Inicio Lanzamientos A-Z CRIMINAL – No Gods No Masters

CRIMINAL – No Gods No Masters

0
Century Media - LIQUID TENSION EXPERIMENT
SMITH/KOTZEN
Century Media - BAEST - WITHERFALL - EYEHATEGOD

La capital de Chile es Santiago, y de allí provienen
CRIMINAL. Ciertamente no es un lugar demasiado dado a sacar bandas de música
de cualquier tipo, pero… ciertamente, puede ser un lugar perfecto para la
creación de música extrema. Tienen un nombre más que consolidado
en hispano América y ha llegado el momento de dar el salto al viejo continente.
Tras lanzar un álbum de gran éxito a mediados de los ’90,
“Victimized”, su núcleo, formado por Rodrigo Contreras a
la guitarra y Anton Reisenegger (voz y guitarra) deciden asentarse en Londres,
contactando con prestigiosos músicos de dicha escena, como Zac O’Neil
(Extreme Noise Terror) en la batería, Robin Eaglestone (ex-Cradle Of
Filth) en el bajo y Mark Royce (ex-Entwined) en los teclados. La brutalidad
de los miembros fundadores, conjugado a la técnica y experiencia de los
nuevos miembros, dio un nuevo rumbo a su sonido, haciéndoles participar
en los festivales más prestigiosos de Europa.

“No Gods No Masters” ya es la cuarta entrega de
dicha formación, un trabajo descarado que les ha de aupar con un nombre
dentro de la escena extrema internacional. Cada uno de los temas de este trabajo
avalan su calidad.

“Aberration” es el inicio, disipando cualquier
duda de posible piedad. Una batería a todo trapo nos da la bienvenida
a su ofensiva. Interludio a medio tiempo machacón, con solo y teclados
ambientales en tercer plano, que nos prepara para un in crescendo que nos devuelve
a la normalidad. “Consumed” es un tema bastante influenciado por
los viejos SEPULTURA del “Arise”. Este, como casi todos los temas,
en la parte instrumental o del solo, se ralentiza, para desmadrarse de nuevo
a la entrada de la voz.

“No Return” cuenta con un doble bombo a ultra piñón
fijo, y un estribillo bastante melódico, muy en plan sueco, con unos
pequeños toques de teclado. “Deconstruction” es puro Thrash
Metal, y por favor, escuchad el solo y el final del tema y no me digáis
que no os recuerda a un disco llamado “Kill’em All”. “Violent
Change”, con su título lo dice todo, un ritmo muy a lo PANTERA
nos adentra en un caos que da sonido a la locura. “Tidal Wave” es
una instrumental de apenas dos minutos, para dar una pequeña tregua,
de cara a afrontar “Downfall”, corte donde la voz se vuelve más
áspera y grave, con un final donde los teclados ambientales cobran gran
protagonismo.

“Idol” sigue en la tónica anterior, más
agresivo y machacón, con una base que me ha recordado a los añorados
DEATH. El trío final empieza con “Dark Half”, ritmo marcado,
estrofas cortas, desembocando en un desafiante estribillo de la escuela SLAYER.
“Faceless” nos devuelve a cuentagotas esas melodías tan bien
dosificadas, en esta ocasión me han recordado un poco a SOILWORK. Para
acabar, “Heresy”, como no podía ser de otra manera, de forma
brutal e hiper rápida.

La labor de Zac en la batería es fantástica,
con multitud de cambios y ritmos variopintos repletos de redobles, que dan colorido
a la base de cada uno de sus temas. La voz de Anton, como el estilo de CRIMINAL,
se mueve entre dos aguas: no tan ruda como los grupos de Death o Black, pero
bastante más agresiva que los viejos grupos de Thrash. Las guitarras
son brutales y a la vez claras, y las solistas se muestran técnicas y
precisas, dando el toque melódico a su propuesta.

Sus apenas 40 minutos hacen que su escucha en ningún
momento pueda saturar, es más, dada las cantidad de influencias y cambios
entre brutalidad y melodía, se pasa volando. Para haceros una idea, meted
en una batidora todos los grupos mencionados en la crítica, y obtendréis
CRIMINAL. Nada malo puede salir de aquí.

Álex Sánchez
alex_sanchez@rafabasa.com

ANKHARA - Premonicion KIVENTS REYLOBO - El Octavo PecadoEVANESCENCE - The Bitter TruthROCK GUITAR EXPERIENCE
ANKHARA - Premonicion
REYLOBO - El Octavo Pecado
EVANESCENCE - The Bitter Truth
KIVENTS
ROCK GUITAR EXPERIENCE