente me levanté y corrí hacía mi habitación de componer donde tenía los instrumentos y grabadoras. Escribí esa frase que sería más tarde el principio del tema título del disco, "The headless children"…

Después de esto, comencé a fijarme en mis "raíces inglesas", que era la música con la que de alguna manera había empezado a escuchar de pequeño: URIAH HEEP, SABBATH y THE WHO. Es que desde el principio W.A.S.P. había sido una banda que sonaba americana, pero desde entonces reconozco que tenemos un enfoque más "británico". Es lo que me pedían las letras y la música que estaba componiendo en ese momento. No me preguntes porqué pero es lo que me venía a la cabeza, y supongo que es parte del proceso de maduración por el que estaba pasando y de alguna manera estaba cerrando el círculo de mi gusto musical. Digamos entonces que el punto americano era más festivo, por decirlo de alguna manera, y el "inglés" era un enfoque más serio, al menos para mí.

El proceso de composición continuó durante los próximos meses y se hizo más clarividente para mí que el nivel de musicalidad que necesitaba para hacer estas canciones que estaba desarrollando tenía que ser menos limitado. Y Steve Riley es un buen batería, pero el que necesitaba para esta nueva dirección musical ¡tenía que ser un monstruo! Frankie Banali era el único que sentía que podía hacer el trabajo, que sus habilidades hablan por sí sola y además tenía la paciencia necesaria para realmente aprender y contribuir a esas nuevas canciones, y yo necesitaba las dos cosas. Luego, Johnny Rod era un bajista impresionante, así que entre los dos podríamos tener una sección rítmica que fuera la mejor del mundo en ese momento. Johnny había conocido a Ken Hensley (teclista clásico de URIAH HEEP) de un proyecto en el que habían trabajado algún tiempo atrás. Y Ken era uno de mis héroes de juventud manejando el sonido desde atrás de URIAH HEEP. Él es un fantástico teclista con un sonido totalmente propio, y es que en cuanto él empieza a hacer sonar su Hammond, sabes al instante que es él.

W.A.S.P.El caso es que además de los temas originales en los que estábamos trabajando, se nos ocurrió hacer una versión de THE WHO como cara-B para cualquiera que fuera el primer single. La elección estaba entre "Behind blue eyes" y "The real me", que para mí ambas tenían una idea similar en la letra así que no estaba muy seguro de cuál elegir. Empezamos con la segunda, y en cuanto escuché cómo sonaba en el ensayo con esa fuerza de W.A.S.P. me decidí inmediatamente por "The real me", ¡quedaba increíble! Incluso los pipas que andaban por allí se pararon de lo que estuvieran haciendo y se pusieron a escuchar. Y es que os aseguro que cuando consigues parar a estos tipos es que tienes algo realmente bueno entre manos. Además, estaba Banali a la batería, Johnny al bajo, Hensley al teclado y Holmes a la guitarra, ¡guau! El rollo que tenía era absolutamente brutal, así que nunca probamos ni siquiera la otra canción.

Al igual que "I don´t need no doctor" en el disco "Circus", "The real me" nunca fue premeditadamente un tema para ser incluido en el disco. El caso es que ambos iban a ser sólo caras B de singles, pero funcionaron tan bien desde el principio que no nos pudimos resistir a meterlas en los discos. Años después, (Pete) Townshend me dijo que era la mejor versión de cualquier canción de THE WHO que había hecho nadie. Él dijo exactamente que nadie le había hecho a una de sus canciones lo que yo le había hecho, pero sé lo que quería decir… ¡y me siento muy orgulloso! La preproducción y grabación del disco se alargó durante un año y medio. Empezamos a grabar en febrero del 88 y el A&R del sello me preguntó que cuándo pensaba que estaría terminado. Le dije que "probablemente en mayo", pero llegó Noviembre y me volvió a llamar y me recordó que le había dicho antes que "en mayo", y le repliqué que sí pero que no le había dicho de qué año. ¡Se quedó totalmente pillado!… al final terminamos en enero del 89.W.A.S.P.

Como comentario adicional, os diré que cuando empezamos los ensayos para el álbum, Lita Ford estaba ensayando en la sala contigua a nosotros. Ella acababa de terminar su nuevo álbum y yo estaba fuera escuchándolo en mi coche. Cuando sonó "Kiss me deadly" supe que tenía un gran éxito entre manos, y me alegré mucho por ella porque la conocía desde hacía mucho tiempo. Cuando estábamos escuchando el disco, alguien le tocó en la ventanilla donde Lita estaba sentada. Holmes estaba allí y yo les presenté, aunque entonces no lo pensé demasiado. Pasaron unos cuantos días y todavía no había escuchado demasiado sobre esto…   ¡Menos de un año después se fugaron para casarse! Realmente nunca me he visto como un casamentero, pero es gracioso cómo resultan las cosas a veces…

Unos meses antes de que el disco estuviera terminado, la directora de cine Penelope Spheris me llamó y me preguntó si estaba interesado en participar en la nueva película documental en la que estaba trabajando llamada "Decline of the Western Civilization – part 2”. ("El declive de la civilización occidental, parte 2"). Iba a incluir un debate cara a cara entre Tipper Gore y yo, y  no podía esperar a hacerlo porque estaba que mordía. Era mi oportunidad de coger al toro por los cuernos, a ella y a su marido Al (Gore), y encarármelos de frente. Pero justo el día antes de que la filmación tuviera lugar ¡Tipper canceló!, y Penelope me preguntó si me gustaría participar de alguna otra manera, aunque realmente nada me parecía igual que haber estado tan cerca de ellos en un debate cara a cara, así que me preguntó si podía entrevistar a Chris (Holmes) y le dije que ok.

W.A.S.P.Rod (Smallwood, todavía mánager de la banda) se enteró y me dijo que no sabía si era una buena idea. Mi , ahora famosa (y él todavía se ríe cuando se acuerda), fue: "Creo que está bien… de todos modos, ¿tan malo puede ser?"… Ahí me lucí, y es que para cualquiera que lo haya visto la escena habla por sí sola… Y es que cuando recibí la copia promocional de la película me quedé horrorizado. Llamé a Penelope y le insistí varias veces para que lo quitara de la edición final pero me dijo que no podía porque las copias de la cinta ya habían sido enviadas a los cines. ¡Me quedé hecho polvo!… y es que lo que acabábamos de hacer iba a tener unas tremendas consecuencias sociales para el disco e iba a ser más desastroso que cualquier mensaje del PMRC porque ¡lo que iba a salir en la película lo iba a ver todo el mundo! De hecho, de no haber sido un disco tan sólido como era, esa escena lo hubiera destrozado, y lo mismo digo de la gira siguiente. Y creerme que no estoy exagerando nada de lo dañino que fue…

De todas formas, la gira comenzó y todo fue bien durante las primeras semanas, y el disco se convirtió en oro muy rápido… De repente las cosas comenzaron a ponerse muy tensas, algo muy extraño. Incluso hubo que modificar la portada del disco porque salía una imagen del Ayatollah en el frente, y hubo que cambiarlo por otro personaje porque las tiendas de discos temían represalias y ataques. A día de hoy las primeras copias con la portada original son pieza de coleccionista… El caso es que hubo un gran problema en el paraíso, y todo por lo que llevábamos tanto tiempo trabajando tan duro se empezaba a  resquebrajar.W.A.S.P.

Tenía una banda desintegrándose ante mis ojos. De hecho, para evitar peleas teníamos hasta cuatro modelos de transporte en la banda en ese momento para ir a los conciertos: uno iba en el  autobús de gira, otro volando, uno en coche y cosas así… Incluso la mayoría de las veces teníamos diferentes camerinos y distintos accesos al escenario para ni siquiera vernos hasta que se encendieran las luces. Era un lío y un despropósito total.  De hecho, uno de los últimos conciertos que hicimos juntos fue en el Civic Arena de Santa Mónica (en el mismo lugar donde ya habíamos tocado en el 83). Toda la plana mayor de Capitol estaba allí y de hecho me tomé algunas fotos con ellos en la fiesta después del show. Después de 10 minutos estaba tan deprimido que me excusé y salí fuera por la escalera de incendios y subí hasta el techo del edificio. Me senté allí, solo y mirando las olas de la playa pensé para mí que debajo había miles de personas gritando y qué cómo el mundo se podía tornar tan rápido desde lo mejor hasta lo peor de manera tan rápida. Era como si un genio te hubiera concedido tres deseos pero como contrapartida había convertido tu vida en un infierno.

Así que tres años después aquí estaba de nuevo buscando mi alma, lo que se había convertido en algo habitual. Y es que una semana después de ese día no tenía banda y tampoco tenía ni idea de hacia dónde iba a ir. Una vez más me tocaba volver a dibujarlo todo… Aunque bueno, podía haber sido peor, ¡que podíamos haber sido FLEETWOOD MAC!

Más el mes que viene,

Blackie Lawless

Aquí está el enlace al capítulo anterior, y en la parte de abajo del mismo encontráis los correspondientes a los respectivamente anteriores. ¡A disfrutarlos porque son historia viva de nuestra música!

 

 

 

 

5 COMENTARIOS