Inicio Lanzamientos A-Z ROB ROCK – Holy Hell

ROB ROCK – Holy Hell

0

¡Cuanto me alegro de que por fin ROB ROCK empiece a ser considerado como se merece en este injusto mundo del rock n´roll y el heavy metal en el que vivimos! (no confundir con Bob Rock, productor de Metallica entre otros, que no será la primera vez, jeje). El genial cantante americano lleva 20 años dedicado al heavy metal más auténtico y dando voz a algunos de los discos más importantes de formaciones como Impelliteri, Axel Rudi Pell o Joshua, además de la joya con la que debutó allá por el 86 con ese superbanda que se llamó M.A.R.S. (Tony Macalpine, Tommy Aldridge, ROB ROCK y Rudy Sarzo) con la que grabó aquel disco maravilloso llamado “Project Driver”. Pues bien, hemos tenido que esperar a que grabara tres discos en solitario para que el gran público empezara a conocerle, en fin…

“Holy hell” es su tercer disco en solitario y en él encontramos una perfecta mezcla entre el estilo más clásico de su maravilloso “Rage of creation” de 2000 y los toques algo más suaves e incluso power de un “Eyes of eternity” que convenció menos a nivel general. Digamos que con “Holy hell” ha cogido lo mejor de ambos discos (la fuerza y el punto clásico del primero y la melodía y frescura del segundo) para dar forma al que tiene que ser el disco que relance de verdad el status de culto que siempre ostentó este alumno aventajadísimo de la escuela Dio.

Para la grabación de este disco ha vuelto a contar con la ayuda de Roy Z (productor, guitarrista y co-escritor de varios temas de los dos primeros trabajos en solitario de Rob… además de sus trabajos con Halford y Bruce Dickinson entre otros) y se nota. Me explico, el sonido quizás es menos potente en “Holy hell” pero gana en nitidez, melodía y ritmo. Además, este disco lo ha grabado Rob sin su “banda americana”, como la llama él, ya que ha sustituido a los músicos americanos que le acompañaban en los últimos años (aunque los guitarristas Rick Renstrom y Bob Rossi sí han colaborado en el disco) por músicos suecos. También, ha grabado en Europa (concretamente entre Suecia y Dinamarca) y todo ello se nota en el sonido del disco que se ha tornado “más europeo”, creo que no hay otra manera de explicarlo. Lo mejor es que ha sabido cambiar un punto el estigma más roquero y hardroquero de su estilo por una manera de hacer heavy metal más a “nuestro modo” en Europa, pero todo ello manteniendo su rol de heavy metal clásico y melódico y sin perder un ápice de su identidad y personalidad y esto creo que ha sido muy positivo para que “Holy hell” sea un disco importante.

Supongo que decir ahora que en el disco lo que más destaca es la voz de ROB ROCK es un poco evidente pero tenemos que decirlo… y no parar de hacerlo. Al igual que en todo trabajo de Dio te quedas maravillado observando todos los matices vocales, tonos diferentes entre agudos y graves, subidas y bajadas… que nos puede ofrecer, con ROB ROCK ocurre algo similar. Puede gritar muy alto, desgarrar la voz, ofrecernos su vertiente más melódica o desplegar todo ese feeling que sólo los grandes tienen, pero en todo momento prevalece la clase más exquisita, el tono potentísimo pero tremendamente nítido y magnético y esas ganas por cantar y modular antes que chillar sin más. No se, este cantante me tiene maravillado y “Holy Hell” no es más que otra buena prueba de que a ROB ROCK hay que ir colocándolo cada vez más cerca de Dio, Dickinson, Halford, Coverdale y demás porque cada vez tiene menos que envidiarles. Por cierto, aparte de Rob, quiero destacar al gran Bobby Jarzombek (ex Halford, Iced Earth y Riot entre otros… y ahora con Painmuseum) que ha grabado las baterías (pese a que en los créditos aparezca Andreas Johansson que es el batería de gira) y su trabajo es excelente, algo más comedido de lo que nos tiene acostumbrados, pero sustituyendo potencia bruta por un ritmo exquisito y una calidad superlativa que te tiene moviendo los pies y la cabeza sin parar mientras la voz de Rob te acaricia los tímpanos ya sea gritando o susurrando. El resto de músicos que han grabado el disco (los guitarristas Daniel Hall y Carl Johan Grimmark, y el bajista Andreas Olsson) han hecho un gran trabajo pero creo justo destacar a Rob y Bobby como los “protas” de este disco.

Supongo que nos queda comentar algo de las canciones en sí, la portada que es realmente impresionante, cerrar la crónica y a casa, ¿no?. Bueno, bromas aparte, quiero destacar, aparte de lo dicho anteriormente, la excelente portada que muestra un trabajo de exquisita calidad desde la misma presentación (no os quiero comentar lo que ganaría la portada en vinilo, jeje). En cuanto a las canciones tengo que decir que el estilo del disco oscila entre todos los palos que se pueden observar dentro del heavy metal melódico en su faceta más clásica y roquera, santo y seña de la carrera de ROB ROCK desde los años de M.A.R.S. Así, vamos pasando de cielo a infierno entre las más cañeras como pueden ser “Slayer of souls” (tremendo cañonazo de heavy metal puro y duro para comenzar el disco y con ROB ROCK demostrando porqué es tan grande), la homómina “Holy hell” (bastante melódica y clásica), “I´m a warrior” (“versión” del “Warrior” de Impelliteri, un tema muy roquero y pegadizo que a mi me sigue recordando al “Nasty reputation” de Axel Rudi Pell cada vez que lo oigo); las más comerciales y “facilonas” como “Calling angels” (más cercana al estilo de su disco anterior) o “The revelation” (esta más hardroquera y pegadiza); ejemplos de lo que significa heavy metal melódico de calidad al estilo de Impelliteri o Malmsteen como “First winds of the end of time” (muy guitarrera aunque algo rimbombante para mi gusto), “When darkness reigns” (muy melódica y con trabajo vocal de lujo) o “Lion of Judah” (más épica que el resto de todos modos); y una balada muy roquera y en tesituras incluso de AOR llamada “I´ll be waiting for you” que deja muy buen sabor de boca. En la edición “normal” del disco viene además un corte llamado “Move on” pero no os puedo decir mucho de esta porque en la versión promocional no aparece.

Bueno, pues esto lo que os puedo contar según mi punto de vista sobre este último trabajo de ROB ROCK llamado “Holy hell”. Creo que es un disco de muchos, muchos quilates aunque, por sacarle algún fallo, quizás adolece un punto del toque directo, roquero y macarra de “Rage of creation”. De todas formas, un disco fantástico que tiene que contribuir definitivamente a subir a ROB ROCK al puesto que se merece y bajar de una vez a tantos cantantes de tres el cuarto con mucho más caché que Rob pero que están a un nivel infinitamente inferior en cuanto a voz, clase, historia, experiencia y saber hacer que este genial y humilde vocalista. Siempre los más grandes son los que menos ruido hacen pero la mayoría de la gente no se entera… perdónales, Dio, porque no saben lo que hacen.

David Esquitino david_esquitino@rafabasa.com,
www.rafabasa.com y “Corsarios del metal”
(Domingo de 22:00 a 24:00 en Radio Enlace, 107.5 fm y www.radioenlace.org)

Track list de “Holy hell”:

  1. Slayer Of Souls 03:32
  2. First Winds of the End of Time 04:01
  3. Calling Angels 04:47
  4. Holy Hell 02:59
  5. Lion of Judah 04:38
  6. I’m a Warrior 03:37
  7. I’ll Be Waiting for You 04:49
  8. When Darkness Reigns 05:14
  9. The Revelation 03:55
  10. Move On 05:12