Inicio Noticias Reportaje FERIA DEL DISCO DE BARCELONA 2005

FERIA DEL DISCO DE BARCELONA 2005

0
LIVE VUVUZELA.ES
Century Media - PAIN OF SALVATION
LIVE VUVUZELA.ES
Century Media - PAIN OF SALVATION



Documento sin título


Cartel

IV feria internacional del disco.

FIDISC, 4, 5 y 6 Noviembre 2005

Palau Sant Jordi (Sala anexa), Montjuïc

Un año más, henos aquí, cual templarios fieles en busca del santo grial. La cita obligada nuevamente se volvió a celebrar, y como cada año, hay cosas positivas, y negativas. Desde luego, las ferias del disco en Barcelona, que hace unos años eran de las más importantes del mundo, (ahora ya no lo sé), no son lo que eran. Desde que al amigo Jordi Tardà le hicieron una putadilla los mandatarios pertinentes, se ha desentendido del asunto, dejando el legado en manos de otra gente. Esta nueva gente, tiene menos contactos, y menos mano a la hora de celebrar este evento, no olvidemos que Tardà lleva décadas en esto de la radio, y es un melómano compulsivo. Espero que algún día vuelva y se retome donde se dejó.

Foto: Mónica León
Foto: Mónica León

En cada feria, hay cosas que triunfan, y otras que se vienen abajo. Este año, uno más, volvió a triunfar el vinilo. De un tiempo a esta parte, los cd y lp compartían la balanza, pero este año no, lo cual denota que la feria se ha tornado especializada en este formato. Así que la gente que viene aquí a comprar el último trabajo de tal o cual artista de moda, ya se puede ir comiendo un poquito los mocos, por que se va a aburrir.

Foto: Mónica León
Foto: Mónica León

Han desaparecido pues, las grandes tiendas que ocupaban 10 o 12 stands, y si han venido, ocupan menos y su material es más especial. En cambio, las tiendas pequeñas han copado toda la atención. Se han echado en falta aquellos stands dedicados exclusivamente a THE BEATLES o a Elvis. También tiendas de Sudamérica. Del extranjero había tiendas italianas (con precios carísimos!!!!), inglesas, (con vinilos ultra interesantes), del resto del estado, y la gran triunfadora sin duda, fue una alemana llamada “Number Two”, con gran surtido en Lp y 7″ de Metal. De nuestro movimiento cultural, a parte de esta tienda alemana, destacaría el stand de Heaven Cross, con piratas de DREAM THEATER por un tubo a buen precio, y un gran surtido de compactos progresivos.

Un formato que este año también está bastante en boga, han sido la venta de cd promocionales, curioso cuanto menos, pero eran varias las tiendas que los vendían.

Foto: Mónica León
Foto: Mónica León

El recinto este año ha cambiado, dejando a un lado el Palacio Alfonso XII o la Estación de Francia, donde los presentes pillábamos unas pulmonías del copón gracias a las corrientes de aire que atacaban por oriente y occidente. Un pabellón anexo al Palau Sant Jordi ha sido el elegido, ha pesar de no estar muy bien comunicado, para la gente que veníamos en coche era todo un placer, ya que se podía aparcar en cualquier lugar. El recinto, muy acogedor, muy limpio y muy cómodo, así que chapó para la organización en este aspecto. Detalles negativos, pues los grupos que tocaban, bastante pocos y bastante…. como decirlo sin herir susceptibilidades…, ya se, bastante alejados de nuestro rollo. El bar escandaloso, un crousang 2 €, a partir de ahí, id multiplicando. Sorpresiva fue la ausencia de cajeros automáticos, al menos yo no vi ninguno. Y bueno, poco más, son detalles, así que para el año que viene ya sabéis, venid con pasta, y bien comidos.

Foto: Mónica León
Foto: Mónica León

La verdad es que este año había menos stands, y con precios carisimos, pero lo que había era bastante especializado. Y dejando de banda lo más general, os paso a relatar mis aventuras consumistas. Entraron en mi saco algunas cosas realmente valiosas, como el Maxi americano “Whiplash” de METALLICA (me niego a poner lo que me ha costado, por salvaguardar mi estabilidad emocional y mi integridad física), y ese maxi desconocido de IRON MAIDEN: “Live!! + One!”, solo editado en Japón, y años después en Grecia con algún tema más; por supuesto también obviaré el entrar en detalles monetarios.

Foto: Mónica León
Foto: Mónica León

Había una tienda donde había mucho Heavy Metal español de los ’80, sobretodo en formato 7″, a un precio escandaloso. Un amigo encontró allí un 7″ bastante complicado de encontrar de JUPITER, y lo curioso es que el mismo encargado de la tienda se sorprendió al ver el precio, solo 5€. “Soy el vendedor más tonto de todo el recinto”, afirmó, yo lo corroboré. Una cosa interesante de hacer, y que poca gente tiene en consideración, es el trastear por tiendas que nada tienen que ver con el Metal, de vez en cuando te encuentras alguna joya. Esta vez yo encontré en Lp el directo de BARON ROJO, “Baron al rojo vivo”, por el módico precio de 10€, era una tienda que vendía mucha pachanga y cosas así.

Foto: Mónica León
Foto: Mónica León

Una vez realizado el primer repaso en busca de joyas, solo te queda buscar cosas más habituales para amortizar los 6€ de la entrada. Yo aconsejo dar 3 vueltas, una de inspección, para familiarizarte con el campo de batalla, otra en plan águila total, seleccionando bien tus compras, y la tercera en plan buitre carroñero, dejando ya el resto.

Foto: Mónica León
Foto: Mónica León

Uno de los platos fuertes de esta feria, siempre han sido las subastas. Este año, poquita cosa, pero quiero destacar dos cosas curiosas. La primera, es que sale a subasta un pelo de John Lennon por 1000 €. Así que allí fui yo a ver el pelo; veo un cuadro muy majo, con una foto de John, con un certificado, y con una medallita en medio, y dentro de la medallita estaba el pelo, pero… no un pelo cualquiera no, el tamaño del pelo no llegaba ni a 1 cm!!!!!!! Joder, a este paso, con un pelo se sacan 8000 €, lo dividen en parcelas, y no veas que negocio. Ojalá mis pelos se subastasen así, la de dinero que estoy desperdiciando cuando me ducho.

Foto: Mónica León
Foto: Mónica León

La otra cosa curiosa, es el primer disco de BLACK SABBATH, el cual viene firmado por Ozzy, no se si se podrá apreciar en la foto, pero la firma es para verla, con caligrafía de parvulitos, muy chungo, de verdad.

Foto: Mónica León
Foto: Mónica León

Y bueno, esto es todo lo que dio de si. Volveremos, eso seguro, pero cada año va a menos, se ha notado un receso en la gente que viene, y un aumento cada vez más bestia en los precios, dos factores que los organizadores se deberían plantear. Sea como sea, la hucha vacía habrá que volver a llenarla para el año que viene. La rueda no se puede parar.

Foto: Mónica León
Foto: Mónica León

Texto: Àlex Sánchez Cerro

Fotos: Mónica León.

Para ver las fotos a mayor tamaño, pinchar sobre ellas.