Inicio Conciertos Crónica Concierto KEEP IT TRUE – Segunda Parte – Sábado 8 de abril

KEEP IT TRUE – Segunda Parte – Sábado 8 de abril

0
VHALDEMAR - Straight To Hell
Century Media - SPIRIT ADRIFT - Enlightened In Eternity
AYRA - Silent Veil
VHALDEMAR - Straight To Hell
Century Media - SPIRIT ADRIFT - Enlightened In Eternity
AYRA - Silent Veil



Documento sin título


Keep It True

Sábado 8 de April de 2006 – Lauda-Königshofen – Tauber-Franken-Halle

El día grande comenzaba a las 10 de la mañana con la apertura del pabellón deportivo (en concreto un pabellón de balonmano donde cabrían unas 2500-3000 personas) durante las dos primeras horas nada de música solo el Metal Market abierto para disfrute de todo metalero.

POWERVICE

A las 12 en punto aparecían en escena los holandeses POWERVICE, una formación de heavy metal muy clásico y “básico”.

El quinteto venía a presentar su demo “Behold The Hands Of Glory” que editaron ya el pasado año (y supongo que están a la espera de editar lo que será su primer larga duración por lo que pudimos oír en el concierto). De hecho, arrancaron con dos de los tres temas que contiene dicha demo.

El primero fue la propia “Behold The Hands Of Glory”, seguido de “Nighstalker”, y, tras estos dos temas, la banda no buscó versiones para rellenar el show sino que se tocaron hasta 4 nuevos temas de inmejorable manufactura y que espero que plasmen pronto en ese esperado primer disco.

Para cerrar el concierto reservaron el tercer y último tema de su demo, “The End Is Coming”, al final de la cual la guitarra de flecha de Selim Lemouchi sufrió la rotura de las cuerdas por parte de su propietario. En cuanto al sonido, para ser la primera banda sonó muy nítida, de las mejores del festival a este respecto, y con mucha actitud y potencia en su sonido. A destacar a este respecto la voz de Roger “Stocky”, a pesar de estar retocada en ciertos momentos con ciertos efectos de micrófono.

Foto: David Esquitino
Foto: David Esquitino

En definitiva, una banda muy recomendable tanto en estudio como en directo y que te hará rememorar sin duda la época Di’Anno de los MAIDEN.

WOTAN

La banda italiana de metal épico volvía a tocar en el K.I.T. ya que la primera vez que lo hizo fue en el “Warm-Up Show” de abril de 2004 (segunda edición del festival, pero primera con dos noches) junto a BATTLEROAR, BATTLE RAM y RITUAL STEEL.

A pesar de haber escuchado su disco debut “Carmina Barbarica” no me motivaron lo suficiente como para estar en primeras filas (copadas por fans italianos, como es lógico), por lo que decidí verlos “desde la barrera” (me resultan demasiado épicos para mí gusto).

Además de cortes de su primer trabajo, nos presentaron también algún tema de su reciente “Epos”, algo más variado y crudo que su debut, cómo “Itaca”, dedicado por el cantante a los fans griegos del puesto de “Hellas Steel” (al menos es lo que ponía en la bandera griega adornada con martillo de MANOWAR) situados a la izquierda del escenario, o “Drink in the skull of your father” (bonito título, je).

Foto: David Esquitino
Foto: David Esquitino

En general me parecieron una banda que no sonó mal pero que no dejan de ser “muy del montón”. A reseñar la salida, casi al final de la actuación, de Ross ‘The Boss’ Friedman para tocarse el clásico de 1983, “Revelation (Death’s Angel)” de MANOWAR, ¿de quién si no?, y la actitud y ganas del cantante Vanni con “vestuario guerrero”, cota de malla y casco “alado” al final de su actuación, incluidos.

Set list:

  • Dream Of Maxen
  • Ride Of Templars
  • Under The Sign Of Odin’s Ravens
  • Drink In The Skull Of Your Father
  • Revelation (mit Ross The Boss)
  • Itaca
  • Lord of The Wind
  • Iron Shadows

Texto: Ignacio Navarro

Fotos: David Esquitino

DARKNESS

Llego la hora de la “oscuridad” de la mano de una banda de thrash metal de escuela 100% germana “de toda la vida” en la onda KREATOR o SODOM, eso sí recién reunida (y con nuevo nombre puesto que ahora se llaman EURE ERBEN aunque en KIT aparecieron como DARKNESS) y sin su cantante original (fallecido en 2004 por lo que fue el guitarra Arnd Klink el que se hizo cargo de la parte vocal)…

Eran la tercera banda en salir y además jugaban en casa así que fueron de las mejor recibidas en todo el festival (además, en Alemania el thrash agresivo y “sucio”siempre ha sido bastante apreciado y en KIT se notó). Formados en Essen en 1984, editaron 3 discos con Gama antes de separarse a principios de los 90’s. Tras la re-edición de esos tres discos hace relativamente poco tiempo por el sello BattleCry, y la edición en 2005 por este mismo sello, de un directo de 1987; la banda se reúne y les proponen actuar en esta sexta edición del K.I.T.

En directo resultaron una banda muy cañera pero bastante lineal pese a demostrar que con los años han aprendido a tocar bastante mejor que en sus comienzos (¿he oído KREATOR?, jaja).

Foto: David Esquitino
Foto: David Esquitino

Destacar que tocaron prácticamente entero su “Death Squad” del 87 y un par de temas del segundo, pero pasaron completamente de un algo más flojo “Conclusión and revival”. Seguramente para un thrasher acérrimo un concierto brutal (objetivamente me pareció muy bueno, con muchísima tralla y caña clásica, y una fantástica actitud en escena, en especial del bajista que no paró un segundo quieto –fue imposible sacarle una buena foto, os lo aseguro-), pero creo que no llegaron a transmitir todo lo que debieran pese a que, en palabras del propio Arnd Klink, este sería el último concierto de la banda como DARKNESS (por respeto a sus dos anteriores vocalistas, ambos fallecidos).

Aun así, estuvieron sin duda algo mejor que ASSASSIN el día anterior y dejaron el escenario bastante caliente para que nuestros SILVER FIST plantaran esa necesaria pica nacional en Fland… digo en Lauda.

Set list de DARKNESS:

  • Invasion Sector 12
  • Critical Threshold
  • Death Squad
  • They Need A War
  • Faded Pictures
  • Burial At Sea
  • Staatsfeind
  • Caligula
  • Phantasmagoria
  • Iron Force

Texto: Ignacio Navarro y David Esquitino

Fotos: David Esquitino

SILVER FIST

Tras el buen concierto de DARKNESS, toda la representación española (que éramos unos cuantos), nos fuimos “p´alante” para disfrutar del concierto si no más esperado del festival, sí más especial para todos aquellos que, primero, seguimos pensando que el fin de MURO significó mucho más que una simple despedida; y, segundo, para los que defendemos a las bandas realmente auténticas, honestas y heavies que existen en el territorio nacional… como por supuesto es el caso de los luchadores SILVER FIST. Me consta que la banda estaba un tanto nerviosa al empezar el concierto (y no era para menos) y esto hizo que en los dos primeros temas (“Acero y sangre” y “Predicador”) no dieran de sí todo lo que tienen dentro.

Además, tuvieron bastantes problemas de sonido iniciales (sobre todo con el micro de Silver que durante “Acero y sangre”, literalmente “no sonó” y con las guitarras de Diego y Nacho que por momentos no se oían) pero a base de ganas, ilusión, calidad y mucha fuerza supieron sobreponerse pronto tanto a los nervios como a los problemas y levantaron a una audiencia internacional que literalmente “alucinaban” con los españolitos (tanto con los de arriba como con los de abajo, porque hubo mucho, mucho movimiento en las primeras filas, jeje).

Foto: David Esquitino
Foto: David Esquitino

Ya con mejor sonido, Silver iba presentando poco a poco los temas en inglés (y yendo bastante rápido porque tenían sólo 45 minutos y querían aprovecharlo al máximo). Así, fueron alternando temas de MURO y SILVER FIST indistintamente, entre los que hay que reconocer que eran los temas de MURO, por aquello de que eran los que más conocían los “guiris” y por la propia fuerza y rapidez natural de los mismos, los que mejor funcionaron, especialmente “Sólo en la oscuridad” y “Traidor” (“Alone in the dark” y “Traitor”, jeje), coreadísimas por la tropa patria que poblábamos las primeras filas (¡este año sí que salgo en el DVD del festi, juas!).

También aprovecharon para presentar a los alemanes la “thrasera” “Lágrimas de sangre” del que será el segundo disco de SILVER FIST (con buena reacción del público y es que por aquellos lares les gusta mucho la caña, las cosas como son) y las dos canciones que más han calado entre la gente de “Ave fénix”, como son el cañonazo que da título al CD y el ya clásico “En llamas”, que también puso patas arriba el pabellón de Lauda (y me consta que no sólo los españoles coreábamos el estribillo de uno de los temas más épicos que Silver haya cantado nunca).

Foto: David Esquitino
Foto: David Esquitino

Para terminar (y tras esa sintonía del Equipo A en versión caña que ya han hecho casi una seña de identidad), cómo no podía ser de otra manera, “cómo en los 80”, una cañerísima “Mirada asesina” (telita los coros de Jose, por cierto) ponía punto final a un concierto histórico (¿verdad o mentira?)… Y creo que me falta “Puedo oírte gritar” de SILVER FIST y “Telón de acero” de MURO para completar el set list que tocaron en el festival.

Es cierto que no ha sido el mejor concierto de SILVER FIST que he visto en mi vida y que el sonido no les acompañó demasiado durante su actuación (qué casualidad que estas cosas siempre le pasan a los españolitos, por cierto…), pero creo que dejaron bien claro sobre el escenario del Keep It True que son un grupo perfectamente internacional (aunque es evidente que el tema del idioma es un problema para funcionar fuera) y que muy pocas bandas demostraron esa actitud, así como unas canciones y una personalidad tan netamente heavy como SILVER FIST. Por cierto, destacar del concierto una vez más: la pegada de Iván, el rollo macarra de José (tanto él como Silver llevaban las camisetas conmemorativas del concierto de Madrid que se hicieron para la ocasión… ¿por qué no hicisteis unas para el tema del Keep It True, por cierto?), el contrapunto cañero-melódico de Nacho y José (aunque no sonaron las guitarras en este concierto como todos hubiéramos deseado, las cosas como son) y la actitud auténtica y “truemetalera” (me apetecía decirlo, ¿qué pasa?) del señor Silverio Solórzano (un diez como siempre y eso que no cantó tan bien como en Madrid y se le notó algo más nervioso de la cuenta con los problemas del micro como en “Acero y sangre” o “En llamas”)

Foto: David Esquitino
Foto: David Esquitino

Y nada, hubo detalles “paletos” (lo digo con todo el cariño) y guiños constantes entre banda y público español (pero ojo, hubo muchos italianos, griegos y alemanes viendo a SILVER FIST y a “MUGO”, permitirme la licencia) como el detalle de la bandera de España con la que se envolvió Silver al final del concierto, la camiseta de Atlético de Madrid que le tiraron desde el público (impagable la cara de Silver cuando la cogió, jaja) o el detalle de grabar tomas desde arriba del escenario para inmortalizar un momento que, para la propia banda, era histórico. Quizás hubiera estado bien rematar con alguna versión (el “Fast as a shark” de ACCEPT hubiera quedado niquelado o incluso directamente haber tocado en inglés alguno de los temas que se incluyeron en “Mutant hunter” hace años), o incluso algún tema de MURO más actual (ese “Corazón de metal” o “Lujuria”, jeje… aunque ya nos habían dicho antes de viajar a Alemania los propios SILVER FIST que tocarían sólo temas de los dos primeros ya que eran los que conocían los alemanes).

Foto: David Esquitino
Foto: David Esquitino

Pues nada, buen concierto de SILVER FIST (se nos hizo cortísimo, por cierto) que demostraron en el escenario de Lauda que en España sí hay por fin muy buenas bandas “nuevas” de puro heavy metal, y que el legado de MURO no desapareció tras aquellos dos conciertos de despedida en la sala Caracol… ni para los españoles ni para los “guiris” (y os aseguro que había más de dos, más de tres y más de cuatro alemanes con camisetas antiguas de MURO)… (…) Yo te seré por siempre fiel, caminaré envuelto en llamas de heavy metal, resistiré fundido a ti hasta el final (…)… ¡Por siempre metal, por siempre MURO, por siempre SILVER FIST!… Y recordar que el 1 de Julio repiten experiencia internacional en el festival Thrash´till death alemán (y quizás un par de ellos más de nuevo en Alemania y Holanda).

Pues nada, seguimos con las crónicas que el festival seguía calentito tras nuestra particular pica en Lauda…

Texto y Fotos: David Esquitino

AXEHAMMER

Tras ver a Silver y Cia., y una breve parada que aprovechamos para la enésima vuelta por los puestos, cervecita y algún gasto más en chapas, vinilos y camisetas, llegó el momento de ver en directo toda una leyenda del metal americano. Sí, otra de esas bandas que salió a principios de los 80, editaron un par de geniales demos, se disolvió y volvió a reunirse a finales del siglo XX para editar un par de discos muy dignos. Estos 4 “chavales” de Los Ángeles dejaron en casa la botella de oxígeno y la garrota, en especial los originales Bill Ramp (cantante) y Gerry Watt (guitarrista), para demostrar que “el que tuvo retuvo”. De hecho, no hubo más que ver salir al orondo y bastante estropeado vocalista Bill, con una muñequera de tachuelas hasta el codo y pegando un grito de impresión antes de comenzar el concierto (a modo de, supongo, predisponer a la gente para que no se fijaran en su aspecto sino en que su voz seguía estando en bastante buen estado… lo que demostró durante la casi hora completa que estuvieran sobre el escenario).

Foto: David Esquitino
Foto: David Esquitino

En definitiva fue una actuación magistral empañada por unos ligeros problemas de sonido, sobre todo al principio del concierto con los monitores del vocalista, que incluso dejo de oírse en algún momento. Eso sí, hay que reconocer que a veces Bill sí que echó en falta esa botella de oxígeno, más bien debido al sobrepeso que a la edad pero, anécdotas aparte, AXEHAMMER venían a presentar “Windrider” y a deleitarnos con sus clásicos de “Lord Of The Realm” disco editado en 1998 pero que se compuso y grabó en 1986, y doy fe que lo consiguieron a base de actitud, buenos temas, gran trabajo instrumental, en especial del ajado Gerry Watt (pero muy macarra pese a todo… ¡no se quitó las gafas en ningún momento!) y del batería Joe Aghassi (por cierto, completaba la formación el nuevo bajista, también de NEW EDEN, Horacio Colmenares) De su ultimo trabajo arrancaron con “Dancing With Demons”, para continuar con “Princess” de su primer trabajo, del cual también tocaron para cerrar la actuación “Lord Of The Realm” y el clasicazo “Axehammer” (digamos que en su “no versión” del 84, jaja). El resto de la actuación se baso en básicamente en su último trabajo “Windrider” con temas como “Power”, “Stand Up And Fight”, “Rise Up”, “Back For Vengance” o la propia “Windrider”.

Un concierto interesante de una banda que no se refugió sólo en la nostalgia para ganarse a un público bastante animado después de SILVER FIST y que con AXEHAMMER no hicieron más que continuar con la cuesta hacia arriba que fue el festival desde entonces hasta que RIOT dieron carpetazo final… Pero no nos adelantemos que ahora venía el, para mí, mejor concierto de todo el festival: Steve Grimmet dando vida de nuevo a ¡GRIM REAPER!

Set List:

  • Dancing With Demons
  • Princess
  • Power
  • Stand Up And Fight
  • Rise Up
  • Back For Vengance
  • Stand And Deliver
  • Windrider
  • Lord Of The Realm
  • Axehammer

Texto: Ignacio Navarro y David Esquitino

Fotos: David Esquitino

GRIM REAPER

Tras el buen concierto de AXEHAMMER nos preparamos para recibir otra buena descarga de heavy metal clásico, de la mano de una de mis bandas preferidas de la NWOBHM: los GRIM REAPER del genial Steve Grimmet. Comentar que en un principio el concierto iba a ser simplemente el propio Steve Grimmet tocando temas de GRIM REAPER pero finalmente tocaron bajo el nombre de su más mítica banda (recordar que también fue vocalista de ONSLAUGTH durante algún tiempo) y por ello no estaba más que él de la formación original de la banda. Aún así, hay que destacar a un genial guitarrista (Ian Nash de LIONSHEART) que nos dejó boquiabiertos a más de uno con la clase y calidad con la que tocó en todo el concierto, sin fallar una sola nota y clavando el estilo y sonido clásico de los temas de GRIM REAPER de siempre.

Foto: David Esquitino
Foto: David Esquitino

Cómo es lógico, el concierto se basó en los clásicos de los 3 discos de la banda (“See you in hell” del 83, “Fear no evil” del 85 y “Rock you to hell” del 87) y lo cierto es que fue de las bandas de todo el festival que mejor clavó sus canciones de siempre, ayudado sin duda por un excelente estado vocal de un Steve Grimmet bastante pasado de peso y vestido un tanto descuidado (iba en chándal y zapatillas debajo del abrigo largo). Todo comenzó de manera inmensa con un “Rock you to hell” que puso el pabellón patas arriba desde el principio y sobre todo despertó, ¡y de qué manera!, a todos los que andaban recelosos del concierto de GRIM REAPER. A partir de aquí, con muy buen sonido (de los mejores del festival), un grandísimo estado vocal de Steve Grimmet, y una reacción bastante entusiasta tanto de los fans como de los que simplemente querían conocer “a qué sonaba” un nombre clásico más de la NWOBHM (que de estos había unos cuantos en el festival), tuvimos una hora de heavy metal clásico de la mejor calidad de mano de temazos como “Night of the vampire”, “Rock me till I die” o la conocida y muy coreado “Fear no evil”. Para terminar el concierto, Steve nos reservó dos de los mejores temas de la banda como son “Waysted love” de “Rock you to hell” y el clasicazo “See you in hell” del 83, con el que definitivamente la guadaña terminó de cercenar las cabezas de los escépticos que aún quedaban en el pabellón.

Una pena que este concierto sí que fuera una reunión de esas únicas, para un concierto (o unos, que nunca se sabe pero muy pocos pese a todo) exclusivos y que, afortunadamente, sólo unos pocos tuvimos la ocasión de disfrutar. Yo ya puedo decir que he podido “berrear” “Rock you to hell” en directo (y “Long live the loud” de EXCITER, jeje), así que GRIM REAPER, ya puede usted venir a por mí que estoy preparado… Hablando en serio, de lo mejorcito del festival y posiblemente el mejor cantante que pasó por la sexta edición del KEEP IT TRUE.

Track list:

  • Rock You To Hell
  • Night Of The Vampire
  • Lust For Freedom
  • Wrath Of The Ripper
  • Rock Me Till I Die
  • Fear No Evil
  • Dead On Arrival
  • Matter Of Time
  • Wasted Love
  • See You In Hell

Texto y Fotos: David Esquitino

PARADOX

Tras todo un clásico de la NWOBHM, el conciertazo de Steve Grimmet y compañía, llega el turno de otro clásico, en este caso del Power Thrash germano, y además banda local ya que son originarios de Würzburg, la ciudad más grande cercana a Lauda (a unos 30 kilómetros).

Tras su vuelta a los estudios de grabación en el año 2000, nos presentaron un show lleno de fuerza y agresividad y es que tres guitarras sobre el escenario (el cantante Charlie Steinhauer también empuñaba un guitarra de flecha, jeje) dan para mucho y más si están para tocar unos temas de puro Power Metal (del de verdad) teutón y a caballo entre los primeros RAGE y los KREATOR más suaves, y con bastantes reminiscencias de los METALLICA de la época post-“Kill´em all” y pre-“basura years”. Arrancaron con “Paradox” y “Death, Screaming And Pain”, al igual que lo hace su primer disco de 1987, “Product Of Imagination”.

Foto: David Esquitino
Foto: David Esquitino

De este disco se tocarían un par de temas más, al igual que de su último trabajo hasta ahora, “Collision Curse” (2000). Y del fantástico “Heresy” su segundo disco, se tocaron 3 hasta temas: “Heresy”, “Search For Perfection” y el bestial “Crusaders Revenge”. Para terminar a modo de bis, todo un clásico del Heavy Metal, “Hell Bent For Leather” de los JUDAS, acompañados a la voz por Jacques Belanger (ya ex-cantante de EXCITER), para cerrar un gran concierto de puro y duro speed/thrash metal.

Set list:

  • Paradox
  • Death, Screaming And Pain
  • Heresy
  • Search For Perfection
  • Collision Course
  • Kill That Beast
  • Crusaders Revenge
  • Pray To The Godz Of Wrath
  • Overshadowed

  • Hell Bent For Leather

Texto: Ignacio Navarro

Fotos: David Esquitino

SOLITUDE AETERNUS

Tras los alemanes PARADOX tocaba esta mítica banda de Doom Metal de Texas pero el festival era muy largo y en algún momento había que cenar, descansar un rato e incluso dar una vuelta fuera del recinto. Había que elegir y le tocó a SOLITUDE AETERNUS y su propuesta demasiado pesada y lenta para lo que se nos venía a continuación a modo de cañonazo tras cañonazo (ROSS THE BOSS, EXCITER y RIOT). Me consta que por Alemania es una banda con mucho tirón (recordemos que en toda la crónica estamos hablando a nivel underground) y sus seguidores disfrutaron con su música de influencia 100% SABBATH… pero nosotros sinceramente no los vimos y como tal os lo decimos sin inventarnos crónicas o hacer un texto lleno de palabras pero vacío de contenido. Sinceramente, fue momento de bocata, birra, charla y paseíto por Lauda… Aún así, me dio tiempo a ver el último tema, “Fall”, que me pareció muy crudo, espeso y cargado de fuerza y espíritu Iommi.

Foto: David Esquitino
Foto: David Esquitino

Lo dicho, a tenor de la opinión de la gente que los vio, gran concierto, gran sonido y mucha potencia de los graves para uno de los adalides del doom metal junto con CATHEDRAL y bandas en la onda. Lo nuestro es el heavy clásico y cómo tal nos afilamos las tachas, “atusamos” la melena, colocamos bien el “marcapaquetes” de piel de oso y corrimos a las primeras filas para ver a quien dio mucho sentido y sonido a los primeros discos de MANOWAR (de hecho, todos sabíamos que eso era lo que íbamos a escuchar)…

Set list:

  • Haunting The Obscure
  • Days Of Prayer
  • Sightless
  • The Nineth Day
  • Lament
  • Seeds Of The Desolate
  • Scent Of Death
  • Guitar Solo
  • Destiny Falls To Ruin
  • Opaque Divinity
  • Falling

Texto y Fotos: David Esquitino

ROSS THE BOSS

A pesar de que actualmente MANOWAR tiene una formación consolidada desde hace muchos años, está claro que nunca han sido los mismos sin Ross The Boss y el sonido crudo, “pausado” y muy poderoso de su guitarra. En este concierto el propio Ross venía a reivindicar esos primeros años, que los liderados por Joe Demaio parecen tener algo olvidados, y por ello se rodeó de una competente banda (con matizaciones que luego comentaré pero bueno) para rendir tributo (porque en el fondo eso es lo que era este concierto, el de una buena banda tributo pero sin mirar mucho más allá) a los primeros MANOWAR y a unos discos que él mismo tuvo mucha culpa de que fueran “así”… Y es que, aparte de “Triumph of steel”, creo que todos estamos de acuerdo en que no hay comparación posible entre los primeros discos de MANOWAR y los últimos.

Tributo o “apropiación indebida” y, aparte de suspicacias y opiniones personales, lo suyo era disfrutar de más de una hora de canciones que, en su gran mayoría, la banda original ya no toca en directo y ni más ni menos que eso hicimos un montón de fanáticos de los neoyorkinos que pasamos casi una hora y media de verdadero éxtasis “truemetalero” de la mano de clasicazos de básicamente los cuatro primeros discos de MANOWAR (además los fueron tocando en orden cronológico, algo parecido a lo que los propios MANOWAR han hecho en giras pasadas)… Aunque mentiría si no digo que la mayoría echamos de menos al menos un par de canciones “populares” de “Fighting the world” y “Kings of metal”.

Foto: David Esquitino
Foto: David Esquitino

El concierto comenzó directamente a eso de las 21:30 con “Manowar” y desde el principio todos comenzamos a botar y a cantar todos los temas realmente épicos e hímnicos que poblaban “Battle hymns”, “Sign of the hammer” y demás. Ross está en buena forma física y musical y eso se notó en todo el concierto, aportando ese punto a los temas que la guitarra de Kart Logan (posiblemente mucho mejor guitarrista que Ross pero…) nunca logrará conseguir. Seguían cayendo como losas temas como “Shell shock”, la genial “Gloves of metal” o una epiquísima “Thor” que fue de lo mejorcito del concierto. Es cierto que la primera hora del concierto estuvo poblaba de temas demasiado lentos y épicos y por ello el concierto tardó un poco en despegar, pero a partir de “Army of inmortals” y sobre todo de “Kill with power”, la cuesta arriba fue imparable. Tras esta, tocaron uno de mis temas favoritos de la banda, una genial “Hail to England” seguido de ese sólo de bajo especial y temazo que es “Bridge of death” (el tema que cerraba majestuosamente el propio “Hail to Englad” hace ya más de 20 años). Para cerrar el concierto y a modo de bises, el único tema que tocaron de los dos discos más conocidos de la banda (los mencionados anteriormente), una conocida “Hail and kill” que, lógicamente, fue el tema más vitoreado del concierto, para cerrar definitivamente (y mucho antes de lo que todos pensábamos) con el clasicazo “Battle hymns”, uno de esos temas que tantas y tantas bandas de imitadores de MANOWAR y nuevos powermetaleros deberían escuchar una y otra vez para saber lo que significa hacer música épica (y además no habla de dragones y mazmorras, no).

En definitiva, gran concierto nostálgico y 100% tributo a una época olvidada que MANOWAR ya nunca van a recuperar… Por cierto, comentar que la banda que acompañaba a Ross me pareció bastante flojita en general, especialmente el batería (soso a más no poder), y el bajista que se había esforzado tanto en imitar a Joe Demaio que se le había olvidado estudiar lo más importante: su clase y fuerza tocando. El cantante bien en líneas generales aunque evidentemente ni siquiera intentó un sólo agudo de Eric Adams porque hubiera quedado en ridículo. Fue inteligente y prefirió aportar un punto épico y “potente” en las canciones en vez de intentar gritar como la bestia que es el inimitable Eric Adams.

Buen concierto de versiones que nos dejó bastante calentitos y de muy buen rollo para afrontar los que, creo, que eran los verdaderos cabeza de cartel de la noche: ¡EXCITER!

Set liste:

  • Manowar
  • Death Tone
  • Shell Shock
  • Gloves Of Metal
  • Secrets Of Steel
  • Thor
  • Mountains
  • Army Of The Immortals
  • Kill With Power
  • Hail To England
  • Bridge Of Death

  • Hail And Kill
  • Battle Hymn

Texto y Fotos: David Esquitino

EXCITER

Llegaba el momento álgido de la noche para la mayoría. Esta vez sí que sí se podía haber dicho: “Speed Metal to top, the harder band, the harder group, it call….. EXCITER!!!”.

Foto: David Esquitino
Foto: David Esquitino

Lo primero de todo es comentar, si no recuerdo mal, que tan solo ellos y SILVER FIST fueron quienes dispusieron de telón de fondo con el logotipo correspondiente (impresionante el telón de los canadienses, por cierto). Detalles aparte, la banda sonó potente como sólo ellos saben hacerlo, a pesar de empezar con unos pequeños problemas con los monitores, especialmente del batería Rick Charron, que retrasaron el comienzo de la actuación. Los liderados desde hace muchos años por el guitarrista John Ricci (que el batería y cantante original, Dan Beehler, hace tiempo que está fuera de EXCITER y haciendo también buen speed metal con sus BEEHLER), arrancaron con uno de los nuevos temas que están preparando para un próximo disco, “Massacre”. Aparte de éste se tocaron un par más de estas nuevas canciones: “Inmortal Fear” y “Evil Omen”, que sinceramente no suenan nada mal (puro EXCITER en unas tesituras un tanto más “modernas” pero 100% US/speed metal de toda la vida). De su última época (desde cuando regresaron en 1997) tocaron también “The Dark Command”, “Agressor” y “Violator”… pero, cómo cabía esperar, el peso del setlist recayó en sus 3 primeros discos, sus verdaderos clásicos y que más de uno debería no ya conocer sino enmarcar antes de presumir de parches, melenas y demás parafernalia sin conocer los discos básicos de ciertos estilos. De “Heavy Metal Maniac” (1983) tocaron el tema título, uno de los momentos más impresionantes de la noche, “Black Witch” y “Rising Of The Dead”. Del segundo “Violence & Force” (1984), el clasicazo “Pounding Metal”, todo una avalancha sonora, como si te golpearan en toda la cara… Además, nunca mejor dicho ya que al finalizar el tema, una baqueta de Rick impactó directamente en mi cara y me dejó noqueado durante unos segundos, jeje. Dejando anécdotas personales a un lado, de este disco también tocaron, como no podía ser de otra forma, “Violence & Force”, otro de los momentos mas bestiales en las primeras filas. Y de “Long Live The Loud” (1985), cayeron “Victim Of Sacrifice” y el himno por excelencia de los canadienses, y con el cual cerraron el concierto, “Long Live The Loud” (aunque en el set list había preparado otra canción para cerrar, nada más y nada menos que “Stand up and fight”… pero que se cayó definitivamente por falta de tiempo). La sorpresa de la noche vendría de la mano de “Rain Of Terror” del “Kill After Kill” (1992), ya que tanto de este disco como de sus dos predecesores “Exciter (O.T.T.)” y “Unveiling the Wicked” (pedazo de disco, por cierto) no suelen tocar nada.

Foto: David Esquitino
Foto: David Esquitino

En definitiva, pudimos ver una banda brutal sobre el escenario, con Rick Charron como una maquina a la batería, un enorme Rob Cohen (camiseta de “The dark command” y enorme bajo “Warlock” en ristre, durísimo al bajo), el “Demaio canadiense” (¡leñe, cómo me recordaba!) John Ricci liderando al grupo desde su guitarra (sencillo pero efectivo que se suele decir porque está claro que no hay que ser el más virtuoso para transmitir y mucho menos para dar caña desde las 6 cuerdas), y Jacques Belanguer (que comenzó el concierto en plan 100% Matrix, con levita negra y gafas de sol incluidas) afilado e hiriente a la garganta (una pena que recientemente haya abandonado de nuevo la banda).

EXCITER, como dice el coleguita Mon, se ganaron el premio V.P.A. (Violencia, Potencia y Agresividad) del festival. Además, me gustó mucho el detalle de que no es una banda que vive exclusivamente de su pasado sino que mira hacia delante pero sin despreciar su pasado, sonido y creencias metálicas 100% fieles a EXCITER. Pedazo de banda, inmensa leyenda y “un pasote” de concierto (aunque se hizo inevitablemente corto) completamente revienta cuellos y oídos, “cómo debe de ser” que esto no es laca y purpurina precisamente.

Set list de “EXCITER“:

  • Massacre
  • Dark Command
  • Rain Of Terror
  • Victim Of Sacrifice
  • Pounding Metal
  • Immortal Fear
  • Heavy Metal Maniac
  • Black Witch
  • Violator
  • Evil Omen (?)
  • Aggressor
  • Violence & Force
  • Rising Of The Dead
  • Long Live The Loud

Texto: Ignacio Navarro y David Esquitino.

Fotos: David Esquitino

RIOT

Y después de EXCITER cerraba el cartel y la sexta edición de Keep It True una banda genial pero que para los españoles no tenía ese halo legendario de, por ejemplo, las actuaciones de EXCITER, GRIM REAPER o DARKNESS, por aquello de que habían girado por España escasamente 3 semanas antes y el concierto fue muy similar. De todos modos, este detalle no empaña la buena actuación de lo liderados desde siempre por Mark Reale, pese a que se quedó a verles bastante menos gente que con EXCITER (ellos se lo perdieron que se suele decir… aunque hay que ser justos y decir que las fuerzas ya estaban muy, muy justitas después de un día completo de intenso festival –y los cuellos y las gargantas hacía muchas horas que se resentían, jaja-)

Foto: David Esquitino
Foto: David Esquitino

Al igual que en la gira española, el repertorio fue 100% de grandes éxitos aunque en este caso el vocalista Mike Tirelli volvió a exhibir esas maneras excesivamente afeminadas y “metrosexuales” que afortunadamente (y no me entendáis mal que supongo que la mayoría, sobre todo los que tuvisteis oportunidad de ver a la banda ya fuera en Atarfe hace un año o en los recientes conciertos pasados de la gira española, Bilbao, Madrid y Palencia, sabéis a lo que refiero) en el concierto de Madrid, que fue el que yo tuve oportunidad de ver, no mostró tan claramente como esta vez en Lauda. Aparte de este detalle, si queréis anecdótico (aunque a mí se me sigue haciendo raro cantar un tema como “Thundersteel” o “Glory calling” y pedir coros a saltitos y haciendo el símbolo de la paz con los dedos continuamente), la banda volvió a demostrar porqué llevan más de 25 años haciendo supremo rock, hard rock y heavy metal (que los neoyorkinos han tocado todos palos desde que comenzaran con “Rock city” allá por 1977). El único problema del concierto fueron ciertos fallos de sonido que empañaron por momentos la gran actuación de una banda genial (con mención especial al batería Frank Gilchrist, al guitarrista Mike Flyint y, pese a no perecerme para nada un buen frontman, a la genial voz de Tirelli… y esta vez Pete Perez estaba completamente sobrio, no cómo en Madrid, jeje) pero que aún así no hicieron que la nota del concierto bajara del notable alto en ningún momento.

Foto: David Esquitino
Foto: David Esquitino

Al igual que en España, comenzaron con la instrumental “Narita”, seguido del clásico “Johnny´s back” (comentar, por cierto, todos los problemas que su tour manager nos puso a los fotógrafos y sobre todo a los “cámaras” oficiales del festival que no pudieron grabar absolutamente nada de la actuación de los americanos de cara al DVD que todos los años se edita de cada edición del festival… de hecho, hasta el propio Mark Reale le reprendió un par de veces pero el “bigotudo” siguió erre que erre con que no se grababa “por sus cojones”, en fin…). A partir de aquí, fueron saltando de época en época y tiro porque me toca para ofrecernos desde temas más conocidos de su discografía como “Outlaw”, la coreada “Flight of the warrior”, una siempre roquera “Tokyo Rose” o el temazo “Angel eyes” (casualmente la que peor sonó con diferencia con unos acoples incomodísimos que se cargaron la magia del tema), como algunos “diferentes” como “Altar of the kings”, el temazo que abre “The brethen of the long house” (“Glory calling”) o la versión de “Burn” de DEEP PURPLE (que llevan haciendo RIOT desde hace muchos años en directo) que sonó realmente bien (muy bien cantada por Tirelli pese a que se ahorró totalmente los agudos originales de Glen Hugues). Para cerrar el concierto nos reservaron la pegadiza “Swords and tequila” (que en la gira española tocaban al principio del concierto) y el punto final en los bises lo pusieron la cañerísima “Thundersteel” (mucho menos seguida por la gente de lo que me esperaba pero es que, inevitablemente, quedaba muy poquita energía a eso de las dos de la madrugada, jeje) y el clásico “Warrior” (… Shine, shine on, warrioooor…).

En definitiva, buen concierto de RIOT pero que creo que no llegó al nivel de los que nos ofrecieron en Madrid, Bilbao y Palencia unos días antes. Además, se notó que eran la banda más “roquera” y menos underground del cartel porque en absoluto se vivió la locura entre el público que sí que se vio con otras bandas.

Set list:

  • Narita
  • Johnny’s Back
  • Twist Of Fate
  • Outlaw
  • Altar Of The King
  • Flight Of The Warrior
  • Tokyo Rose
  • Rock City
  • The Man
  • Glory Calling
  • Road Racin’
  • Hard Lovin’ Man
  • Burn (DEEP PURPLE-Cover)
  • Angel Eyes
  • Swords & Tequila

  • Thundersteel
  • Warrior

Texto y Fotos: David Esquitino

Bueno, y se acabó la sexta edición del Keep It True creo que con gran éxito de público y bandas y dejando a todos con muy buen sabor de boca… Y eso que me sigue pareciendo una pena (aparte de algo muy especial, una cosa no quita la otra) que haya que hacer muchísimos kilómetros para poder disfrutar de ciertas bandas, de ciertos tipos de cartel y, en definitiva, de una manera muy concreta de entender nuestra música… Por cierto ¿esos ANGELUS APATRIDA o CENTINELA para 2007 será mucho pedir?… Ya lo veremos entonces, ¡Hasta el año que viene, Keep It True!