Inicio Lanzamientos A-Z MAD MAX – Night of white rock

MAD MAX – Night of white rock

0
VHALDEMAR - Straight To Hell
Century Media - SPIRIT ADRIFT - Enlightened In Eternity
AYRA - Silent Veil
VHALDEMAR - Straight To Hell
Century Media - SPIRIT ADRIFT - Enlightened In Eternity
AYRA - Silent Veil

Después de un disco de “semi resurrección” cómo fue “Never say never” de 1999, aquí tenemos el verdadero nuevo trabajo de esta mítica y genial formación alemana de mediados de los 80 (el anterior era más bien un disco en solitario de Michael Voss, cantante y líder, y el batería Axel Kruse que un disco como tal de Mad Max pese a que llevara el nombre del grupo en la portada).

Tras la disolución de la banda allá por 1989 (tras un genial pero menos heavy que los tres anteriores, “Night of passion”), y los múltiples proyectos, bandas, producciones y demás en los que han estado involucrados los miembros de la banda, por fin en 2005 se ha producido la esperada reunión (que ellos mismos comentan que nunca pensaron que realmente iba a tener lugar como tal). Entre todos estos proyectos (porque todos tienen mucho que ver con lo que contiene el nuevo disco como ahora comentaré), tenemos que destacar: Por parte de Michael Voss sobre todo a Casanova, Silver (con Gary Barden a la voz) o Vossi (con el propio guitarrista de Mad Max , Jürgen Breford), las tres más melódicas y AOR que su banda madre, pero de exacto gusto exquisito por el hard rock y las melodías elegantes (y dejamos constancia también de su estancia con BONFIRE y sus trabajos como productor de multitud de bandas). Después, el paso de Axel Kruse por los también melódicos alemanes JADED HEART (con los que grabó precisamente su último trabajo de reciente aparición); y finalmente TANNER, otra formación de hard/heavy melódico alemana que formó Jürgen Breforth a principios de los 90 (con la particularidad de que cantaban en alemán).

Todo esto lo comento porque precisamente este “Night of white rock” suena mucho más a esas bandas que a los originales MAD MAX , que tiraban por ese hard/heavy típicamente alemán (incluimos aquí a PRETTY MAIDS aunque sean daneses, ¿no?) de bandas de mediados de los 80 cómo SINNER, VICTORY, los primeros BONFIRE o los propios SCORPIONS. Esto no es negativo, en absoluto, porque el disco básicamente es hard rock maduro, AOR incluso por momentos, con gran sonido, melodías geniales y mucho feeling pero es cierto que adolece (salvo en canciones concretas) de esa fuerza, ese estilo más festivo y gamberro y ese punto mas heavy de lo que fueron sus cuatro primeros trabajos (su etapa clásica, vamos). Las guitarras siguen siendo potentes y el estilo que prima es un hard rock europeo de toda la vida, pero el disco es mucho más suave (que no flojo), tiene un lógico punto más actual en varios momentos pero la impresión final es que estamos escuchando algo clásico, de regusto añejo aunque con la inevitable calma que aportan los años (el que esto sea positivo o negativo ya es cosa de los gustos de cada uno). De todos modos, el principal cambio no lo encontramos aquí sino precisamente en las letras o orientación de la banda en sí que podemos intuir desde el propio título. Digamos que han tornado sus inquietudes roqueras, sus letras más festivas y heavies y su estilo más desenfadado y 100% ochentero por un punto cristiano y unas letras bastante religiosas (y esto sí que no me convence nada… a nivel personal, nada más, que quede claro). De hecho, desde el título, la propia portada flanqueada por una gran cruz, títulos como “To hell and back again”, “Bad day in heaven” o la propia “Night of white rock”, nos acordamos inevitablemente de Stryper y de hecho, al pinchar el propio CD, nos damos cuenta de que hay bastante de la banda americana (afortunadamente sólo de los viejos tiempos, jeje) en este nuevo disco de MAD MAX.

Puntualización hecha aparte (y sin darle más importancia de la que tiene al igual que no lo he hecho cuando he comentado algún disco de Stryper ), tenemos que decir que el nuevo disco tiene un nivel muy alto (se nota sin duda la calidad, gusto exquisito y experiencia de los músicos que forman parte de él), la producción del propio Michael Voss es perfecta (con cada instrumento en su punto justo, dando protagonismo a buenas guitarras, como siempre fue seña de identidad de MAD MAX en la época que fuera, y coros hardroqueros que enriquecen sin duda todos los temas, y consiguiendo ese sonido pegadizo y preciosista de todos los trabajos en los que está involucrado) y va a gustar tanto a los seguidores antiguos de la banda que estén metidos en el hard rock (a los más macarras seguramente no tanto), cómo a los que desde siempre han preferido el AOR y sonidos no tan duros a la hora de escuchar rock (¿fans de Casanova?… jeje).

En cuanto a los temas del disco podemos comentar muy a grosso modo que quizás los que más tienen que ver con el estilo clásico de la banda (y los que más gustarán sin duda a los que esperan otro “Rollin´thunder” o “Stormchild”) son la primera “To hell and back again” (pese al asustante inicio totalmente industrial y al punto algo más actualizado en guitarras, un temazo de hard/heavy de toda la vida, de regustillo 100% Bonfire y con ese ritmo pegadizo y bailón que tienen todos los temas buenos de hard rock), “Upon my soul” (una de las más guitarreras, muy clásica y de las que más van a recordar a los primeros años de la banda) y la propia “Night of white rock” (también más cercana a sus discos de los 80 aunque algo más melódica y con estribillos geniales y cargados de ese feeling hardroquero tan particular). El punto más netamente hardroquero está representado por Homeless” (muy, muy pegadizo y comercial y justo en el punto medio entre el hard rock europeo y americano), “Hope to see you” (con los teclados muy presentes, 100% melódica y con un punto musical que recuerda sin duda a la parte menos heavy de Stryper ) y “Losing it again” (más suave y casi a medio tiempo pero con melodías muy pegadizas, buenísimas guitarras y un tempo y estilo 100% Bonfire de nuevo). Tampoco faltan las baladas y medios tiempos, muy típicas de este tipo de discos cercanos al AOR, que en este caso son “Unbelievable” (bonita, de ritmo in crecendo, de exquisito gusto y que te va a hacer acordarte sin duda de Bon Jovi desde la primera tecla pulsada hasta el último toque vocal de Michael Voss en esta), “Sign” (un medio tiempo más guitarrero y de tono completamente AOR), “Bad day in heaven” (una balada más sosilla aunque con detalles sonoros curiosos durante la canción como el teclado del principio, la mezcla entre guitarras acústicas y eléctricas o el punto de los coros). Para terminar citamos “Raise your voice” (quizás el tema que más se sale de la tónica general del disco por su punto más roquero pero sobre todo actualizado y de producción más moderna) y el final a modo de nana final acústica o algo así que es, cómo el propio título indica, “Just a melody” .

Para rematar, resumo la crítica diciendo que este es un discazo de hard rock, con un gusto exquisito por las melodías y las buenas canciones sin pisar demasiado el acelerador. Entrar a discutir si es un digno sucesor de la primera etapa de la banda y del sonido y estilo de los cuatro primeros discos de MAD MAX es una tontería. Pienso que desde “Mad Max” (1982) hasta “Night of white rock” (2005-2006) ha habido una evolución personal y musical de los miembros que comenzaron la banda y nada más y nada menos que esto es lo que se refleja en este nuevo disco de los alemanes. En definitiva, si os gustaba Mad Max (teniendo claro que ahora no hacen heavy) y sobre todo si os tiran bandas como Casanova, Bonfire, Bon Jovi o Stryper , seguro que el disco os convence… ¡Ah!, y a los que el hard rock os parece muy moñas (por mucho que lleve el nombre que lleve en la portada), este no es vuestro disco…

David Esquitino david_esquitino@rafabasa.com
www.rafabasa.com y “Corsarios del metal”
(Domingo de 22:00 a 24:00 en Radio Enlace, 107.5 fm y www.radioenlace.org )

Track list de “Night of white rock”:

  1. To Hell and Back
  2. Losing It Again
  3. Hope To See You Again
  4. Unbelievable
  5. Sign
  6. Homeless
  7. Raise Your Voice
  8. Upon My Soul
  9. Bad Day In Heaven
  10. N.O.W.R.
  11. (Just a) Melody