Inicio Lanzamientos A-Z SPELLCRAFT – Stirpe Obscura

SPELLCRAFT – Stirpe Obscura

0

Hace ya unos meses que vio la luz la puesta de largo de los aragoneses SPELLCRAFT, un par de ellos ha desde que tengo el disco en mi poder por lo que he tenido más que suficiente para escuchar del derecho y del revés este gran debut en un estilo no demasiado fructífero ni multitudinario en nuestro país, donde sin embargo contamos ya con un buen puñado de bandas emergentes la mar de interesantes.

Esta banda se formo a mediados de los 90, con lo que llevan ya un buen puñado de años en esto de la música luchando por salir adelante de la forma más digna posible, pasito a paso han ido editando con cierto regularidad las indispensables demos que cualquier banda necesita hasta dar el gran paso, demos que por otro lado son casi más habituales si cabe en un estilo como el Black metal, pues eso es lo que nos vamos a encontrar en este “Stirpe obscura”, puro y duro Black metal, rudo, crudo y sin arpegios, rozando en algunos momentos el conocido como “raw Black metal”, pero sin llegar del todo a ese extremo, lo cual personalmente agradezco.

Con una presentación de lo más austera pero acorde con ese aura de oscuridad que toda banda de black que desea ser respetada ha de tener, SPELLCRAFT están formados en la actualidad por, y sin apenas cambios que se sepa a lo largo de su trayectoria, Midgard a la voz (quizá algunos lo recuerden por su labor en OUIJA), Aldromk y Murcilag a las guitarras, Scythe al bajo y Fulgur a la batería.

Al tema. Tras un minuto de interludio instrumental integrado en “The souldevourer”, este primer tema sirve para que nos hagamos una idea bastante exacta de lo que es el estilo de la banda, una producción cruda pero a la vez clara, guitarras agudas y afiladas como estiletes, el bajo solapado con una batería sin un sonido rimbombante, todo lo contrario, sucio, áspero y a todo trapo, un sonido muy cercano para que nos hagamos una idea, a lo que IMMORTAL lograra en ese apartado con su “Battles in the north”, mientras que si bien la voz de Midgard es puramente blacker, rota y rasgada, en momentos puntuales se atreve con tonos más guturales e incluso con voces claras y graves.

Al tema que da nombre al disco hay que darle de comer aparte, y es que “Stirpe obscura”, con sus casi once minutos no es algo de lo que se pueda hablar a la torera. Antes he mencionado a los noruegos IMMORTAL, y vuelvo a hacerlo porque en muchos momentos de este tema la voz de Midgard me recuerda sobremanera al estilo vocal de Abbath, mientras que en el estilo musical de la banda en general se pueden ver detalles muy propios de bandas como EMPEROR en los pasajes más atmosféricos a la vez que épicos, y algún que otro guiño que me recuerdan a los griegos ROTTING CHRIST pese a ser de estilos muy diferentes. En resumen, uno de esos temas que puede hundir a una banda por ser demasiado pretenciosa y quedarse a mitad de camino o elevarla a los altares del Olimpo si consiguen su objetivo, atreviéndome a decir que se han quedado más cerca de lo segundo que de lo primero, si poder calificarse de obra maestra, aunque esas guitarras acústicas del final casi me hacen concederles el título.

De nuevo tralla sin concesiones con “Sons of the dying sun”, un tema contundente y acelerado desde un inicio, donde las guitarras reducen un tanto su protagonismo en pos de una batería que es un no parar y las locuras vocales de Midgard, produciendo una sensación de “deja vu” muy peculiar en mi, y es que a algo me suenan pero no se a qué, lo cual es bueno, señal de que han personalizado un sonido de otra banda, fuera cual fuera. Desde un inicio se nota que “Beyond the lost forest” va a ser un tema un tanto más pausado, los riffs son un tanto más heavys y la batería tira más de platos y bombos que de blast beats abrasivos, una especie de medio tiempo que en algunos momentos se acelera pero sin querer pisar el acelerador a fondo, como demuestra ese pasaje casi ambiental en el último tercio del tema, pura oscuridad ambiental.

“Adaegia” sigue un poco la pauta marcada por el anterior corte, llamando mi atención para esa mezcla entre doble bombo y platos por parte de la batería por un lado, y por otro el matrimonio entre guitarra acústica y eléctrica antes de lanzarse toda la banda en pos de un Black metal endiablado y sin cabida para adorno alguno. “Crossing the seventh gate” es uno de esos temas que desde sus primeros compases sabes que te va a gustar, directo a la sesera, contundente, casi pegadizo, de esos que nos hacen mover la cabeza instintivamente sin saber muy porque, y eso que motivos no le faltan para ello, las guitarras de Murcilag y Aldromk echan fuego en este corte, mientras “Kiss me from the Darkness”, tema que cierra el disco, es pura dinamita, Black metal sin cuartel, aunque en este caso a mi parecer las guitarras flojean un tanto en sus riffs más graves, aunque más que las guitarras, su sonido, siendo en este punto cuando me doy cuenta de cuan presente ha estado el bajo de Scythe durante todo el disco sin que me hubiera dado cuenta.

Gran álbum el que se han sacado de la manga, un trabajo más propio de otras latitudes que no viene sino a demostrar que poco a poco algo está cambiando en el panorama nacional, faltando solo un pequeño empujón por parte de público y sellos para que esto eche a rodar y dejemos de perder la oportunidad de poder disfrutar de buenos trabajos como este. Puro Black metal de la vieja guardia, hasta un ser poco dado a este estilo como es mi caso puede reconocerlo, poco más puedo decir que defina mejor a esta gente, que sigan trabajando y haciéndolo así de bien.

Angel Ruiz

Tracklist:

  1. The Souldevourer
  2. Stirpe Obscura
  3. Sons of the Dying Sun
  4. Beyond the Lost Forest
  5. Adaegia
  6. Crossing the Seventh Gate
  7. Kiss Me From the Darkness