0
RESURRECTION FEST 2018 - Días 11, 12, 13 y 14 de Julio - Viveiro, Galicia
IRON MAIDEN - Sábado 14 de Julio de 2018 - Wanda Metropolitano Stadium
DOWNLOAD FESTIVAL MADRID
RESURRECTION FEST 2018 - Días 11, 12, 13 y 14 de Julio - Viveiro, Galicia
IRON MAIDEN - Sábado 14 de Julio de 2018 - Wanda Metropolitano Stadium
DOWNLOAD FESTIVAL MADRID
RESURRECTION FEST 2018 - Días 11, 12, 13 y 14 de Julio - Viveiro, Galicia
IRON MAIDEN - Sábado 14 de Julio de 2018 - Wanda Metropolitano Stadium
DOWNLOAD FESTIVAL MADRID

 

SÓLSTAFIR

+ ESBEN AND THE WITCH + OBSIDIAN KINGDOM

Miércoles 26 de Noviembre de 2014 – Sala Caracol – Madrid

Otra oportunidad más. Otra noche para los desgraciados y proscritos. Otra noche para los incomprendidos musicales. Otra noche más en nuestro haber para la mejor música que uno puede experimentar. Esta vez, la noche vendría recogiendo el post-doom, ese que pasa por sludge, lo técnico, lo espiritual y lo creativo. Además, casualidades de las bandas, mejor no podían recogerse cada uno de estos matices: ESBEN AND THE WITCH con un toque más post-rock, nuestros paisanos OBSIDIAN KINGDOM con esa creatividad y originalidad inetiquetables y por supuesto, la frialdad y desesperación de SÓLSTAFIR. Todo hacía indicar que los proscritos musicales tendríamos una gran noche.

OBSIDIAN KINGDOM  

La velada no pudo comenzar más puntual. Daban justo las 19:30 de la tarde cuando ante la sorpresa de todos hacían acto de presencia OBSIDIAN KINGDOM sobre las tablas de la sala Caracol, cuando en un principio estaba previsto que la noche la abrieran los británicos ESBEN AND THE WITCH. Esto no gustó, como es natural. La banda barcelonesa tiene muchísimo tirón en la capital, y tras su reciente fichaje por Season Of Mist había muchísimas ganas de verles a su paso por España embarcados en su primera gran gira europea, a la que seguro que seguirán otras muchas. Era una ocasión realmente especial, y mucha gente se lo perdió por motivos laborales, que siempre lastran en mayor o menor medida a las bandas teloneras especialmente en conciertos entre semana. Aun así, no se puede decir que para cuando los barceloneses tomaban la escena no hubiera gente, ni mucho menos. Me sorprendió y mucho palpar el gran ambiente que había desde primerísima hora, incluso con bastante gente desplazada desde Barcelona para estar con sus chicos en una de las fechas marcadas en rojo del tour. Por supuesto, la larga ausencia de SÓLSTAFIR por nuestra geografía ayudó a que la expectación fuese máxima, y a la postre la experiencia inolvidable.

OBSIDIAN KINGDOM es una banda muy refinada en estudio, pero un martillo pilón en directo. Sus conciertos son toda una caja de sorpresas, una amalgama atmosférica y emocional que te lanza arriba y abajo hasta acabar rendido ante el hervidero que se presenta ante nuestros ojos, donde hay cabida para momentos que van desde la más íntima improvisación hasta el más absoluto frenesí de partes que van desde el drone hasta el más rabioso black metal. Lo que la banda catalana ofrece es una experiencia musical absoluta, completa, y ese espectáculo ‘avantgarde’ fue lo que la banda nos ofreció el Miércoles ante una capital entregada al grupo.

Su concierto tuvo de todo, pero especialmente un sonido conseguidísimo y muy reforzado de bajos, como mandan los cánones. El set estuvo dividido más o menos en 2 partes, una primera muy electrónica donde el sintetizador de Zer0 Æmeour Íggdrasil fue el claro protagonista, y donde se repasó su último EP de remezclas “Torn & Burnt”, y una segunda parte donde su set tornó más orgánico con temas de “Mantiis”, cerrando con la locura de “Ball-Room” y “And Then It Was”, exactamente como había comenzado. Es obvio que el juego de luces pudo haberse mejorado mucho, y que incluso con alguna proyección su descarga hubiese ganado todavía más enteros, pero la ocasión esta vez era diferente y OBSIDIAN KINGDOM estuvieron muy por encima de su rol.

Setlist OBSIDIAN KINGDOM:

  • And Then It Was (Oktopus remix)
  • Last of the Light
  • The Nurse (Larvae remix)
  • Awake Until Dawn (Necro Deathmort remix)
  • Cinnamon Balls
  • Endless Wall
  • Fingers in Anguish
  • Ball-Room
  • And Then It Was

Texto: Jorge del Amo Mazarío

 


 

ESBEN AND THE WITCH

Poco más de 15 minutos después de OBSIDIAN KINGDOM le llegaba el turno a ESBEN AND THE WITCH, una banda que me era totalmente desconocida y que supo captar tanto mi atención como la de gran parte del público con su propuesta minimalista, a medio camino entre el ‘indie rock’, el ‘shoegaze’ y desarrollos de un ‘doom/ stoner/ dub/ electro’ pesado y enfermo, todo en formato trío, con un sonido inmenso y una puesta en escena simplista, tanto en iluminación como en escenificación.

Su repertorio consistió en los 4 primeros temas de “A New Nature”, su último trabajo, tocados en orden y con la pasión y confianza de quien apuesta 100% por su material. La figura de  Rachel Davies centra toda la atención del grupo, ya no sólo por su preciosa voz, sino también por su fuerza escénica y el profundo trance en el que se sume en su actuación. Una banda que como digo gustó, y que aportó mucho a la variedad de sonidos que tenía que culminar con unos SÓLSTAFIR que ya tenían la sala casi hasta arriba para su esperado regreso a los escenarios españoles. Madrid esperaba impaciente.

Setlist ESBEN AND THE WITCH:

  • Press Heavenwards!
  • Dig Your Fingers In
  • No Dog
  • The Jungle  

Texto: Jorge del Amo Mazarío


 

SÓLSTAFIR

Con una Caracol a rebosar hacían acto los islandeses SÓLSTAFIR, con ese look tan original y ese impacto visual tan wild west al más puro estilo tundra negra. Y es que no todos los días uno puede ver a tres dandis en estado puro sobre el escenario. Sæþór Maríus Sæþórsson y su inamovible sombrero con esa peculiaridad en la forma de tocar tan característica del que nace con un banjo bajo el brazo. Svavar Austman representando la combinación perfecta entre Axl Rose y entrevista con el vampiro. Aðalbjörn Tryggvason a medio camino entre el rock y el dramatismo shakesperiano. Siempre es gratificante ver algo nuevo ahí arriba.

Los islandeses nos sorprenden desde el principio con “Köld” cuando podríamos esperar el típico primer tema de su último disco. Sin embargo, desde el comienzo tenemos a Tryggvason desgarrando su voz y destilando esa desesperación tan dolora carterística de su tono. “Lágnætti” nos trae lo que esperábamos, ese piano atmosférico inicial que envuelve a la sala en un halo de espiritualidad y silencio. Intercambian posiciones y le sigue “Rismál” y “Ótta” os aseguro que un servidor ya se podía ir a su casa a gusto con ese inicio tan característico y personal de SÓLSTAFIR. En “Rismal” nos pide un respetuoso silencio inicial para poder clavar ese comienzo a capella. Pocas veces he vivido tanto silencio en una sala, no solo en ese instante inicial que nos pidió Tryggvason, sino durante todo el concierto. Cada pasaje más íntimo era tomado con un respeto por parte del público que sorprendía escuchar la caja registradora y no los comentarios de la gente. Y con “Lágnætti” el alma matter ya ha sacado a pasear su juguete favorito, un aparato electrónico que coloca en la zona de las cuerdas para emitir ese sonido tan alargado y modulable según la nota presionada en el mástil. A día de hoy sigo sin saber qué es eso ni como se llama, pero, yo no lo había visto directo antes. Para “Ótta” Sæþórsson se cuelga el banjo y nos sumergimos en ese paraje oscuro y desértico que también sabe pintar SÓLSTAFIR. Al fin y al cabo están pintando su vida, su isla, su país.

Solo a partir de “Ótta” Tryggvason pareció soltarse un poco y comenzar a comunicarse con el público. Emergió poco a poco la figura más cínica y de humor negro sin nada de reflexiones filosóficas y algún que otro comentario y frase típica del gremio.

Para “Dagmál” se desenfunda su guitarra y se pone una gorra al más puro estilo militar – y VILLAGE PEOPLE también, todo sea dicho – y nos toca la fibra sensible de una sala que ya ha sucumbido a ambos encantos. Al musical y al personal. Poco a poco el cantante islandés se va soltando más y nos habla de su país, de nosotros, de su banda y de sus giras. De sus palabras me sorprendieron algunos datos: llevaban cuatro sin venir a España y cuando telonearon a SWALLOW THE SUN en 2010; pero también dijeron que era su primera gira por Europa como cabezas de cartel. Siempre diré que el negocio de la música es muy caprichoso, pero no deja de sorprender como unos reconocidos SÓLSTAFIR a punto de cumplir 20 años y con 4 discos previos muy reconocidos en la escena no haya podido dar el salto antes.

“We cannot go without playing arenas negras” sirve para introducir su aclamado “Svartir Sandar” justo antes de retirarse a camerinos. Volvieron con “Fjara” de aquel split tan olvidado que pasó tan inadvertido y la única en inglés, “Goddess of the Ages”.

Aquella noche el que abajo suscribe disfruto de una noche única, puesto que es innegable el carácter bastante peculiar, especial y único de SÓLSTAFIR. Y también sirvió para respetar un poco más si cabe esa voz tan dolorosa de Tryggvason pero para respetar más si cabe aún, todo lo que no es voz en esa banda. Un lujo de creaciones musicales.

SET LIST

  • INTRO: Náttfari
  • Köld
  • Lágnætti
  • Rismál
  • Ótta
  • Þín Orð
  • Dagmál
  • Náttmál
  • Svartir Sandar
         ————
  • Fjara
  • Goddess of the Ages

Texto: Jorge Carcamo

Fotos: Jorge del Amo Mazarío (Jorge_del_amo@rafabasa.com) – Twitter: @Jorge_del_amo

Para ver las fotos a mayor tamaño, pinchar sobre ellas.

 

 

 

 

 

 

Artículo anteriorCrítica del CD de GORMATHON - Following The Beast
Artículo siguienteEntrevista con el vocalista de AQUELARRE, Icko Viqueira

SIN COMENTARIOS

DEJA UNA RESPUESTA

Los comentarios que incluyan insultos o faltas de respeto no serán admitidos por la Dirección de RafaBasa.com.