Inicio Lanzamientos A-Z ICED EARTH – Framing armageddon: Something Wicked Pt. 1

ICED EARTH – Framing armageddon: Something Wicked Pt. 1

1
VHALDEMAR - Straight To Hell
Century Media - SPIRIT ADRIFT - Enlightened In Eternity
AYRA - Silent Veil
ALDEARAAN
AC/DC - Power Up
VHALDEMAR - Straight To Hell
Century Media - SPIRIT ADRIFT - Enlightened In Eternity
AYRA - Silent Veil
ALDEARAAN
AC/DC - Power Up
ALDEARAAN
AC/DC - Power Up

Siempre es difícil para una banda con más de 15 años de historia el mirar hacia delante, evolucionar y seguir editando discos interesantes pero sin perder su identidad, personalidad y estilo intrínseco. ICED EARTH sufrieron en 2002 un varapalo importante con la salida de su cantante Matt Barlow (todos sabéis la historia de su “conversión” al americanismo más cerril, dejando la banda, cortándose su larguísima melena pelirroja, y poniéndose a estudiar criminología, antes de hacerse directamente policía). Entonces, por mucho que Jon Schaffer diga que no, tuvieron que reestructurar su sonido y afrontar un cambio con tintes menos épicos y más netamente heavies, aunque con letras muchas más históricas y políticas de lo acostumbrado en la banda, en un genial “The glorious burden” (ya con Tim “Ripper” Owens al frente de las tareas vocales) pero que no convenció demasiado a la mayoría de fans del grupo norteamericano. Imagino que esto haría replantearse las cosas a Schaffer y pensar en recuperar la historia comenzada hace casi diez años al final de su exitoso “Something wicked this way comes” de 1998, uno de los mejores trabajos de la banda sin duda.

La historia comenzaba entonces con los temas “Prophecy”, “Birth of the wicked” y “The coming curse” (precisamente los tres regrabados, junto al single “Ten thousand strong”, en el reciente EP “Overture of the wicked, a modo de primera parte de la historia), continúa en este “Framing armaggedon”, y cerrará la trilogía en el siguiente “Revelation abomination”. Básicamente es una historia en clave de ciencia ficción en la que se relata un poco la historia de la propia humanidad (a modo de la propia visión particular de Schaffer) en su insaciable hambre de conocimiento, poder y destrucción, desde la invasión de la Tierra por descendientes directos del “Gran Arquitecto del Universo”, los Setians, que serían la civilización terrestre más antigua. En esta primera/segunda parte (recordemos que la primera parte de la trilogía es el propio EP, con los temas regrabados del final del “Something wicked…”) se desarrolla lo que ocurre desde la profecía, la invasión de la humanidad, la resistencia de los 10.000 elegidos… hasta el nacimiento de Seth “el abominable”… pero esa es otra historia, como se suele decir en los libros.

Bueno, tras ponernos en situación y contar un poco por encima la historia de este nuevo proyecto de Jon Schaffer y su banda, vamos ya a hablar del disco en sí, de la música que contiene y de lo que nos encontramos detrás de tanto misterio, preparación e historia previa… que en el fondo es lo que nos importa, ¿o no?. Ya comenté en la crítica del EP (excelente por otro lado) que habían abandonado el punto más heavy metal clásico y netamente directo de “The glorious burden”, para volver al punto épico, teatral y personal que siempre tuvo ICED EARTH, a las composiciones más pomposas, trabajadas y cargadas de sentimiento y cierta melancolía de las que prácticamente desde el principio hizo gala Jon en su banda. También fue reseñable comentar el punto de la voz de Ripper, adaptada en este caso al 100%, al estilo de ICED EARTH, pero imprimiendo su propia personalidad y clase a los temas… En definitiva, una recuperación del estilo de ICED EARTH, con sus pros y sus contras que ahora comentaré, de su sonido más característico, de sus habituales temáticas de ciencia ficción y fantasía oscura, y de su personalidad sombría, taciturna y casi teatral, especialmente desde los tiempos del “The dark saga” en adelante.

Pues bien, como es lógico, todo esto se mantiene en el nuevo disco, pero lamentablemente creo que no ha conseguido dar en el clavo y editar un trabajo tan supremo como sí fue el “predecesor” disco del 98 en el que se basa todo esto. “Framing Armageddon” es un disco extremadamente trabajado, cuidado y con un trabajo compositivo y de arreglos detrás realmente impresionante, pero por contra se nos presenta como un álbum demasiado largo, extenso, farragoso, con bastantes temas de relleno y realmente difícil de escuchar de un tirón. Como digo, contiene un excelso trabajo instrumental, unas orquestaciones realmente cuidadas, una producción más que interesante y un Ripper Owens sublime (aunque tratándose del estilo clásico de ICED EARTH es imposible no acordarse del tono oscuro, poderoso y melancólico de Matt Barlow que siempre fue absolutamente distintivo de la personalidad musical de ICED EARTH)… pero no engancha más que en temas concretos y la escucha se acaba haciendo realmente pesada.

Es que, como decía al principio, el disco es 100% ICED EARTH y precisamente ésta es la causa que no ha permitido aupar a la banda a un puesto más alto: que los discos no terminar de enganchar porque son demasiado largos, con temas bastante similares entre sí (de hecho el parecido entre cualquier balada y/o tema lento de ICED EARTH con “Mellancholly” y “I died for you” comienza a ser asfixiante) y cierta cadencia al medio tiempo y a la épica excesiva que creo que mantienen a la banda siempre a medio gas, discográficamente hablando. De hecho, es una máxima en la música, que puedes ser el mejor instrumentista y/o compositor, pero si los temas no funcionan no hay nada que hacer, y es lo que casi siempre ha sucedido con ICED EARTH, y lamentablemente en “Framing armageddon” vuelve a suceder, que hay cuatro o cinco temas maravillosos, pero el resto del disco acaba repitiéndose y quedándose mucho más atrás.

De todos modos, que nadie se equivoque porque objetivamente el nivel del álbum es muy alto y Jon Schaffer sigue demostrando que es uno de los grandes, pero ya digo que, aparte de los fans precisamente de este estilo 100% ICED EARTH, el disco vuelve a mostrar los mismos problemas que siempre se le han achacado a la banda y creo que será difícil que consiga nuevos adeptos, además de recuperar a los que siguen fieles a la voz de Barlow, por muy excelente que sea la interpretación de Owens, para mí lo mejor sin ninguna duda de todo el disco, adaptándose a todos los tonos, tempos y estilos de los complejos temas de Schaffer, pero sin perder fuerza, maestría y ese estilo inconfundible que le hizo ser el elegido para sustituir a Halford en JUDAS.

El trabajo es realmente largo como digo, muy musical, grandilocuente y épico al máximo (muy teatral como nos reconoció el propio Schaffer en entrevista) con la mayoría de temas con cadencia a medio tiempo, profusión de intros, efectos sonoros de fondo para dar credibilidad y punto visual a la historia (esto es uno de los detalles más logrados del disco), coros épicos y la voz escalofriante y con muy variados registros de Ripper como segundo protagonista del sonido del album (tras la guitarra y propio estilo compositivo de Schaffer, como es lógico). Destacan también sin duda las melodías e instrumentaciones en todos los temas, con una fantástica base rítmica de Brent Smedley (batería) y Dennis Hayes (bajista), pero ya digo que esto no es suficiente para que en muchos momentos el trabajo se quede en soso y anodino.

Por supuesto que hay temas excelentes como el segundo single, más melódico, “Setian massacre”, la “intro” y “outro” para el poderoso “Ten thousand strong” (de lo mejor del disco, como ya pudimos comprobar en el EP), que son “Reflections” y “Execution” (aunque siguiendo el mismo patrón, intencionado supongo, de “Mellancholly”), el tempo lento y totalmente ICED EARTH de “Cataklysm”, la fuerza de “Infiltrate and assimilate” (con ese punto power americano y mezclando caña con sentimiento que tan bien se le da siempre a Schaffer cuando quiere) y la propia “Framing armaggedon”, de lo mejor del disco destacando la suprema interpretación de Ripper (y con unos gritos finales para cerrar el tema que ponen los pelos de punta). Para el final dejo el que me parece sin ninguna duda la composición suprema del disco, “The clouding”, una pieza magistral de 9 minutos, totalmente intensa, y con una primera parte en clave de balada cargada de sentimiento pero que a mitad del tema se acelera, apareciendo las guitarras en primer plano de Schaffer convirtiendo la canción en un medio tiempo/power ballad sublime pero con guitarras poderosas.

Por contra, encontramos también muchos temas que no consiguen sacar del oyente más que una mueca de indiferencia como ocurre por ejemplo con los dos o tres primeros cortes del álbum, o con otras canciones como “Execution” o “When star collide (born is he)”, que me acaban pareciendo más relleno que otra cosa, si no fuera porque dan continuidad a la historia relatada. También es curioso reseñar el corte “Something wicked part 2” que es un breve tema sin letra y donde prevalece la percusión y el aire folclórico, casi flamenco, y de inspiración arábiga y morisca, que acaba sonando muy extraña en una banda como ICED EARTH. El trabajo se cierra con una “outro” instrumental llamada “The awakening” que da pie al comienzo de la segunda parte a modo de final abierto de cine.

Para ir terminando, hay que decir que seguramente habrá muchos fans de la banda norteamericana que adoren este trabajo, y por supuesto que su opinión e impresión es totalmente admisible porque ya digo que a nivel instrumental, compositivo y de calidad objetiva de “Framing armageddon”, la clase es intachable. Pero ya digo que a pesar de la variedad, grandilocuencia y factura irrepochable que nos ofrecen Schaffer y sus chicos en esta segunda parte de la trilogía, es difícil que el disco enganche y es que necesita de muchas escuchas para pillarle el punto. Ahora, es lo que siempre ha sido ICED EARTH y en ese punto me quito el sombrero, pero a veces ser tan particular y autosuficiente como Schaffer pasa factura y la historia de la música nunca ha sido benevolente con ICED EARTH y me temo que seguirá en sus trece con respecto a una banda infravalorada, es cierto, pero que sigue requiriendo algo más para subir el último peldaño… Y ahora a esperar la tercera parte para principios/mediados de 2008.

David Esquitino (david_esquitino@rafabasa.com)

Track list del disco:

  1. Overture
  2. Something Wicked (Part 1)
  3. Invasion
  4. Motivation Of Man
  5. Setian Massacre
  6. A Charge To Keep
  7. Reflections
  8. Ten Thousand Strong
  9. Execution
  10. Order Of The Rose
  11. Cataclysm
  12. The Clouding
  13. Infiltrate And Assimilate
  14. Retribution Through The Ages
  15. Something Wicked (Part 2)
  16. The Domino Decree
  17. Framing Armageddon
  18. When Star Collide (Born Is He)
  19. The Awakening