Inicio Conciertos Crónica Concierto CANNIBAL CORPSE + OBSCURA – EVOCATION – DYING FETUS – Madrid.

CANNIBAL CORPSE + OBSCURA – EVOCATION – DYING FETUS – Madrid.

0
Madness Live!
BARON ROJO 21 Marzo - Barcelona
IRON MAIDEN BARCELONA 2020
ROCK THE NIGHT FESTIVAL
ROCK N ROCK
PACO VENTURA - GIRA 2020
METAL PARADISE 2020
Madness Live!
BARON ROJO 21 Marzo - Barcelona
IRON MAIDEN BARCELONA 2020
ROCK THE NIGHT FESTIVAL
ROCK N ROCK
PACO VENTURA - GIRA 2020
METAL PARADISE 2020
ROCK THE NIGHT FESTIVAL
ROCK N ROCK
PACO VENTURA - GIRA 2020
METAL PARADISE 2020





Documento sin título

CANNIBAL CORPSE

+ DYING FETUS + OBSCURA + EVOCATION

Sábado 10 de Octubre de 2009 – Sala Heineken – Madrid

Tras unos largos meses de espera, por fin llegaba a España la que casi con toda seguridad era la gira de metal extremo de este 2009, la llegada de sus eminencias del death metal CANNIBAL CORPSE de la mano de tres grandes bandas en un cartel muy al uso de lo que viene haciéndose últimamente, un paquete de grandes bandas realmente atractivo que hacía que aunque uno no se sintiese atraído por un cabeza de cartel demoledor como son los de Álex Webster y compañía (por lo que fuera), hayase en él otras tres bandas más que apetecibles y bastante en voga últimamente como son los DYING FETUS, siempre seminales y con nuevo trabajo debajo del brazo, los suecos EVOCATION, quienes tras dejarlo a principios de los noventa cuando parecía que irían de la mano de los mejores ENTOMBED o DISMEMBER volvieron hace dos o tres años retomándolo exactamente donde lo dejaron como si de una máquina del tiempo se tratase, y unos tapados como los jovencísimos alemanes OBSCURA, que fueron el sorpresón de la noche para la gran mayoría de una asistencia que fue masiva como creo que nunca antes había visto en la Heineken, sobre todo en CANNIBAL CORPSE, donde estar en pista era sinónimo de agobio extremo hasta el punto de casi no poder levantar los brazos ni disfrutar en cierto modo de un concierto en el que el calor, las avalanchas, el buen sonido y el buen death metal fueron los protagonistas.

Evocation - Foto: Carlos Oliver

Abrían la noche los suecos EVOCATION, una banda que como avanzaba tiene una historia realmente curiosa, y es que aunque su carrera a comienzos de los noventa se encontraba en un momento realmente excelente, incluso con ofertas de buenas discográficas para editar el que por entonces sería su disco debut, decidieron en el 93′ disolverse debido a diferencias musicales, cuando como digo parecían seguir un poco la carrera de otras grandes bandas del death metal sueco, véase los citados DISMEMBER, ENTOMBED, UNANIMATED… El caso es que tras su reunión llevan ya editados dos trabajos de estudio y, aunque sí que es cierto que les situaría un escalón por debajo de las citadas bandas y que además ahora ya no tienen el impacto que su música hubiera tenido cuando “debería haber salido”, hay que ser justos diciendo que hicieron más que bien su labor, con un buen directo que empezó sonando regular (como el de casi todos los grupos…) y que luego fue mejorando bastante con el paso de los temas, aunque solo se llegase a los 35′ más o menos de actuación, en los que los suecos supieron encandilar a la mitad de la asistencia que al final abarrotaría la sala en CANNIBAL CORPSE. Salieron un poco sosos y con algún que otro problema de sonido hasta que pudieron arrancar con “Silence Sleep”, que ya provocó algún que otro emujón y demás. Una banda de directo muy sueco, bastante estáticos salvo su vocalista “Tjompe”, cuadrado por cierto, que lo hizo bastante bien y trató de animar un poco la cosa. Abajo lo cierto es que hubo bastante actividad, cuando la cosa seguía con “Angel Of Torment”, “Veils Were Blown”, “Feed The Fire” y cerrando con “Tomorrow Has No Sunrise” y la final “Razored To The Bone”, tema que también cierra su segundo “Dead Calm Chaos” y que fue lo mejor del concierto, con un gran sonido y, ahora sí, death sueco puro y duro. Buen show el suyo, aunque quizás eché de menos más clasicismo con algún que otro tema más de su primera obra…

Dying Fetus - Foto: Carlos Oliver
Dying Fetus - Foto: Carlos Oliver

El segundo puesto por la cola en la parrilla de salida le correspondía a los jovencísimos alemanes OBSCURA, quienes me conquistaron completamente con su directo del Sábado pasado. No sabía mucho de ellos, tan solo de su creciente carrera, de su fichaje por Relapse, de la edición de su segundo “Cosmogenesis” a través de sello americano, y de la calidad de este, aunque lo que no sabía es que eran tan juvencísimos y, sobre todo, que tocaban insultantemente bien y sonaban tan atronadoramente técnicos, compactos y brutales sobre las tablas, ya no solo bordando a nivel instrumental la complejidad de sus temas con respecto al disco, sino que además llevaban esas canciones al siguiente nivel, dándoles quizás ese plus de potencia que le falta un poquito al disco. Reconozco que soy gran fan del death metal técnico, como también reconozco que hacía tiempo no quedaba tan asombrado y perplejo tras un concierto, o mejor dicho conciertazo, como el que los jóvenes alemanes se marcaron (tampoco esperaba menos de ex – miembros de bandas como PESTILENCE o NECROPHAGIST…). Su backline lo montaron ellos mismos, y con una pequeña intro que sonó mientras estaban ya en escena y de espaldas al público, abrían fuego con esa avalancha de técnica y mala baba que es “Anticosmic Overload”. El sonido empezó ya siendo casi perfecto, aunque quizás como única pega podría decirse que a Steffen se le oía un poco bajo así como su guitarra, un Steffen que a pesar de llevar la guitarra y las voces no estaba exento de una técnica abrumadora por cierto. Seguían con “The Choir Of Spirits”, con Steffen ya sonando mucho mejor y dejándonos a todos boquiabiertos, con una actitud muy de grupo de metal técnico, bastante estáticos y centrados en bordar cada parte (realmente no fue una noche de mucho aspaviento/ pose/ movimiento hasta que llegaron quienes tenían que llegar…). La gente por cierto durante la actuación de OBSCURA se mantuvo prácticamente en todo momento muy estática, bastante más que en EVOCATION, algo que ensombreció un poco su actuación pero que nos permitió más disfrutar de su faceta como músicos. “Incarnated” sonó bestial, así como “Desolate Spheres” y “Centric Flow”, último tema de “Cosmogenesis” que terminó con el repaso a su última obra, de la que se extrajeron todos los temas del set, y también su concierto, entre la admiración de muchos y la desidia de tantos otros. Una pena, pues probablemente haya sido de lo mejor que ha pasado por Madrid en mucho tiempo…

Dying Fetus - Foto: Carlos Oliver
Dying Fetus - Foto: Carlos Oliver

Justo antes de que CANNIBAL CORPSE se lo merendasen todo nada más salir, todavía quedaba otra banda a la que apetecía mucho ver por estos lares, unos seminales DYING FETUS que comenzaban su descarga atroz a eso de las 20:15 de la tarde (fuimos con adelanto toda la velada y terminó acabando antes). Salieron esta vez más sobriamente que OBSCURA, un poco en la línea de EVOCATION, montando su propio backline y comenzando directamente y sin avisar, y tan solo el OK de Trey Williams tras los parches sirvió de introducción para “Homicidal Retribution”, castañazo de su anterior “War Of Attrition” que abrió su show y que volvió loco absolutamente a todo el mundo. A todo esto el ambiente ya era ambientazo y en la pista la movilidad se hacía difícil (gracias además a toda esa gente que a pesar de no haber un solo hueco para pasar hacia las primeras filas lo intenta, cosa que no entiendo ni jamás entenderé…), algo que asombrosamente todavía empeorar, con un calor que además se hacía insoportable por momentos… Personalmente DYING FETUS me gustaron bastante, una propuesta diferente como lo fueron todas las bandas esa noche, estos más centrados en el grind/death/ hardcore, un trío salvaje que atrajo también a muchísima gente a juzgar por el número de camisetas y lo cierto es que los americanos no defraudaron, tremenda su descarga, poco vistosa en cuanto a aspavientos y demás pero brutal en cuanto a caña y técnica se refiere. Sonaron temas como “Your Treachery Will Die With You”, “Justifiable Homicide”, “Pissing In The Mainstream” o la final “Praise The Lord (Opium Of The Masses)” en la que como digo fue otra descarga aberrante, donde tanto John Gallagher a la guitarra y voces y Sean Beasley se cubrieron de gloria y estuvieron compenetrados al 100% durante todo el show. Buenísima también la actuación de los de Maryland…

Dying Fetus - Foto: Carlos Oliver

Finalmente era la hora y se mascaba la tragedia… Eran las 21:15 cuando cuarto de hora antes de lo previsto se apagaban todas las luces y el grupo comenzaba a salir, con especial griterío en el momento en que Nath… perdón, George “Corpsegrinder” Fisher hacía acto de presencia con su mastodóntico pescuezo con avalanchas ya galopantes y un agobio abajo como yo nunca antes había visto, y todo esto mientras sonaba “Evisceration Plague”, tema que inició su show y que no se si por las repreturas de la sala o porque dejó un poco frío para empezar al personal no tuvo demasiado movimiento, algo que iba a cambiar radicalmente a grito de “Time To Kill Is Now”, que desató completalemte la locura en un no parar de avalanchas, empujones y mosh, aunque lo que no se vió casi fue “surf – crowding”, algo raro, aunque también hay que decir que al bolo asistió bastante gente ajena al death metal simplemente como el que va a ver a RAMMSTEIN o AC/DC, porque son muy burros y “hay que verlos”…

Cannibal Corpse - Foto: Carlos Oliver
Cannibal Corpse - Foto: Carlos Oliver

El caso es que el sonido fue tremendo en todo momento, impresionante, atronador, nítido pero a la vez crudo, lo que hizo muchísimo bien en un concierto en el que unos CANNIBAL CORPSE un poco apretados en el escenario como para incitar demasiado o moverse provocaron el caos más absoluto en uno de los conciertos más crueles que yo recuerdo en Madrid, donde casi entre el calor, el cansancio de tantas bandas y el agobio tan asfixiante, se hacía difícil disfrutar el concierto por momentos, momentos que obviamente fueron los puntos calientes de su actuación, que fueron muchos, centrados como es lógico en sus temas más demanadados, en los que la locura fue mayúscula, temas como la citada “Time To Kill Is Now”, que cayó pronto, “I Cum Blood”, muy poquito después, que fue empalmada con “Fucked With A Knife”, uno de los momentazos del concierto como no podía ser de otro modo, death metal de altos vuelos bordado por una banda muy profesional, sin parar de hacer ‘headbanging’ en todo momento

‘Corpsegrinder’ por su parte en su línea, algo a lo que ya nos tiene muy acostumbrados pero que sigue sin dejar de sorprenderme la velocidad y la intensidad de su ‘headbanging’ durante una hora y veinte minutos que duró la actuación sin parar, muy bien secundado por una banda formación muy sólida como la de CANNIBAL CORPSE, entre la que destacaría la presencia imponente de Alex Webster o de Paul Mazurkiewicz, los únicos miembros fundadores y piezas clave en el engranaje de esta máquina de matar que son los de Tampa.

Cannibal Corpse - Foto: Carlos Oliver
Cannibal Corpse - Foto: Carlos Oliver

De entre su setlist, y aparte de los temas anteriormente citados, cayeron como losas temas no menos aclamados y destructivos como “Sentenced To Burn”, “Evidence In The Furnance”, la abrasiva “Make The Suffer”, que sonó tremenda, “Vomit The Soul”, “Priests Of Sodom”, un “Unleashing The Bloodthirsty” que puso los pelos como escarpias o un final demoledor que terminó de ponerlo todo patas arriba con “A Skull Full Of Maggots”, “Hammer Smashed Face” y para terminar la crueldad intrínseca al “Stripped, Raped And Strangled” en una noche de puro death metal que tardará en ser olvidada, cuatro grupos a un altísimo nivel, destacando a OBSCURA de entre los teloneros como apuesta de futuro (junto a gente como los más jóvenes aún HACKNEYED, también alemanes por cierto…) y por supuesto a la banda posiblemente más en forma, admirada, respetada, fiel a lo suyo y más devastadora sobre un escenario, unos CANNIBAL CORPSE que salieron por la puerta grande…

Texto: Jorge del Amo Mazarío

Fotos: Carlos Oliver (Barcelona)

Para ver las fotos a mayor tamaño, pinchar sobre ellas.