Inicio Lanzamientos A-Z SYMPHORCE – Become death

SYMPHORCE – Become death

0
VHALDEMAR - Straight To Hell
Century Media - SPIRIT ADRIFT - Enlightened In Eternity
AYRA - Silent Veil
VHALDEMAR - Straight To Hell
Century Media - SPIRIT ADRIFT - Enlightened In Eternity
AYRA - Silent Veil

Lo que parecía un capricho o una forma de dar rienda suelta a egos personales traducidos en libertad compositiva, se ha convertido con el paso de los años en una banda sólida y original como pocas, tan original como peculiar y difícil de encasillar dentro de un estilo nada más, aunque básicamente lo suyo sea el power metal, solo hay que echar un ojo a sus componentes, Andy B. Frack de BRAINSTORM a la voz, a las guitarras el ex FREEDOM CALL Cedric C. Dupond y Markus Pohl, ahora también en MYSTIC PROPHECY, y el ex CHINCHILLA Steffen Theurer a la batería.

Esta claro que SYMPHORCE, y especialmente en este disco, o se ama o se odia, y es que uno no sabe muy bien que pensar, pues hay quienes hablan maravillas de este redondo y lo presentan como el futuro del power metal, un primer paso en una espectacular evolución del genero y elogios varios, y sin embargo los del bando opuesto argumentan que esto ni es power metal, ni es evolución, ni progreso ni nada, que es imposible cogerle el gusto a ningún corte, que es demasiado raro, demasiado alejado de lo tradicional…bien, personalmente me quedo a mitad de camino entre ambos bandos, ni tanto ni tan calvo que se suele decir.

Cierto es que nada más arrancar “Darkness in the sky” ya me estaba relamiendo de gusto, pero no es oro todo lo que reluce. Esta pista comienza poco a poco, pero de repente las guitarras se tornan crudas, sus riffs pesados y repetitivos, Andy sorprende por su forma de cantar, llegando casi a tonos guturales, siendo en general un tema agresivo pero a la vez pegadizo y con mucho de BRAINSTORM en el estribillo, pero mucha influencia del thrash/death en el resto. “Condemned” es todo lo contrario, cargado de electrónica por los cuatro costados en una onda muy americana que sin embargo nos devuelve al sonido clásico de la banda madre de Andy en los estribillos.

“In the hopes of a dream” nos presentan a unos SYMPHORCE muy emocionales, cargados de teclados, ¿ligera influencia del rock gótico finlandés?, todo puede ser, pero desde luego de power metal poco. Algo me dice nada más arrancar “Death has come” que se trata de un tema potente, y así es, de nuevo dobles bombos y guitarras más melódicas que se tornan machaconas al comenzar a cantar Andy, alternándose ambas vertientes de su música por igual pero primando más la velocidad y lo tradicional.

Realmente las guitarras de “Inside the cast” tienen algo especial, sin duda son las grandes protagonistas en este uno de los mejores temas del disco, y no por su contundencia ni velocidad, sino por su melodía y por ser uno de los más sencillos de recordar, aunque no deja de hacérseme raro escuchar cantar a Andy en la línea de bandas como THE 69 EYES, LACRIMAS PROFUNDERE, HIM… etc. “No final words to say” me deja un tanto descolocado al principio, pero va ganando en crudeza gracias a unas pesadas guitarras, pero no acaba de llegar a despegar, se mantiene ese sonido gótico mezclado con riffs pesados.

“Toward the Light” por fin nos trae un poco de caña y a un Andy de nuevo en sus tonos habituales, los típicos de BRAINSTORM, y aunque este tema nada tiene que ver con ellos si que consigue que mueva la cabeza un poco. Las filigranas guitarreras del comienzo de “Ancient prophecies” me hacen arquear una ceja por la sorpresa, pero enseguida este corte da un giro de 180 grados y viaja por la senda del thrash metal sobre todo gracias a su batería, pero mezclando a la vez electrónica, oscuridad y power metal, realmente peculiar este gazpacho metalero.

De nuevo caña inicial con “Lost but found”, y en esta ocasión se mantiene más allá de unos pocos segundos, aunque me reafirmo en lo dicho antes, de power metal poco tiene esto, y ya ni hablar de “Lies”, el meloso corte que cierra el disco a medio gas donde Cedric y Markus se lucen a sus anchas, excelente la labor de ambos a lo largo de todo el disco. Ojo, porque tiene sorpresa final, incalificable.

Un sonido excelente, una banda difícil de etiquetar, un disco aún más difícil del que hablar…lo mejor, opinen ustedes mismos, y si tenéis un poco d suerte y os hacéis con la edición especial del disco, podréis disfrutar de un DVD ‘de regalo’.

Angel Ruiz

Tracklist

  1. Darknes fills the sky
  2. Condemned
  3. In the hopes of a dream
  4. Death has come
  5. Inside the cast
  6. No final words to say
  7. Towards the Light
  8. Ancient prophecies
  9. Lost but found
  10. Lies