Inicio Lanzamientos A-Z NOUMENA – Absence

NOUMENA – Absence

0
Century Media - LIQUID TENSION EXPERIMENT
SMITH/KOTZEN
Century Media - BAEST - WITHERFALL - EYEHATEGOD

Segundo álbum de esta banda finlandesa cuyo extraño nombre procede del romanticismo idealista concebido en la mente del filósofo alemán del siglo XVIII, Immanuel Kant. Según Kant el “Noumenon” es una realidad desconocida e indescifrable. Bajo esa misma teoría “Noumena” sería el plural de dicho término. Todo esto que en realidad puede carecer de trascendencia alguna para cualquiera que escuche su música, da sin embargo una idea del tipo de concepto como grupo que estos escandinavos pretenden aunque tal vez no logren transmitir.

Noumena crecieron en un pequeño pueblo finlandés, llamado Ähtäri. Tras varias maquetas y un álbum de debut llamado “Pride/Fall” con el sello australiano Catharsis Records, fueron definitivamente captados por el gran mecenas del metal escandinavo, Spikefarm. La formación se ha mantenido intacta desde sus inicios, es decir: Antti Haapanen, voz solista, Ville Lamminaho y Tuoka Tuomela, guitarras, Hannu Savolainen, bajo y Ilkka Unnbom, batería, aunque bien es cierto que en algunos temas les acompaña la voz femenina prestada por una amiga intima del grupo, llamada Hanna Leinonen.

“Absence” es un disco curioso por el modo en que se fusionan el death más oscuro con ciertos elementos del nuevo metal gótico y otras yerbas del metal europeo en la actualidad, aunque ciertamente su música me recuerda más a las bandas clásicas de heavy metal de los ochenta. Las voces son otro cantar, y nunca mejor dicho: Corrosivas y guturales como salidas de una caverna en el infierno.

El disco se abre con “The End of the Century”, una apocalíptica descarga de casi cinco minutos donde queda suficientemente claras las intenciones de esta banda finlandesa. La melodía es sencillamente genial. La voz abrupta de Antti desgarra todo el conjunto. Un inicio francamente soberbio.

“Everlasting Ward” es un tema mucho más épico. Muy sencillo en la construcción, pero tremendamente efectivo. En esta ocasión hay voces limpias en mitad de la canción. Las guitarras fluyen paralelas como en los mejores tiempos del metal de los ochenta.

El tercer tema, “The First Drop” navega más o menos en las mismas aguas, pero se queda a medio camino en su propósito. Un riff sencillo y una melodía muy clásica.

Hay una tremenda angustia de fondo en la siguiente canción “Slain Memories”, donde por primera vez hace su aparición la voz femenina de Hanna Leinonen. También Antti canta limpio, dándole un aire folk gótico ciertamente interesante.

Más madera. En “A Day To Depart” es inevitable acordarse de Iron Maiden. Aunque por momentos se dan un aire con unos Children of Bodom pelín más folkies. Uno de esos típicos temas de metal donde incluso parece escucharse el chasquido de las espadas al cruzarse en el aire.

En “Prey of the Tempter” hay otra especie de batalla entre la voz limpia y la voz gutural. Una especie de lucha entre el bien y el mal no conclusa. Uno de las canciones más sinuosas y enrevesadas del disco, pero demasiado tediosa en su conjunto.

Otro tema para los amantes del metal más clásico: “Here We Lie” es sin embargo uno de los temas menos conseguidos del disco para mi gusto. Continúa sin moverse un ápice, la línea marcada desde el principio, lo que comienza a parecerme un poco aburrido.

“All Veiled” confirma la tremenda homogeneidad de todo el disco. A estas alturas ya nos hemos aprendido la lección. Los riffs no distan demasiada diferencia entre sí, y las voces guturales ya han dejado de ser una sorpresa para convertirse en una repetición, solamente alterada por los cortes que de vez en cuando ofrecen guitarras limpias de distorsión.

“The Dream and the Escape” confirma la cita anterior. El tono general del disco, que comenzó ya de por si muy delimitado, aunque fresco en su concepción, ha terminado por crear un grotesco auto plagio en los últimos temas del disco.

Por fortuna, el tema que cierra, “The Great Anonymous Doom” recupera la esencia de los primeros cortes del disco, y nos deja un mejor sabor de boca. Debido a la escasa amplitud en recursos, un álbum que ha comenzado bien se ha ido atascando poco a poco, hasta acabar redundando en una especie de repetición de si mismo.

Agridulce debut para mi juicio. Si en el futuro no se definen más claramente, probablemente pasarán sin pena ni gloria. Están en un terreno que no es tierra de nadie. Toman prestado un poquito de todas las tendencias del nuevo metal europeo, pero deben de definirse y ampliar sus registros. El disco acaba haciéndose cansino, aunque hay tres o cuatro buenos temas, sobre todo los primeros, que les deberían servir como acicate para mejorar.

Jesús Solera

TRACKLIST:

  1. The End Of The Century
  2. Everlasting Ward
  3. The First Drop
  4. Slain Memories
  5. A Day To Depart
  6. Prey Of The Tempter
  7. Here We Lie
  8. All Veiled
  9. The Dream And The Escape
  10. The Great Anonymous Doom

ANKHARA - Premonicion KIVENTS REYLOBO - El Octavo PecadoEVANESCENCE - The Bitter TruthROCK GUITAR EXPERIENCE
ANKHARA - Premonicion
REYLOBO - El Octavo Pecado
EVANESCENCE - The Bitter Truth
KIVENTS
ROCK GUITAR EXPERIENCE