Inicio Lanzamientos A-Z SYMFONIA – In Paradisum

SYMFONIA – In Paradisum

8
VHALDEMAR - Straight To Hell
Century Media - SPIRIT ADRIFT - Enlightened In Eternity
AYRA - Silent Veil
VHALDEMAR - Straight To Hell
Century Media - SPIRIT ADRIFT - Enlightened In Eternity
AYRA - Silent Veil

 

Discográfica: Eagle Rock/Armoury Records
Puntuación: 8/10

SYMFONIA - In ParadisumDespués de dejar STRATOVARIUS, Timo Tolkki fundó REVOLUTION RENAISSANCE, banda con la que firmó tres álbunes de estudio. El último de ellos con la desgana que produce una imposición contractual, pues previamente el grupo ya había anunciado su adiós y seguramente Tolkki ya pensaba en otras aventuras musicales. Ahora el guitarrista prueba suerte con una nueva banda, SYMPHONIA. Para ello se rodea de músicos de renombre, como son el vocalista André Matos (ANGRA, SHAAMAN, VIPER), el bajista Jari Kainulainen (STRATOVARIUS, EVERGREY), el teclista Mikko Härkin (SONATA ARCTICA, KOTIPELTO) y el batería Uli Kusch (MASTERPLAN, HELLOWEEN), para convocar este proyecto plurinacional.

"In Paradisum" representa un reencuentro de Tolkki con el sonido que elucubró en STRATOVARIUS. En REVOLUTION RENAISSANCE encontrábamos algunos vestigios de aquella etapa, pero aquí aflora un impetuoso esfuerzo por reverdecer ese estilo que más réditos le proporcionó. "Fields Of Avalon" es ya una canción muy en la onda de STRATOVARIUS, el típico tema rápido con doble bombo a saco, en el que hay tiempo para que los teclados porfíen con el mástil que Tolkki surca con gran celeridad. Quitando el pie del acelerador y persistiendo en el mismo referente, suena a continuación "Come By The Hills", una canción en el que las líneas de teclados son fundamentales. Pese a todo, ambos temas están muy logrados.

Los que esperan algo acorde a los primeros ANGRA (por esto de que estamos ante una banda de power metal con André Matos de vocalista), también pueden colmar sus expectativas con algún corte, como "Santiago". Este, de similares características al tema de apertura, aunque este tiene su momento de calma rebasado el ecuador de la partitura. Una calma latente la que inyectan con "Alayna", la primera balada que tenemos, muy en la línea de las de cierto grupo finlandés y que se queda en un querer y no poder. Tolkki lleva ni se sabe cuánto tiempo intentando igualar la calidad de "Forever", pero al hombre no le sale. Pues para eso que se esté quieto.

Con "Forevermore" devuelven la rapidez. Velocidad y precisión se dan la mano en la rúbrica de una buena pieza. En "Pilgrim Road", vuelve a jugar con esas melodías pretendidamente adictivas de aires folk que ya introdujera el guitarrista en algún tema de REVOLUTION RENAISSANCE ("Into The Future", sin ir más lejos), al tiempo que le da al disco un colorido diferente.

En el corte que da título, "In Paradisum", y sus más de nueve minutos, nos topamos con esos coros femeninos que infunden ese toque operístico que, por ejemplo, ya tenían ciertos temas compuestos en el pasado por Timo Tolkki en la era "Destiny". Da la impresión de que este ya lo hemos escuchado antes. Sin embargo, "Rhapsody In Black" es otra historia; muy buen tema de metal melódico, de los que más se recordarán de este disco por su frescura y calidad. No obstante, esa sensación anterior de deja-vu toma fuerza cuando los teclados desnudos que abren "I Walk In Neon", y su posterior desarrollo, apuntan hacia una canción llamada "Hunting High And Low" de cierto conjunto finés. Terminamos la escucha con la balada "Don´t Let Me Go", acústica y con un chelo de acompañamiento. Ahora André Matos se destapa como protagonista absoluto en una soberbia interpretación. Y esta es la que más me recuerda a ANGRA.

Muchos se complacerán de ver a Matos en una banda como esta, cantando canciones así. Lo cierto es que se le nota más limitado que antaño. No digo que esté flojo (Matos es mucho Matos), sino que en otro tiempo esa voz dio más de sí. Cuando antes parecía ir sobrado ahora su voz parece encontrar un tope, al menos da esa impresión.

Resumiendo, "In Paradisum" es, sin más, un disco de power metal melódico y de toques sinfónicos hecho por maestros del género, quienes, en general, han sabido dar la talla y cumplir con lo que se esperaba de ellos. En este álbum Timo Tolkki no busca innovar, sino más bien pisar sobre suelo firme. Por un lado, la reputación de los músicos con los que se asocia es reclamo suficiente para despertar el interés de crítica y fans sobre este nuevo proyecto y, por otro, incidir en el sonido que le puso en el mapa metálico será acogido con agrado por muchos. Exceptuando esa sensación de autoplagio que se descifra en algunos momentos, el disco satisfará a los fans a los que va dirigido. Tiene muy buenas canciones y, si prefieres a Matos antes que a Kotipelto, ni te cuento.

Un disco que a priori pudiera parecer que mezcla el sonido de las ex-bandas de sus componentes, pero nada más lejos de la realidad y una vez digerido, si hay una banda a la que colocar como referencia esa es ineludiblemente STRATOVARIUS. Perfectamente podría ser un disco más de ellos. Con otro cantante, claro.

Diego González

Listado de temas:

  1. Fields of Avalon
  2. Come By the Hills
  3. Santiago
  4. Alayna
  5. Forevermore
  6. Pilgrim Road
  7. In Paradisum
  8. Rhapsody in Black
  9. I Walk in Neon
  10. Don’t Let Me Go

 

 

 

 

8 COMENTARIOS

  1. Me parece demasiada nota para este disco. no es que sea un mal disco, crece según el número de escuchas, pero se ve cláramente que es un disco cien por cien tolkki y que los demás han participado muy poco.a lo que más se parece, como bien decís, es a revolution renaissance con algún toque de angra en algún estribillo.en cuanto a Matos o está muy mal de voz o tolkki le ha tapado demasiado en la producción.cada vez se parece más cantando a tobia sammet (el cual no me gusta nada). uli kusch muy justito con sólo algún destello.me imagino que lo harán mucho mejor en un segundo disco, si es que lo hay.

  2. Este proyecto va a durar tanto como Revolution Renaissance y es una pena, Timo Tolki es incapaz de mantener una banda estable después de Stratovarius. Ojalá volviese a ésta, pero dudo que los demás de Strato tengan ganas de complicarse la vida con este genio medio un tanto ido en los últimos años.

  3. Un disco muy flojo, coincido con @josesavatage en que es un disco 100% Tolkki con el refrito acostumbrado de melodías de su etapa anterior. Algún destello pero poco más…Incluso creo que sus últimos discos con RR eran mejores. Tampoco hay rastro de esos solos tan originales del último disco…y eso huele muy mal.